Una nueva etapa para el Teatro Auditorio de Cuenca, para acercarlo al público y al talento joven conquense

Teatro Auditorio de Cuenca

La media de los espectadores que ha recibido en circunstancias normales el Teatro Auditorio de Cuenca era de unos 700 asistentes. Una cifra que se verá reducida drásticamente tras la reapertura del centro cultural, debido, como no podía ser de otro modo debido a las circunstancias de la pandemia. Nelia Valverde es la nueva directora del centro, y explica que lo primero que se ha tenido que hacer es adaptar todo el recinto a los protocolos de sanidad, para evitar que los espectadores se queden circulando por los halls y que se mantengan las distancias adecuadas. El acceso contará con control de temperatura y gel hidroalcohólico, mientras que el aforo se ha reducido "drásticamente" hasta el 25%. También existe apoyo de venta telefónico para comprar las entradas, para evitar su compra física.

"Con esto queremos dar a los espectadores una sensación de seguridad constante. Hemos hecho un esfuerzo grande debido a las circunstancias, pero a la vez tampoco queríamos que la reducción del aforo repercutiese en el precio de las entradas y las hemos mantenido, según el espectáculo, para que el espectador no note el esfuerzo que ha hecho el auditorio", explica la directora del centro y también concejala del Ayuntamiento. El centro lo lleva la Fundación Cultura Ciudad de Cuenca y cuenta con aportación pública y privada.

Para esta temporada se ha planteado una programación variada, dirigida a todos los públicos, intentando mantener la misma línea que ha caracterizado al centro hasta ahora. "Hemos intentado retomar actuaciones que habían sido programadas con anterioridad y añadir otras para esta temporada", señala. De todos modos, es consciente de que su reto es doble, no sólo por la pandemia, sino por la intención de cambiar la percepción de los conquenses respecto al centro e intentar acercarlo "un poquito más".

Para ello se han planteado dos mejoras: por una parte, desde el punto de vista técnico, ya que se están planeando retransmisiones en streaming de los eventos debido al escaso aforo y facilitar así que los espectadores puedan acceder a ellos si no pueden acercarse al auditorio por razones sanitarias o personales. Por otro lado, desde el punto de vista del intérprete, "queremos retomar el talento de los jóvenes conquenses a través de propuestas que visibilicen a quienes tienen una trayectoria artística destacada, tanto a nivel nacional como internacional", explica Valverde. Para ello, se ampliarán "todas las variedades artísticas", como el teatro, la música y la danza.

"El teatro auditorio nunca ha estado cerrado. Sí al público, pero activo, haciendo una especie de lavado de cara, pintándolo y con reformas, y colaborando también con el Ayuntamiento y la Diputación para poder grabar a los grupos de la capital y provincia, grabaciones que se siguen haciendo", recalca. Por eso, las previsiones es "acercar el teatro a los conquenses", también contratando compañías de Cuenca y así ofrecer la oportunidad que "muchos, por unas cosas u otras" no han tenido: la de actuar en el auditorio. "Intentaremos que estén presentes en Cuenca", concluye.

Etiquetas
Publicado el
24 de octubre de 2020 - 18:58 h

Descubre nuestras apps

stats