Sobre este blog

UNRWA es la Agencia de Naciones Unidas para la población refugiada de Palestina en Oriente Medio. Desde hace 68 años trabajamos para proporcionar asistencia, protección y defensa a más de 5 millones de refugiados y refugiadas de Palestina, que representan más de la quinta parte de los refugiados del mundo y que actualmente viven en campamentos de refugiados en Jordania, Líbano, Siria y el territorio Palestino ocupado (la franja de Gaza y Cisjordania), a la espera de una solución pacífica y duradera a su difícil situación.

Se hizo el Silencio. La música palestina y la libertad de expresión artística bajo bloqueo

Gaza
Raisa Hamdan cantando en una de sus actuaciones

1

  • El asedio, las restricciones y los cruces fronterizos controlados y cerrados por las fuerzas israelíes impiden que los artistas de Palestina y sus equipos salgan de gira. 
  • La joven artista y refugiada gazatí, Raisa Hamdan, utiliza su talento para cantarle al mundo las preocupaciones y esperanzas de su pueblo. 

Raisa Hamdan, de 27 años y refugiada de Palestina, proviene de la aldea palestina de Yabna y vive en el campamento de Rafaah. Comenzó a cantar cuando tenía apenas 10 años y desarrolló su talento actuando en representaciones escolares. “Uno de los momentos más importantes de mi vida fue cuando canté por primera vez en mi escuela de UNRWA. Los profesores y mis compañeros fueron mis mayores apoyos y me animaron a seguir cantando”, comenta la joven.  

En un mundo en el que el arte, la ciencia y la cultura chocan con las guerras, el odio y la pobreza, la población refugiada de Palestina utiliza la música como punto esencial de unión y humanidad. Representa una de sus formas favoritas de reunirse para tocar sus instrumentos y almas. 

Pero para Raisa ser una mujer cantante palestina y vivir en un campamento de refugiados en Gaza no resultó fácil. La situación social y económica dificulta que muchos de los jóvenes logren alcanzar sus sueños. El bloqueo, las restricciones y los cruces fronterizos controlados por las autoridades israelíes impiden la salida y entrada de personas y afecta también al arte, limitando la expresión artística palestina con la que muestran su realidad al mundo.  

Los artistas de Gaza no pueden salir de gira ni mostrar su trabajo fuera: “La ocupación israelí no deja que los cantantes palestinos viajemos para difundir el arte de Palestina, como se supone que debería ser'', comenta Raisa. 

Ismail Dawood, profesor de teorías musicales en el Edward Institut, explica que las canciones nacionales van en línea con la realidad que vive la población de Palestina, y que, por lo tanto, están influenciadas por sus circunstancias y condiciones de vida. “La música palestina comenzó como una simple expresión de las aspiraciones, esperanzas y preocupaciones de nuestro pueblo, a lo largo de todas las etapas de su historia, y por lo tanto ahora hablan también de nuestro sufrimiento hasta la fecha''. 

La banda de Raisa está formada por más de 11 personas cuyos roles artísticos difieren según sus habilidades y experiencia. Hace tiempo que el grupo quería incluir varios talentos musicales femeninos, pues la mujer forma parte de su comunidad local y vida artística. Aunque enfrentaron muchas críticas sociales en sus repetidos intentos, Rasia se ha convertido en poco tiempo en una de la voces principales de la banda y participa en la mayoría de sus actuaciones.  

A Ibrahim Najjar, refugiado de Palestina de 73 años y ex profesor de música, le preocupa especialmente la ausencia de una incubadora artística en la que los jóvenes puedan desarrollar su trabajo y acceder al material necesario para montar sus conciertos.  

Las canciones representan el archivo del pueblo palestino, ya que reflejan su vida y circunstancias bajo temáticas que van desde el compromiso revolucionario hasta las preocupaciones, esperanzas y sentimientos políticos en un mensaje cultural apto para todo el mundo. 

Sobre este blog

UNRWA es la Agencia de Naciones Unidas para la población refugiada de Palestina en Oriente Medio. Desde hace 68 años trabajamos para proporcionar asistencia, protección y defensa a más de 5 millones de refugiados y refugiadas de Palestina, que representan más de la quinta parte de los refugiados del mundo y que actualmente viven en campamentos de refugiados en Jordania, Líbano, Siria y el territorio Palestino ocupado (la franja de Gaza y Cisjordania), a la espera de una solución pacífica y duradera a su difícil situación.

    Autores

Etiquetas
Publicado el
30 de octubre de 2020 - 12:27 h

Descubre nuestras apps

stats