La portada de mañana
Acceder
La OTAN vuelve a los orígenes y considera a Rusia su "principal amenaza"
Los testigos de las redadas de Marruecos: “Nos persiguen mucho más”
OPINIÓN | 'Menos armamento, más democracia', por Rosa María Artal

Las Mareas Blancas retoman la calle para poner en el foco electoral la “situación crítica” de la sanidad pública andaluza

Una de las últimas protestas de las Mareas Blancas tuvo Sevilla como escenario.

Antonio Morente


1

Andalucía está inmersa en una larga precampaña rumbo a las elecciones autonómicas del 19 de junio, un contexto que no quiere desaprovechar el colectivo de las Mareas Blancas para hacerse notar especialmente y poner la “situación crítica” de la sanidad pública en el centro del debate electoral. Si a esto le unimos que el sistema sanitario sigue sin recuperarse de las muchas turbulencias sufridas con la pandemia, abonando así un permanente malestar ciudadano, el resultado final es un escenario que se va a denunciar con una jornada de protesta a finales de mayo, aunque todavía no está decidido ni el día ni el formato.

La mejora de la atención primaria llega de forma desigual en Andalucía: de citas instantáneas a no tener posibilidad de cita

La mejora de la atención primaria llega de forma desigual en Andalucía: de citas instantáneas a no tener posibilidad de cita

Así lo anunciaban este lunes los portavoces de Marea Blanca Sevilla, que hablaban también en nombre de todo el movimiento en Andalucía, con la idea de no desaprovechar el altavoz que aporta un periodo preelectoral. La cuestión además no es sólo manifestarse, sino también aportar propuestas que se le van a hacer llegar a las formaciones políticas que colisionarán en próximo 19J, un programa reivindicativo que viene a denunciar que se está orillando a la sanidad pública para darle un buen impulso a la privada.

A esta “situación crítica” ha llevado una sucesión de factores que se acumulan desde 2010, cuando empezaron los recortes sanitarios. En esta docena de años se han hecho tijeretazos por valor de unos 20.000 millones de euros, denuncia uno de los portavoces, José Antonio Brieva, lo que vendría a ser equivalente al presupuesto de la Consejería de Salud de casi dos años. Todo ello agravado por el aumento de la población (160.000 personas más) y un progresivo envejecimiento: en la actualidad hay un millón y medio de mayores de 64 años después de que en estos años hayan superado esta barrera de edad más de 270.000 andaluces.

“Políticas privatizadoras”

Si a los recortes le unimos las “políticas privatizadoras” y el terremoto que ha supuesto la pandemia, el resultado es una situación de “bloqueo de la atención primaria y listas de espera insufribles para consultas, exploraciones complementarias e intervenciones”. Según los datos aportados por la Marea Blanca, extraídos del Ministerio de Sanidad, uno de cada diez andaluces (en concreto, 860.000) están en lista de espera, fruto también de que en 2021 la inversión per cápita en salud en Andalucía fue de 1.388 euros frente a los 1.679 de media nacional.

Esto hace que todo el que tenga posibilidades económicas ponga rumbo a la sanidad privada, de ahí que haya 1,7 millones de andaluces con pólizas privadas, un negocio que no deja de crecer año tras año. “Estos hechos no ocurren porque no haya dinero para reforzar la sanidad pública o porque no haya profesionales para asumir los puestos que se necesitan”, lamentan las Mareas Blancas, que por lo pronto recuerdan que la Junta de Andalucía viene alardeando de cerrar los ejercicios presupuestarios con superávits económicos. “Encima les sobra dinero y no lo gastan”, critica Sebastián Martín Recio, otro de los representantes del colectivo en Sevilla, que de paso llama la atención sobre el hecho de que el gasto farmacéutico “está disparatado”.

¿Y cuáles son las recetas que se aportan desde las Mareas Blancas para revertir esta situación? Pues básicamente, más presupuesto y más trabajadores, al menos 12.000 profesionales más, para así robustecer la atención primaria, recuperar las urgencias en las zonas rurales, reforzar los hospitales e impulsar la atención en salud mental. Y junto a ello, un plan de freno a las privatizaciones, con el objetivo de conseguir que, realmente, exista “sanidad pública igual para todos”.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats