eldiario.es

Menú

Andalucía Andalucía

La otra cara de la "salvación" del Recre: 12 meses sin cobrar para los "no futbolistas"

Los trabajadores del club que no son futbolistas llevan un año sin cobrar, y la campaña de "salvación" no ha supuesto respiro alguno para ellos

Algunos han conseguido que un juez les declare oficialmente despedidos, por lo que han podido acceder al desempleo para tener ingresos

El mismo día en que se anunciaba que se pagaba a los jugadores y se puede competir en Segunda B, la lista de morosos situaba al club a la cabeza de los deportivos en España, con 13 millones de deuda

- PUBLICIDAD -
La campaña de salvación a unido a ciudadanos y administraciones de toda la provincia.

La campaña de salvación a unido a ciudadanos y administraciones de toda la provincia.

Cinta Hilazo, tan onubense como su nombre indica, acudió este lunes por última vez a las oficinas donde ha trabajado desde hace más de 15 años. Forma parte de la plantilla de "no futbolistas" del Recreativo de Huelva, el grupo de trabajadores del club que hace 12 meses que no cobran sus nóminas, pero que han acudido cada día a su puesto de trabajo, en parte por amor a los colores azules y blancos, en parte por la incertidumbre de que pasará con su puesto de trabajo.

En su caso, un tribunal le ha dado la razón, y oficialmente se puede considerar desempleada y comenzar a cobrar el paro. Será un respiro para poder pagar su coche o la hipoteca, y devolver algo de dinero a la gente que la ha ayudado en este último año, pero deja atrás el trabajo que soñó toda su vida.

A sus 40 años, comenzó a trabajar en el Recreativo de Huelva, "por casualidad, haciendo una sustitución", y se convirtió en una pieza fija de una oficina desde la que ha vivido ascensos, descensos, victorias y derrotas, hasta que hace cuatro años llegó la gestión de Pablo Comas y su equipo, comenzaron los impagos y el club se ha acabo convirtiendo en un solar donde los trabajadores acuden a trabajar cada día casi por inercia.

Como ella, 35 trabajadores viven en un limbo en el que no saben qué va a pasar mañana por la mañana. Es cierto que el Recre se ha "salvado", al menos en la deuda que le impide competir en Segunda División B, pero para ella, igual que para sus compañeros, solo queda el cariño demostrado por la afición y el apoyo moral. Los grandes titulares han quedado para una provincia que se ha movilizado para pagar a los futbolistas casi 2 millones de euros.

Del sueldo mileurista de Cinta y sus compañeros, imprescindible para que el club respire cada día, poco se ha dicho.

Salvados, sí, pero del descenso

El pasado jueves, el alcalde de Huelva, Gabriel Cruz, anunciaba que se había logrado cubrir la garantía pendiente para que el Real Club Recreativo de Huelva salde su deuda con la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE)", evitando así un descenso administrativo que hubiera abocado al Decano a su desaparición.

Esto se debe a la comisión mixta AFE-Federación, que implica que ningún club pueda llegar al 30 de junio con deudas a sus jugadores. Si es así, y el jugador ha denunciado ante la AFE, el club desciende una categoría. Para el Recre, que milita en Segunda B, haber bajado a Tercera habría supuesto casi la desaparición. Es decir: un club le puede deber un millón de euros a sus trabajadores y puede competir, pero si le debe un euro a un futbolista, desciende de categoría.

De este modo, el club decano del fútbol español, fundado en diciembre de 1889, podrá inscribirse para continuar esta próxima campaña en Segunda División B. De hecho, lo podrá hacer mediante un movimiento económico en las últimas horas, ya que ha tenido que presentar un aval para estar en la competición. El Recre ha sufrido denuncias en los tres últimos años por parte de sus jugadores, así que, por Ley, tenía que avalar 200.000 euros para poder competir. Le bastaba con un documento bancario que fue presentado por el Ayuntamiento este martes. Que ruede el balón en el estadio Nuevo Colombino se ha solventado.

En media de esta vorágine de números, el Recreativo de Huelva sigue sin pasar por sus mejores tiempos. Si el pasado jueves entraba en los segundos finales al listado de clubes que pagaban a sus jugadores y no tenían que descender, horas después aparecía en una nueva lista de morosos de la Agencia Tributaria que recoge deudas y sanciones de los contribuyentes superiores al millón de euros, pendientes de pago a 31 de diciembre de 2015.

En esa lista se especifica que debe 13,5 millones de euros, siendo el club de fútbol español más moroso. Eso sí, esa deuda es con entidades públicas. Las nóminas, pago a proveedores, suministros, jugadores no profesionales, etc... no están recogidas en ese listado, y llegan hasta casi 23 millones.

Una deuda que, eso sí, es negociable, pero al Recre se le van agotando los recursos para negociar. Por eso, aunque inicialmente se han conseguido 950.000 de los dos millones de euros que se adeudan a los jugadores, sigue en Huelva una campaña de salvación a la que la última que se ha sumado ha sido la Diputación Provincial de Huelva, con 35.000 euros, dinero que pasa, a fondo perdido, al global de la campaña.

Como respiro inicial, el pasado jueves quedó suspendida la subasta prevista en la Seguridad Social de las dos parcelas de la ciudad deportiva del Recreativo, embargadas por el impago de una deuda superior al millón de euros. Eso sí, la Seguridad Social volverá en septiembre a poner una nueva fecha para la subasta y aunque no se han hecho públicos los motivos de la suspensión, ya han sido comunicados al deudor.

De momento, el Ayuntamiento de Huelva ha decretado la ocupación urgente de las acciones de la empresa 'Gildoy España' en el Recreativo para tomar el control del club. Es un "un paso culminante en la toma de control" del Recreativo mediante la expropiación forzosa de las acciones de 'Gildoy España SL', que suponen el 76% de la propiedad del club Decano.

Este martes, además, el Recreativo hizo pública una resolución del Tribunal Económico-Administrativo Central (TEAC) que estima "en parte" una reclamación interpuesta por el club contra Hacienda. "La resolución se produce 27 meses después, en los que ni un sólo día hemos dejado de trabajar para nuestro club aún sin el apoyo que quizá hubiésemos necesitado todos", explica un comunicado sin firma enviado desde las oficinas del Decano.

Pero, grandes cifras aparte, Cinta y sus compañeros están recogiendo las cosas de sus mesas poco a poco. En su día no se escucharon sus peticiones de que las taquillas de algunos partidos fuesen directamente a pagar parte de sus atrasos. Ahora, el Recre se desmembra, pero los jugadores han cobrado, y en la provincia que lidera el paro en Andalucía ha habido dinero para pagar a unos jugadores, sin que los trabajadores del club que los mantiene hayan podido salir adelante.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha