La portada de mañana
Acceder
Los rebrotes y confinamientos añaden incertidumbre a las vacaciones
Frustración en Lleida por el nuevo confinamiento
OPINIÓN | El arte de incomodar, por Esther Palomera

La hermana del presidente andaluz es nombrada directora del Conservatorio de Málaga con menos puntos que otra candidata

El presidente de la Junta de Andalucía

Desde el 14 de junio, el Conservatorio Superior de Danza Ángel Pericet de Málaga tiene nueva directora provisional y su nombre es Dolores Moreno Bonilla. Se trata de la hermana del actual presidente de la Junta de Andalucía, Juan Manuel Moreno Bonilla, que ha participado en una convocatoria pública de méritos y antigüedad para optar a la dirección del centro.

Todo sería normal si no fuera porque se trata de un procedimiento poco usual en estos casos de sustitución temporal como este en el que el director se ha jubilado (el delegado o delegada de Educación puede nombrar a quien quiera) y porque, como desvela El País, en el informe de baremación hay otra candidata que ha obtenido más puntuación y no ha resultado elegida: 38,20 puntos frente a 49,50.

Las candidatas Mónica Romero (miembro del equipo directivo saliente) y Esperanza Utrera (la que ha obtenido más puntuación) preguntaron el 12 de junio a Inspección por la publicación de los resultados y se les contestó en un correo que se habían tenido en cuenta "otras fuentes" para realizar el nombramiento. Afirmaban en este correo también que "no se va a publicar la puntuación de los méritos ni la información complementaria recabada".

El consejero de Presidencia de la Junta de Andalucía, Elías Bendodo, ha admitido este miércoles, que la hermana del presidente quedó segunda el proceso de baremación. Pero que "la inspección técnica desaconsejó que se volviera a contratar" a la persona más puntuada (y que sumaba más de once puntos que Dolores Moreno Bonilla) porque había "sido cesada por distintos problemas" y afirma que, según el informe, fue cesada "por un grave problema generado por su ejercicio de su función directiva", extremo que la afectada niega tajantemente. Ha presumido de cumplir el proceso de "igualdad, mérito y capacidad" a pesar de no haber hecho pública aún la tabla de baremación e incumplir la parte de transparencia. 

Esperanza Utrera: "A mí no me cesó nadie"

Esperanza Utrera, la candidata que, según el informe, ha obtenido más puntuación, asegura que se ha "enterado por la prensa" de su propia baremación y afirma que es "muy fuerte que hagas una convocatoria de méritos y no los tengas en cuenta". Utrera narra la secuencia de los hechos: "Cuando la Delegación abre la convocatoria pública de méritos, en un principio no me iba a presentar porque era sólo un año y ya prefería hacerlo cuando se convocara la plaza. Pero los compañeros me insistieron".

Fueron finalmente tres las candidatas después de haber quedado fuera dos compañeras, una por no tener acreditación y otra por presentar la documentación fuera de plazo. "Me llegó que la que podía tener mejor puntuación era yo y como no tenía noticia pregunté al inspector. Me respondió por correo electrónico que no se iba a publicar y que se habían tenido en cuenta "otras fuentes". Pero nadie se había puesto en contacto conmigo para contrastar nada".

Utrera está especialmente dolida por descubrir en el informe de baremación que se le atribuyen "antecedentes" sin especificar. "Yo no he cometido ninguna irregularidad, no tengo ningún informe desfavorable de la Inspección, no tengo ningún expediente disciplinario, nada". Afirma que fue directora hace más de 10 años y que "renuncié al puesto" antes de que terminara el mandato y "envié los preceptivos informes a la Delegación y a la Inspección" y "cuando dimites aparece que cesas de tu cargo, no que te hayan cesado". "A mí no me cesó nadie". Utrera se pregunta a qué se pueden referir esos antecedentes porque "nadie ha hablado conmigo" desde Educación: si a "una denuncia por agresión que se demostró que era falsa" o si detrás de esos "antecedentes" estará el hecho de que es miembro de "la junta de personal de CCOO", lo que sería "anticonstitucional".

Defiende su puntuación tras 25 años como funcionaria y 17 años dando clase en el conservatorio malagueño: "En méritos académicos, Dolores Moreno y yo nos pasábamos los dos, pero en méritos profesionales sumo más porque he sido 7 años directora de centro y además tengo 11 años más de antigüedad como funcionaria pública". "Que les pregunten a los egresados". Asegura que es irregular "añadir un baremo que no figuraba en la convocatoria" y que lo lógico hubiera sido quizás incluir una "entrevista personal" desde el principio. "Me gustaría saber la verdad", reclama y asegura que ha pedido vía registro y transparencia los resultados.

"Ser familiar te pone bajo sospecha"

Dolores Moreno Bonilla tiene 14 años de experiencia, tiene dos títulos de Grado Superior de Danza Española y Clásica, Magisterio y Psicología así como un doctorado y un máster en Psicología, según informa El País. Obtuvo la cátedra en enero de este año tras interponer ella un recurso contencioso-administrativo en el proceso selectivo de la cátedra. En esta ocasión, la afectada por la impugnación del concurso es la propia Dolores Moreno, ya que las afectadas argumentan un caso de "enchufismo", en el que aseguran que se ha armado el concurso de méritos como una suerte de pantalla para poder nombrar a la hermana del presidente. Moreno ha defendido sus méritos y su "vocación" y asegura que "ser familiar te pone bajo sospecha". En la web del conservatorio aún no se ha modificado el organigrama y continua el anterior director José Gutiérrez Morales.

Etiquetas
Publicado el
14 de agosto de 2019 - 09:50 h

Descubre nuestras apps

stats