eldiario.es

Menú

El humo vuelve a los bares

Tras acatar la ‘ley antitabaco’ casi completamente, un porcentaje de fumadores vascos se ha confiado y ha vuelto a encender el cigarrillo en aquellos lugares en donde está prohibido.

Algunos ayuntamientos asumen la competencia y otros señalan al Gobierno como responsable.

- PUBLICIDAD -
Un cartel señala en la entrada de los establecimientos de hostelería la prohibición de fumar en su interior./eldiarionorte.es

Un cartel señala en la entrada de los establecimientos de hostelería la prohibición de fumar en su interior./eldiarionorte.es

Aquellos tiempos en los que la gente fumaba en un restaurante, como la cosa más normal del mundo, parece que han pasado y hoy en día es raro ver a alguien sacar el puro o el cigarrillo al final de una comida. También se ha convertido en gratificante costumbre el llegar a casa, después de estar toda la noche de fiesta, sin un ápice de olor a tabaco. Pero tras el subidón inicial y el cabreo de los fumadores, las autoridades, o quienes se dedican a controlar que se cumpla la Ley Antitabaco, muchos fumadores y algunos hosteleros se han relajado y el humo está reapareciendo en los bares y restaurantes vascos.

Ya han pasados tres años desde que entró en vigor la llamada Ley Antitabaco y parece que, tras un periodo en el que se llegó a acatar casi completamente, un porcentaje de fumadores vascos se ha confiado y ha vuelto a encender el cigarrillo en aquellos lugares en donde está prohibido. Desde que entró en vigor la Ley 42/2010 el 1 de enero de 2011, varios sectores fueron los que se mostraron en contra, entre ellos los hosteleros, quienes durante este periodo han achacado parte de la bajada de sus ingresos a la aplicación de esta Ley. Sin embargo, asociaciones como ‘ nofumadores.org’ o ‘¿Por qué nosotros no?’ han estado años luchando porque se creara una legislación que prohibiese fumar en lugares públicos.

En estos momentos, la misión de estas organizaciones antitabaco es tratar de que se cumpla la Ley vigente y desde sus respectivas páginas de internet animan a poner en conocimiento de la Administración de la Comunidad Autonómica correspondiente el incumplimiento de la misma, para lo que cuentan con un formulario redactado para ese propósito. Tras recibir la denuncia, el organismo competente estudia el caso y decide si procede realizar una inspección para comprobar los hechos denunciados y si la inspección corrobora el incumplimiento de la Ley del tabaco, la Administración abre un expediente sancionador.

En estos momentos en Euskadi existen solo tres casos de expedientes abiertos que se encuentran en tramitación. Desde el Departamento de Salud del Gobierno vasco recuerdan que los inspectores de Sanidad “no trabajan en horario nocturno”, que es cuando se dan la mayoría de los casos de incumplimiento de esta ley, por lo que “es muy difícil contrastar que se esté fumando en un local”. La Administración advierte de que se trata de “su palabra contra la nuestra”, por lo que la única manera de constatar que en un bar se está fumando es que se avise a las fuerzas de seguridad competentes de que se está produciendo una ilegalidad en el local. Y a partir de aquí es cuando se produce el reparto de competencias.

Sanidad recuerda que los inspectores no trabajan en horario nocturno, por lo que es muy difícil constatar que se esté fumando en un local

A la Dirección de Juego y Espectáculo correspondiente del Departamento de Seguridad del Gobierno vasco le corresponde la inspección y control de los locales de espectáculos públicos y actividades recreativas con aforo superior a 700 personas, esto es, lugares en los que se celebran grandes eventos deportivos, fiestas o conciertos.  Así, es competencia de los Ayuntamientos el control en los locales con un aforo de menos de 700 personas.  Algunos municipios, como el de Irun en Gipuzkoa, reconocen que desde la Guardia Municipal se remiten los casos denunciados por los ciudadanos al Departamento de Salud, qué es el que lo gestiona mediante sus inspectores. Aunque sí que es verdad que los casos denunciados en este municipio desde el año 2011 solo suman seis.

Sin embargo, ayuntamientos como el de Eibar aseguran que a “ellos no les corresponde esa responsabilidad, por lo que la Guardia Municipal no ha puesto ninguna multa de estas características”. En este caso se produce un pequeño vacío legal, por lo que si no corresponde ni a la policía municipal, ni a la Ertzaintza ¿Quiénes son los responsables de hacer cumplir la nueva ‘Ley Antitabaco’ en estos municipios?

Según el Gobierno “se trata más de un tema de concienciación ciudadana y personal” que de un tema de quien controla a los ciudadanos, por lo que también “es parte de la misión de los hosteleros controlar que no se fume en su local”.

La Asociación de Empresarios de Hostelería de Gipuzkoa reconoce que, aunque “son casos aislados”, sí que es verdad que en algunos municipios y en “casos puntuales” como en fiestas la gente fuma en los bares. La organización ‘nofumadores.org’ admite que en Euskadi  “hay un cumplimiento muy general”, aunque sí que existen casos, en poblaciones pequeñas “donde todos se conocen” que se permite a los clientes fumar. Los hosteleros creen que la ley “se está aplicando bien”. Sin embargo, desde las asociaciones denuncian que la mayoría de inspecciones que se realizan tienen resultados negativos porque creen que los dueños de los locales son avisados antes de que los inspectores de Salud realicen la inspección.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha