Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
Los líderes del G7 apoyan el plan de Biden para un alto el fuego en Gaza sin avances
Análisis - El bulo de Miguel Ángel Rodríguez, la última bala contra el fiscal general
Opinión - Ayuso, azote de la corrupción (ajena). Por Esther Palomera

Gran Canaria, isla para vivir la naturaleza

Disfrutando de un trekking en familia.

0

Si bien el archipiélago canario siempre ha sido objeto de deseo como destino final para el turismo de playa, también es cierto que con la entrada del nuevo siglo, el turista que viaja hasta este privilegiado rincón ha cambiado notablemente. El típico turista playero de tumbona y sol ha dado paso a otro turista más activo que, además de buscar el disfrute de las maravillosas playas de estas islas, persigue el desconectar de la vorágine de las grandes ciudades y descubrir nuevos lugares a través de diversas actividades deportivas y lúdicas como el senderismo o la escalada.

Gran Canaria es un claro ejemplo de este notable cambio, algo que vemos claramente en eventos como el popular e internacional Gran Canaria Walking Festival (https://www.grancanariawalkingfestival.com/es/), que este año se celebrará del 24 al 27 de octubre, y que atrae anualmente a cientos de aficionados desde todos los rincones del planeta.

Sin embargo, para que un lugar se convierte en destino ideal para la practica de estas actividades se requiere algo más que un entorno atractivo, paisajes cautivadores y un clima inigualable, con temperaturas cálidas y moderadas todo el año. Se precisa de una infraestructura y organización para que la estancia sea agradable y este a la altura del lugar. Para ello se han preparado una red de hoteles y casa rurales para que los “turistas activos” puedan relajarse y recuperar fuerzas después de una dura jornada de actividad.

Actividades y descanso

Gran Canaria Natural & Active (https://www.grancanarianaturalandactive.com/es/) ofrece este entramado de estancias con encanto que además de descansar te permiten degustar de un pedazo de la cultura, la historia y la gastronomía de la isla. Hoteles y casas rurales estratégicamente situadas para que te sirven, además, como punto de operaciones para poder realizar numerosas rutas y disfrutar de diversas actividades.

Un claro ejemplo es el Hotel Rural Fonda de la Tea (http://hotelfondadelatea.com/), situado en uno de los pueblos más bonitos de España, Tejeda, el punto más alto de la isla y Reserva de la Biosfera. Una vivienda histórica del siglo XIX reconvertida y adaptada a las necesidades actuales que ofrece al visitante las mejores vistas posibles del Roque Bentayga. Su situación la hace ideal para disfrutar de la escalada, el mountain bike o el senderismo. De hecho, hay numerosas rutas que parten desde Tejeda como la que nos lleva hasta el Roque Nublo (1.813 metros). Visita imprescindible, sin duda alguna. Desde Tejeda nos dirigiremos hasta el parking de la Degollada de la Goleta que es desde dónde nace la ruta clásica hasta este monumento natural tan característico de Gran Canaria, y desde este parking subiremos sin perdida hasta el Roque Nublo. Un recorrido de algo más de 13 kilómetros que no podemos pasar por alto. Otra posibilidad es el recorrido que nos lleva , pasando también por La culata, hasta el mirador de la Cruz de Timagada antes de regresar a Tejeda nuevamente.

Otra opción es el Hotel La Aldea Suites (https://www.laaldeasuites.com/), un pequeño refugio entre el mar y la montaña, entre parques naturales protegidos donde volver a conectar y dejarse enamorar de la naturaleza de Gran Canaria. Su privilegiada situación nos ofrece la oportunidad de disfrutar de rutas de interior más “camperas”, o rutas recorriendo la costa, como por ejemplo la que desde La Aldea nos llevará a El Roque tras algo menos de cuatro kilómetros. La variedad es increíble, y tenemos recorridos más largos como el que nos lleva al Cortijo de Linagua tras recorrer 14 kilómetros o el que nos permitirá descubrir Hoya de Artejévez (7 kilómetros aproximadamente). Estos dos últimos son recorridos solo de ida, algo a tener en cuenta.

Otro punto de descanso que podemos elegir es el Hotel Rural Las Calas (https://www.hotelrurallascalas.com/es/), una casona original del año 1800 reinventada desde el modernismo, a la que abrazan las montañas de la Vega de San Mateo en un paisaje de medianías. Un edificio con un diseño contemporáneo que nos hace vivir la perfecta fusión de la piedra y la madera, con pinceladas étnicas de culturas lejanas como la árabe. Desde este entrañable rincón, una vez más, los recorridos en bici y el senderismo se vuelven las principales actividades para disfrutar de un entorno privilegiado. Rutas que sorprenderán como la que nos lleva hasta la Hoya del Gamonal, tierra de la flor de mayo leñosa, señalada por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza como una de las doce especies de flora y fauna más amenazadas del mundo, o el recorrido lleno de contrastes que guiará nuestros pasos por la Degollada de Becerra y Cueva Grande.

El Hotel Rural Las Longueras (https://laslongueras.com/) también es un punto ideal para establecer nuestro “campo de operaciones”. El olor de los naranjos y de sus cultivos tropicales son los protagonistas en la Casa Roja de Agaete, como es conocida esta mansión construida como residencia otoñal. Un lugar anclado en el valle en medio de la naturaleza que armoniza lo tradicional y lo moderno. Su cercanía con la costa lo hace ideal para disfrutar de numerosas actividades acuáticas como el buceo o de recorridos por el interior. Destacamos la ruta por el valle de Agaete, y que nos lleva por el camino de Tamadaba, empleado por los romeros que suben a Tamadaba a buscar la rama, además de subir a la montaña de Birbique, característica por el picón rojizo y las cuevas horadadas en su ladera. Otra ruta a destacar es la clásica conocida como ruta Tamadaba Circular que va desde San Pedro Agaete a Tamadaba.

Finalmente, no podemos olvidarnos del Hotel Rural La Hacienda del Buen Suceso (https://www.haciendabuensuceso.com/es/), una casona canaria rodeada de plataneras que desprende paz y tranquilidad, a apenas unos minutos del emblemático casco de Arucas. La finca más antigua de Canarias, de arquitectura colonial, que ha conquistado a escritores, celebridades, artistas y personalidades públicas de todo el planeta. Además de esa sensación de desconexión y paz que transmite, esta finca esta situada en un lugar estratégico cerca de Arucas y de la costa por lo que se pueden disfrutar tanto de actividades acuáticas como de espectaculares paseos a pie, o incluso a caballo. Recorridos como el que discurre por Lomo Riquinanez llegando hasta la Estación Radionaval de los Picachos, o la ruta circular desde El Puertillo y que nos lleva por un precioso camino de acantilados y vías navegables costeras. Rutas tan diferentes como cautivadoras.

Para los que valoran la intimidad

Para aquellos que prefieren pasar unos días más íntimos alejados del resto de viajeros existe la opción de hospedarse en una casa rural. Aquí, el abanico para elegir es incluso mayor. Gran Canaria Natural &Active tiene a disposición del viajero una extensa red de casas rurales, casi una veintena, entre las que elegir por toda la isla.

Si optamos por la zona norte de la isla, la oferta es muy variada y extensa. Encontraremos diferentes casas rurales en prácticamente todos los municipios más septentrionales de la isla. En Valleseco, por ejemplo, nos encontramos la casa rural Casa de La Virgen (https://casadelavirgen.com/casa-de-la-virgen-2/) y la casa rural El Pajar de Casa de La Virgen (https://casadelavirgen.com/pajar-casa-de-la-virgen/), dos opciones perfectas para disfrutar de numerosas rutas en torno a la localidad de Valleseco y el verde y frondoso barranco de la Virgen, con sus maravillosos bosques de laurisilva.

En el municipio de Moya, en el extremo norte de la isla, se localizan la casa rural Finca Doramas (https://www.grancanarianaturalandactive.com/es/casas-rurales/54-casa-rural-doramas), la casa rural El Drago (http://www.casarural-eldrago.com/las-palmas/gran-canaria/es/), la casa rural María Luisa (https://www.grancanarianaturalandactive.com/es/casas-rurales/78-casa-rural-marialuisa) o la casa rural Natura Canaria (https://naturacanaria.eu/) donde podremos descansar y desconectar, además de usar como punto de partida para adentrarnos en una mundo rebosante de naturaleza y vida.

Destacamos la ruta de Los Volcanes Recientes de Moya, un recorrido de 11 kilómetros que nos llevará por puntos emblemáticos de la isla como el Montañón Negro o la Caldera de Los Pinos de Gáldar. A destacar también el recorrido circular del camino de la montaña de Pajaritos, o las rutas circulares que pasan por el yacimiento arqueológico la Montañeta, Los Dragos y el barranco de Azuaje.

No podemos pasar por alto tampoco la cara rural Casa Tamadaba (https://www.casatamadaba.com/), situada cerca de la playa de El Risco de Agaete, en la costa noroccidental, y dentro del Parque Natural de Tamadaba (Reserva de la Biosfera de Gran Canaria de la UNESCO). Una zona donde disfrutar tanto del mar como de preciosas rutas costeras, así como de otras que dirigen nuestros pasos al interior de la isla como el camino al Charco azul: a media distancia entre Agaete y La Aldea de San Nicolás se encuentra el Charco Azul, un sencillo recorrido hasta uno de los charcos más emblemáticos de Gran Canaria en un enclave espectacular.

Finalmente, en esta zona norte tenemos la casa rural Los Escobones (https://www.grancanarianaturalandactive.com/es/casas-rurales/48-casa-rural-los-escobones), en Santa María de Guía, y en pleno Parque Rural de Doramas, un paraje impresionante de verde intenso desde donde podremos disfrutar de las mismas rutas que si partiésemos de cualquiera de las casas rurales de Moya anteriormente citadas.

Si optamos por hospedarnos en la zona centro, para disponer de todas la isla a una distancia más asequible, las opciones disponibles pasarían por, si elegimos el municipio de Tejeda, la casa rural Serafín (https://hotelfondadelatea.com/casa-rural-serafin/), la casa rural El Rincón del Nublo (https://www.grancanarianaturalandactive.com/es/casas-rurales/55-casa-rural-el-rinc%C3%B3n-del-nublo) o la casa rural Las Cáscaras (https://www.grancanarianaturalandactive.com/es/casas-rurales/31-casa-rural-las-cascaras). Obviamente, desde aquí tendremos a tiro de piedra todas las rutas, caminos y circulares que tiene como elemento estrella el característico e imperdible, Roque Nublo, aunque también existen otras muchas rutas a otros lugares que bien merecen al pena visitar como La Culata o Cruz de Timagada.

Desde la Vega de San Mateo, donde tenemos la casa rural Tres Almendros (https://www.grancanarianaturalandactive.com/es/casas-rurales/70-casa-rural-tres-almendros) y la Casa del Moral (https://www.grancanarianaturalandactive.com/es/casas-rurales/65-casa-rural-la-casa-del-moral), parten recorridos tan variados como “disfrutables” como el que nace en Degollada de La Capellanía, pasando por la Cruz del Gamonal y nos lleva a San Mateo, o el que utilizan los romeros de la Vega de San Mateo cuando se dirigen a la Fiesta del Pino y que nace en el municipio de la Villa de Teror.

En Valsequillo encontramos Casa Tajinaste (https://www.grancanarianaturalandactive.com/es/casas-rurales/80-casa-tajinaste), en los límites del Parque Natural de la Caldera de Los Marteles, y la casa rural El Palmito (https://www.grancanarianaturalandactive.com/es/casas-rurales/63-casa-rural-el-palmito), rodeada de un paisaje propio de zona volcánica y exuberante vegetación endémica. El principal punto de interés de esta zona, y hasta el que nos llevaran varias rutas, es, sin duda, la caldera de Los Marteles, con un diámetro de 550 metros.

En el extremo sureste de la isla, en Santa Lucía de Tirajana, tenemos disponibles la casa rural La Longuera de Tirajana (https://www.casaruralengrancanaria.com/), una vivienda construida en 1865, pero recientemente reformada y decorada, y el Eco-Cottage “The Moon of Santa Lucía” (https://www.grancanarianaturalandactive.com/es/casas-rurales/71-eco-cottage-the-moon-of-santa-luc%C3%ADa), bastante aislado, pero a tan solo diez minutos andando de Santa Lucía. La variedad de trekkings disponibles en esta región es fantástica. Algunos de carácter histórico como el de La Fortaleza que nos lleva por la Fortaleza Grande, escenario del último episodio de la larga resistencia de los isleños a las tropas castellanas a finales del siglo XV, o el que nos lleva hasta la Cruz del Siglo, que domina la región con 964 metros de altura, y donde se puede disfrutar de unas vistas impresionantes.

En el extremo este de la isla nos topamos con las casas La Aldea Suites Plaza (https://www.grancanarianaturalandactive.com/es/casas-rurales/197-casas-aldea-suites-plaza), un enclave que fusiona perfectamente las actividades de montaña y de costa y cuya privilegiada localización le convierte en un centro de operaciones fabuloso para poder visitar maravillosos parajes naturales que no podemos dejar de explorar y visitar como Roque Nublo, Tamadaba, Inagua o Güi-Güi.

Y en el otro extremo de la isla, en la parte más oriental de Gran Canaria, tenemos la casa rural Oronado (https://www.casaoronado.com/es/), en pleno corazón de Ingenio, que nos permitirá conocer lugares tan característicos de la isla como el barranco de Ingenio, la cañada de Castro, el barranco de Guayadeque o las cuevas de la Atalaya.

Así vemos que, independientemente de la zona que queramos explorar y conocer de la isla, ya sea solo de interior o con costa también, las posibilidades son tan infinitas como nuestra imaginación y afán de aventura. Gran Canaria es un lugar que nos brinda todo lo que deseemos para fundirnos con la naturaleza durante cualquier época del año.

Etiquetas
stats