eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

Pedro Sánchez iza la bandera de España para mostrar la moderación en el PSOE

"El cambio que nos une", es el lema que acompaña a Sánchez en su presentación como candidato a la Moncloa

El PSOE coloca la bandera de España en el escenario para desmarcarse de la radicalidad con la que le ataca el PP

136 Comentarios

Pedro Sánchez durante su discurso en el Teatro Circo Price. / Flickr PSOE

Pedro Sánchez durante su discurso en el Teatro Circo Price. / Flickr PSOE

Era su día más esperado: Pedro Sánchez se ha podido dirigir a los ciudadanos como candidato del PSOE a la presidencia del Gobierno sin represalias. Tras once meses de dudas sobre su liderazgo, el secretario general se ha subido a un escenario cargado de institucionalidad, con la bandera de España de fondo, para poner en primera persona sus compromisos como aspirante a la Moncloa. Lo ha hecho a su gusto y apelando al cambio seguro, el líder socialista se ha reivindicado como el único que puedo conseguirlo con moderación y unión. 

Sánchez ha dado un toque más institucional a su primer acto como candidato a la presidencia del Gobierno en el que ha estado flanqueado por la bandera de España. Es la manera gráfica de los socialistas de demostrar que su líder no está en la radicalidad por la que le atacan desde Génova. Con traje y corbata, dando protagonismo a su esposa tanto en el discurso como al final del acto cuando ha sido la única en subir al escenario, el secretario general se ha dirigido por primera vez a los militantes como aspirante a la Moncloa después de que en poco más de 7 minutos el Comité Federal, el máximo órgano entre congresos, ratificara el resultado de la recogida de avales que le ha convertido en candidato único. 

"El cambio que nos une", es el lema que ha acompañado a Sánchez en este primer mitin en el Circo Price de Madrid, en el que ha asegurado que liderará un cambio "seguro y valiente". "Lideraremos el buen Gobierno desde la moderación, con alternativas valientes y constructivas", ha expresado. Sánchez ha cargado contra el "Gobierno que padecemos", al que ha acusado de gobernar "solo y contra todos".

Sánchez ha podido por primera vez hacer promesas electorales en calidad de candidato a la presidencia del Gobierno sin que nadie pueda echarle en cara que se autoproclame ya que ha sido el único en conseguir los avales necesarios para serlo. Y así lo ha hecho, delante de un público poco entregado para la ocasión. Entre sus primeros compromisos figura la erradicación del paro y la corrupción. 

"Asegurar un crecimiento justo en lo económico, social y medioambiental no será fácil, exigirá de la unión de todos", ha expresado Sánchez, que ha recordado que la economía marca la barrera entre "ganadores y perdedores". El candidato del PSOE ha reivindicado una nueva política económica "justa" frente a aquellas que se han demostrado "tan crueles como ineficaces", en referencia a la "austeridad". "Bandera, por cierto, que siempre enarbolan los que nunca fueron austeros a costa de quienes lo fueron por necesidad", ha señalado. 

"Nosotros decimos no a más despidos colectivos en empresas con beneficios. No a más bancos que desahucian. No a más salarios de escándalo para altos ejecutivos que pagan sueldos de miseria a sus trabajadores", ha exclamado en su momento más mitinero. 

"Nosotros queremos"

El líder socialista ha admitido que hay un "nuevo panorama político" que obliga al diálogo. Ahí se ha situado él no solo en su discurso sino incluso en su lema "el cambio que nos une", que el líder socialista pretende encabezar, pese a que Susana Díaz le ha advertido hoy de que los socialistas deben "salir a ganar" y "no a pactar" o "hacer bloques" con otros partidos. 

"Los ciudadanos no han sustituido una mayoría absoluta por otra, los ciudadanos han sustituido una mayoría absoluta por construir gobiernos fuertes, estables, desde el diálogo y el acuerdo", ha dicho Sánchez apenas una hora después de las palabras de la presidenta andaluza. No obstante, ha avisado a aquellos con los que se puede pactar, como Podemos, de que esa posibilidad de acuerdo pasa por el "reconocimiento de la dignidad moral del adversario". "Exigen el respeto al otro", ha añadido. 

"La política puede si la política quiere. Y nosotros queremos", ha dicho Sánchez dando una vuelta al "Sí se puede" que acompaña a los de Pablo Iglesias, a quienes ha acusado de querer hacer una "enmienda a la totalidad de la democracia del 78". Un régimen que Sánchez ha reivindicado, aunque con la necesidad de hacer cambios. "Los españoles lo tienen claro: solo nosotros lo haremos posible", ha afirmado. 

Javier Fernández: "Te lo has ganado"

A Sánchez le han acompañado en su presentación todos los dirigentes territoriales del PSOE, incluida Susana Díaz, a la que han colocado más lejos del secretario general que en otras ocasiones. También ha conseguido tener en este acto el apoyo de José Luis Rodríguez Zapatero, que se ha alejado de él en los meses que lleva al frente del partido. También ha acudido Alfredo Pérez Rubalcaba, sentado junto al número dos del PSOE. No ha asistido el expresidente Felipe González, que se encuentra de viaje.

En el PSOE se espera un cierre de filas en torno a Sánchez tras las dudas que ha habido sobre su liderazgo en los últimos meses. Esa paz se prolongará al menos hasta las elecciones generales. "A la chita callando Pedro Sánchez va a conseguir la Moncloa", ha dicho Emiliano García-Page. El presidente asturiano, que le ha presentado, ha asegurado que está preparado para llevar al PSOE al Gobierno. "Te lo has ganado", le ha dicho Javier Fernández.

 

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha