Sobre este blog

Este contenido está realizado por o para un anunciante y no interfiere en la información de eldiario.es/andalucia

Sol de Andalucía y biomasa de olivar jiennense para la cerveza más verde y sostenible

Proyecto para una distribución sostenible ensayado en Sevilla.

0

Solo las empresas que apuestan por la sostenibilidad a largo plazo pueden perdurar más de 150 años. Eso piensan en Heineken España que, junto a sus icónicas marcas como Heineken®, Cruzcampo, El Águila y Amstel, continúan en su empeño de lograr un mundo mejor. Así, la compañía tiene en Andalucía proyectos que la han convertido en la cervecera que lidera las iniciativas en sostenibilidad.

 Este compromiso se plasma en la estrategia 'Brindando un mundo mejor', alineada con los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU, que aplica localmente para centrarse en las áreas donde puede ejercer un impacto más positivo. La estrategia se apoya en tres pilares: reducir sus emisiones de CO2 para ser neutra en carbono, maximizar la circularidad y cuidar de las fuentes de agua de las que se nutren sus fábricas. Tres objetivos cuyos proyectos de referencia se localizan en Andalucía, donde la compañía continúa apostando por amplificar sus acciones en sostenibilidad medioambiental y social, a través de la Fundación Cruzcampo. Así, con motivo de la celebración del Día Mundial del Medioambiente el próximo 5 de junio, Heineken España comparte su ambición por ser la cervecera más verde.

La primera cervecera cero emisiones netas en producción

Su planta de Jaén ya es la primera cero emisiones netas de España y la mayor de Europa, aprovechando recursos tan locales y únicos como el sol de Andalucía y la biomasa de olivar. De este modo, evita la emisión a la atmósfera de 4.000 toneladas de CO2 al año y ha convertido los restos de poda de los olivares que hay alrededor de la fábrica en un recurso energético que aporta un ingreso extra a los agricultores. 

Con esta iniciativa la compañía quiere convertirse en la primera cervecera en ser cero emisiones netas en producción antes de 2025, cinco años antes del objetivo que se ha marcado la compañía a nivel global. Es más, aspira a ser neutra en carbono en toda la cadena de valor en 2040, para lo que ha dado grandes pasos para lograr sus objetivos en producción. 

La primera con electricidad exclusivamente renovable

Con el objetivo de reducir sus emisiones, la compañía trabaja para incrementar el porcentaje de energías renovables que utiliza en sus fábricas, que actualmente es más del 40%, mientras que, en el caso de la electricidad, es el 100%. Es la primera cervecera en España que lo consigue, lo que suponen más de 4.200 millones de cañas cada año elaboradas con el poder del sol.

Desde la compañía explican que “este hito ha sido posible gracias al proyecto desarrollado junto a Iberdrola para construir una planta fotovoltaica en El Andévalo (Huelva), más grande que la isla de Formentera”. En ella se genera toda la electricidad necesaria para las fábricas y oficinas de la compañía en España, que solo utilizan este tipo electricidad con un origen verde.

Fábricas que devuelven el 100% del agua que usan

La empresa busca las 4 R: reducir, reutilizar, recuperar y reciclar todos los materiales y recursos que usa. Como el agua, que es el 95% de una cerveza. Para ello, ha invertido cerca de 15 millones de euros entre 2014 y 2020 para cuidar sus fuentes. Como resultado, desde 2008 ha reducido en más de un 33% el agua que consume y trata el 100% de la residual del proceso de elaboración.

La compañía ya devuelve el 100% del agua que contienen sus cervezas a las cuencas de los ríos que nutren a sus fábricas. Casi una década antes del objetivo que se había marcado a nivel global para países con estrés hídrico como España. Este reto se ha conseguido gracias a los proyectos Doñana, Albufera y Jarama, que engloban las cuatro fábricas que tiene la compañía, consiguiendo de esta forma alcanzar el balance hídrico neutro en el proceso de producción. La cervecera devuelve más de 1.900 millones de litros de agua, o lo que es lo mismo, 8.000 millones de cañas de cerveza de 25 centilitros, una cantidad muy superior al agua que contienen todas las cervezas que elaboran en España. 

Distribución más sostenible

El uso de vehículos menos contaminantes, como eléctricos e híbridos, y el transporte colaborativo son las iniciativas para apostar por la sostenibilidad en la distribución. Desde 2010 ha logrado reducir la intensidad de sus emisiones de CO2 casi una cuarta parte.

En paralelo, ha puesto en marcha otro proyecto que también nace en Andalucía, en concreto en Sevilla. Se trata de un proyecto de movilidad sostenible, Última Milla, en colaboración con el Ayuntamiento de Sevilla con el objetivo de extenderse a otras ciudades, y que busca evitar la emisión a la atmósfera de más de 21.450 toneladas de CO2 cada año.

Un 75% de ingredientes de cultivos sostenibles

Por otra parte, la empresa fomenta la agricultura sostenible a la hora de buscar sus materias primas y la relación con los productores locales. Con este compromiso ha logrado ya que se elaboren sus cervezas con un 93% de ingredientes locales de gran calidad, el 78% de ellos procedentes de cultivos sostenibles certificados bajo protocolo SAI (Sustainable Agriculture Initiative).

Desde la empresa explican que “Heineken España utiliza la potencia de sus marcas para elaborar cervezas que le gusten al mundo, a las personas, pero también al planeta”. De este modo, la compañía, en su camino por convertirse en la cervecera “más verde, trabaja para contribuir al progreso de las comunidades, haciendo que la sostenibilidad y la responsabilidad guíen todas sus acciones”. 

Sobre este blog

Este contenido está realizado por o para un anunciante y no interfiere en la información de eldiario.es/andalucia

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats