La portada de mañana
Acceder
Europa pisa el acelerador con las terceras dosis en plena incertidumbre por ómicron
'Streamer', el nuevo trabajador cultural explotado
Opinión - Asqueados de tanta bajeza, por Esther Palomera

Por qué opositar este año se ha convertido en el sueño real para muchos nuevos aspirantes

Un estudiante de oposiciones.

Candela Choclán

Cada vez más personas están replanteándose su futuro laboral tras la situación ocasionada por la crisis del coronavirus, poniendo la mirada en las oposiciones para obtener una plaza de funcionario. Así, para aquellos que tienen claro optar a un empleo público, este año y el próximo puede ser uno de los mejores de la historia.  

Tal y como anunció el pasado mes de julio el Ejecutivo se ha aprobado para este 2021 “la mayor Oferta de Empleo Público de la historia”, con más de 30.000 plazas ofertadas que superan las 28.055 de la OPE 2020. A estas plazas se sumarán jubilaciones en los próximos años porque la edad media de los empleados públicos es muy alta. 

Pasar por unas oposiciones supone enfrentarse a un gran reto. Lo primero que hay que conocer es saber cómo funcionan para poder prepararlas a conciencia. La mayor parte de las convocatorias públicas suelen estar formadas por dos fases: una de oposición y otra de concurso. En la primera, el aspirante debe preparar el temario para presentarse al examen correspondiente. En la segunda, se realiza la baremación de méritos, es decir, es el momento en el cual se suman todos los puntos acumulados en la formación académica, experiencias laborales previas y la formación complementaria. 

En cualquier oposición, medio punto de más o de menos puede suponer la diferencia entre que el opositor se convierta en funcionario o continúe probando suerte en ocasiones sucesivas.  Además del temario para la fase de oposición, también es muy importante preparar la fase de concurso. Por este motivo, un gran número de opositores decide ampliar su formación a través de cursos online homologados como los que ofrece Opositer.

Prepararse a conciencia

Este centro especializado de enseñanza cuenta con una gran variedad de cursos “baremables”, acreditados por universidades de prestigio nacional, que permiten sumar puntos en el apartado de méritos para las oposiciones a Educación (Oposiciones de Maestros y Oposiciones de Profesores), Justicia y Sanidad (en este caso, en el ámbito del personal no sanitario). 

Los temas de los cursos abarcan tanto cuestiones de innovación pedagógica como el conocimiento de las nuevas tecnologías. Estas nuevas habilidades y competencias son necesarias en la presente transformación digital. En la parte de Educación los cursos siguen una línea de informática como la ‘Pizarra Digital’ o aplicaciones ofimáticas y otra línea de pedagogía. Si nos vamos al campo de Justicia también hay una línea de informática y otra de contenido jurídico, mientras que en Sanidad la formación del usuario se complementa con cursos como el de Cuidados de enfermos con Alzheimer y atención a personas con discapacidad.

Tu propia agenda de estudio

Opositer permite a los alumnos trabajar y acceder al contenido de manera independiente y autónoma, sin clases a una hora, determinada un día concreto. Una vez realizada la matrícula, te dan acceso a su plataforma online y a todos los contenidos del curso para que puedas empezar a trabajar y a organizarte como tú consideres.

Al final de cada bloque, el alumno deberá superar un examen que consta de un cuestionario con 20 preguntas de tipo test, con opciones de verdadero/falso, relacionadas directamente con los contenidos. Para acceder al siguiente nivel, es necesario acertar el 70% de las preguntas.

El precio varía en función de la especialidad y las horas. Los cursos de Educación van de los 20 a los 70 euros. Sin embargo, existen ofertas dependiendo de la comunidad autónoma, ya que “hay comunidades autónomas donde solo necesitas 300 horas y otras donde necesitas 2.000 horas”, subraya el jefe de estudios de la plataforma, Pablo Alcahúd.  “Por ejemplo, sabemos que, en Castilla y León, necesitas seis cursos de 100 horas, entonces ofrecemos un paquete específico”. 

Este sistema de aprendizaje permite obtener hasta dos puntos en el baremo de méritos dependiendo de la Comunidad Autónoma, lo que puede provocar un cambio significativo en la nota final del opositor. Los cursos “baremados” tienen especial interés para aquellas personas que aún no cuentan con una gran experiencia laboral, que suele ser el ámbito que más puntos da, y les permite subir la puntuación final. 

“Un recién licenciado que va a las oposiciones de magisterio, por ejemplo, tiene poca experiencia por la que conseguir puntos, únicamente los obtiene por certificados de idiomas y estos cursos”, explica Alcahúd. “Normalmente nuestros alumnos son los que se presentan por primera vez a una oposición porque los haces una vez los tienes para siempre y ya te olvidas”.  

Es el caso de Susana, que estudia las oposiciones para maestra de inglés y ha realizado 120 horas de cursos en Opositer para conseguir las décimas necesarias para escalar puestos en la lucha por una plaza de empleo público: “Yo era novata en este mundo de las oposiciones y desde Opositer me orientaron con el tema de los puntos que me necesitaba. Que te aconsejen es fundamental”.

La educación es un sector en el que resulta fundamental estar al día y al corriente de nuevas técnicas y tendencias educativas, por lo que estos cursos “pueden ser de gran ayuda no solo para las oposiciones, sino para la vida laboral”, relata la estudiante. 

Etiquetas
Publicado el
21 de octubre de 2021 - 05:00 h

Descubre nuestras apps

stats