La calle Fuencarral 31 estrena un nuevo mural

Detalle del mural de Artez en C/ Fuencarral, 31 | SOMOS CHUECA

Además de varias intervenciones artísticas efímeras en las calles Fuencarral, Augusto Figueroa, Plaza de Santa Bárbara y Callao, la feria Urvanity 2019 también ha dejado su huella en forma de mural en el número 31 de la calle Fuencarral. Firmado por el artista serbio Artez, representa a una realista joven amante de la lectura y rodeada de pájaros.

Unos motivos recurrentes en su obra, llena de vegetación, personajes femeninos, literatura y diversas aves como colibríes, ruiseñores o gorriones. En esta ocasión el artista nos muestra a una joven de pelo negro recogido en un moño de estilo japonés y con kimono lavanda que sostiene en sus brazos una pila de libros y una casita para pájaros.

Entre los títulos que porta la joven, el libro "Miau" y los "Episodios Nacionales" de Benito Pérez Galdós, otro ejemplar de Paco de Lucía, uno dedicado a Goya y, por último, una obra en inglés de la que no podemos leer el título completo: "Beautiful Journey with...".

Completan los motivos un fondo vegetal, con hojas de plantas de gran tamaño, y tres aves de tres especies diferentes, que rodean a la joven y crean sensación de movimiento, especialmente el pájaro que, mirando hacia la ventana del edificio contiguo, mueve las alas.

Una obra que juega con las luces y las sombras y crea sensación de perspectiva. Para ello, Artez emplea rodillos de diferentes tamaños y va creando capas de color que le permiten crear volumen, tal y como se aprecia en las imágenes inferiores, en las que se retrata parte del proceso de creación del mural.

No es el único artista urbano con proyección internacional que ha dejado su obra en el espacio urbano. Junto a él, la mexicana Poni (Plaza Puerta Cerrada), el ruso Marat Morik (C/Santa Isabel 18) y el francés Pro176 (Callejón de Tribulete) han dado vida a diferentes muros de la ciudad.

Un grafitero precoz

Artez nació en 1988 en Belgrado, en la antigua Yugoslavia, y desde muy joven se enfrentó a la conflictiva situación política y la cultura del grafiti que comenzó a aparecer en las calles de Belgrado en los años 90. Una nueva forma de expresión que le inspiró para comenzar su carrera como grafitero con tan solo 15 años.

Además del aerosol, Artez técnica que pronto dominó con diferentes estilos y personajes, letras en 3D y fotorrealismo, su obra también incluye el uso de pinturas acrílicas, pinceles y rodillos para crear punturas murales a gran escala como la pintada en la calle Fuencarral.

Etiquetas
Publicado el
4 de marzo de 2019 - 14:11 h

Descubre nuestras apps

stats