Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
Catalunya se encamina a un primer pleno de investidura como cuenta atrás electoral
La frustración de la derecha agrava el choque entre poderes, por Esther Palomera
OPINIÓN | 'Una desgracia llamada Macron', por Enric González

El alcalde de Hondarribia defiende la participación de las mujeres en el alarde: “No quiero aceptar ninguna purga”

Chicas jóvenes dan la espalda al alarde igualitario a modo de protesta

Maialen Ferreira

1

El alcalde de Hondarribia, Igor Enparan, ha defendido la participación de la mujer en el alarde después de que se difundiera que la Banda de Música del Alarde de Hondarribia debe firmar un documento a favor de “proteger, transmitir y difundir el valor” del alarde “contemplando a la mujer en la participación del acto como representación única de la figura de cantinera”. El documento alienta a los miembros de la Banda de Música del Alarde a no mostrarse a favor de un alarde mixto en el que las mujeres puedan participar como soldados y no tan solo como cantineras. “Según la información de que dispongo en estos momentos, el escrito no ha tenido consecuencias por el momento, a pesar de que la amenaza existe. Por eso estoy haciendo el seguimiento de la manera que puedo”, asegura el alcalde.

Igor Enparan, que vivirá este viernes su primer alarde como alcalde de Hondarribia después de que la plataforma local Abotsanitz ganara las elecciones el pasado junio, aseguró tras su victoria que es tiempo de tender “puentes” y que la compañía mixta Jaizkibel tendrá recepción institucional. Tras conocer el documento destaca su trabajo a favor de la libertad de opinión de los vecinos de Hondarribia. “Llevo años trabajando contra el miedo a que la ciudadanía opine libremente, tratando de construir espacios de diálogo y tendiendo los puentes necesarios para ello. Por ello, quiero hacer un llamamiento a todo aquel que se vea afectado por este escrito para que se ponga en contacto conmigo. Quiero decir claramente que las puertas del Ayuntamiento y de mi despacho están abiertas y que apoyaré a esas personas porque no quiero aceptar ninguna purga”, precisa.

El alcalde concluye alegando que “el alarde es un patrimonio inmaterial de todos los hondarribiarras” y que, “en la medida en que esto sea así”, seguirá “trabajando para garantizar la participación de todos los ciudadanos, hombres y mujeres”, reforzando con sus palabras su posicionamiento en este tema. Además, asegura a este periódico que realizará “un seguimiento” de lo que ocurra con el documento de la Banda de Música del Alarde.

No se puede dejar que atenten contra la libertad de las personas y mucho menos cuando el objetivo consiste en ir contra un derecho fundamental , la igualdad de las mujeres

Izaskin Larruskain Presidenta de Jaizkibel

Desde la compañía Jaizkibel, que lleva más de 25 años organizando el alarde mixto, consideran las palabras del alcalde “muy apropiadas”. “El Ayuntamiento tiene que intervenir en estas situaciones. No se puede dejar que atenten contra la libertad de las personas y mucho menos cuando el objetivo consiste en ir contra un derecho fundamental, la igualdad de las mujeres. Por muy privada que sea la asociación. A nadie se le ocurriría hoy en día defender a un grupo que te obliga a firmar un papel en el que dice que tienes que estar a favor del racismo. Y que no te deje realizar ninguna acción en contra del racismo. Pues esto es lo mismo si cambiamos racismo por igualdad. Nos queda mucho por trabajar todavía en el ámbito de la igualdad”, reconoce a este periódico la presidenta de la compañía, Izaskun Larruskain.

No es la primera vez que una institución se posiciona a favor de que el alarde acepte la participación igualitaria de la mujer. Cada año, el Instituto Vasco de la Mujer (Emakunde) se presencia en los alardes de Irún y Hondarribia para mostrar su apoyo a los hombres y mujeres que participan en los desfiles mixtos que tienen lugar el mismo día que los conocidos como “tradicionales”, es decir, el 30 de junio en Irún y el 8 de septiembre en Hondarribia, pero en horarios diferentes. Sin embargo, desde Emakunde el pasado marzo confirmaron ante el Parlamento Vasco que su papel solamente “llega a la recomendación”.

Invitada por Oihana Etxebarrieta, parlamentaria del grupo EH Bildu, e Isabel González, parlamentaria del grupo Elkarrekin Podemos-IU, la directora de Emakunde, Miren Elgarresta, compareció en la Comisión de Derechos Humanos, Igualdad y Justicia y aseguró que es imprescindible “impulsar conversaciones” entre todos los agentes involucrados para poder dar “pasos hacia adelante” y que “Emakunde lleva años trabajando en lograr la igualdad en las fiestas”. A pesar de que la directora de Emakunde reconoció que las tradiciones deben “adaptarse a los nuevos tiempos”, se debe “impulsar la participación de las mujeres en fiestas” y que es algo que se ha logrado en “casi todos los municipios”, recordó que son “cambios que deben impulsarse desde los propios pueblos”. En este sentido indicó que para “superar las barreras a la igualdad, la clave va a ser las nuevas generaciones”. 

“Ponen en jaque la diversidad de sentimientos e ideas”

Quedan cuatro días para que los dos desfiles -tradicional e igualitario- se den cita en las calles de Hondarribia. Durante el desfile del año pasado, a diferencia de otros años, no se vieron plásticos negros ni se escucharon insultos al paso por el municipio del alarde igualitario de la compañía Jaizkibel, aunque todavía algunos vecinos -principalmente mujeres- le dieron la espalda literalmente a su paso, a modo de protesta por ir “contra la tradición” aparente. Desde Guztion Alardea, asociación que trabaja por la participación igualitaria en el alarde de Hondarribia, denuncian que “excluir a cualquier hondarribiarra del alarde es inaceptable”. “Los organizadores del alarde de Hondarribia de hoy, además de no respetar la igualdad de género, ponen en jaque la diversidad de sentimientos e ideas de las personas. A quienes han redactado y hecho firmar este documento se les ha olvidado que el alarde es de todos y todas las hondarribitarras”, critican tras pedir al Ayuntamiento que “intervenga ante estas actitudes”.

Desde Guztion Alardea han comenzado una recogida de firmas para exigir al Ayuntamiento a la asociación Alarde Fundazioa “que pongan fin y busquen una solución a este largo y doloroso conflicto del alarde”. El documento incluye estar de acuerdo con que “el alarde es patrimonio inmaterial de toda Hondarribia”, que “si una sola mujer de Hondarribia alberga el deseo de desfilar en el alarde, ya sea de un modo u otro, tiene todo el derecho a hacerlo”, que “para garantizar su futuro, el alarde debe volver a estar en manos del pueblo”, es decir, que deje de ser organizado por entidades privadas y, por último, que “el fin del conflicto debe llegar a través del diálogo, ya que es la única manera de empezar a curar las heridas”.

Etiquetas
stats