Sensación agridulce en la primera reunión con todos los sectores de la regulación de las VTC en Andalucía

Imágenes de la reunión del Consejo Andaluz del Taxi celebrada este lunes

Con las miradas puestas en el 1 de octubre, este lunes ha arrancado en Andalucía una semana clave para el futuro del taxi y los Vehículos de Transporte con Conductor (VTC). Y lo ha hecho con la celebración de la primera reunión del Consejo Andaluz del Taxi en la que han estado presentes todos los actores implicados en la inminente regulación, a tan solo unos días de que la Junta apruebe el decreto ley que va a regular la actividad de los VTC en los núcleos urbanos de la región.

Claves para entender qué está pasando en Andalucía entre el sector del taxi y los VTC

Claves para entender qué está pasando en Andalucía entre el sector del taxi y los VTC

De este modo, junto a los miembros de la Administración, se han sentado a la mesa representantes de organizaciones sindicales como CCOO y UGT, la asociación de consumidores Facua, así como directivos de las patronales y las principales entidades de VTC y taxi. Un sector, este último, que mostró su malestar nada más empezar la convocatoria y se negó a permanecer durante la reunión por no haberse celebrado “en tiempo y forma”.

Finalmente, el encuentro se ha llevado a cabo a lo largo de cinco horas y se ha saldado sin acuerdo y con sensaciones agridulces y dispares entre los protagonistas. De un lado, tal y como ha podido saber elDiario.es Andalucía, el sector de las VTC reconoce que ha sido un encuentro “constructivo” para avanzar hacia un acuerdo, aunque muestra su preocupación por algunas de las medidas planteadas al considerarlas “desproporcionadas”. Por su parte, según recoge Europa Press, el taxi reitera su decepción tras el transcurso de las conversaciones.

Disparidad de criterios

Al respecto, fuentes de la Consejería de Fomento recuerdan a este periódico que las negociaciones “continúan abiertas”. “Agotaremos hasta el último minuto”, señalan las mismas fuentes, que valoran el encuentro como “muy productivo”, toda vez que se trata de la primera reunión que sienta en una misma mesa a todos los sectores implicados en la nueva normativa de los VTC. Desde el departamento que dirige Marifrán Carazo, señalan que este encuentro evidencia la voluntad de la Junta por aprobar “una norma para todos y darle la oportunidad a todos de participar”.

Una valoración que contrasta con el análisis que el sector del taxi ha expresado al término del encuentro. “Avances no hay absolutamente ninguno. Cero”, ha apuntado en declaraciones a Europa Press el responsable de Élite Taxi, Rafael Baena. Este representante del sector describe una reunión en la que no ha habido “concesiones” al sector y ha dicho temer que lo que califica de “decretazo” llegue mañana martes al Consejo de Gobierno. Similar pesimismo ha manifestado el responsable de la Federación Andaluza de Autónomos del Taxi (FAAT), Miguel Ruano, que decía “no sacar nada en claro” y apuntaba que las peticiones del taxi no han cambiado: precontratación y limitación en el número de autorizaciones para los VTC. 

Medidas que, en el lado opuesto, el secretario regional de acción sindical de la Federación de Servicios para la Movilidad y Consumo (FeSMC) de UGT Andalucía, Juan Antonio González, teme puedan “provocar el mayor ERE de la historia de Andalucía” entre los trabajadores de empresas como Uber o Cabify. En este sentido, González lamenta que el borrador presentado durante la convocatoria no contemple la totalidad de lo que su sindicato, el mayoritario en el sector andaluz de los VTC, solicita para los trabajadores en aras de poder garantizar miles de empleos. Según explica a este periódico, la aplicación de la proporción de una licencia de VTC por cada 30 de taxi, la eliminación de rotulación en los vehículos con licencia VTC o la obligatoriedad de fijar una jornada de descanso son medidas “discriminatorias” que dejan en desventaja al sector de las VTC para poder competir en el mercado andaluz.

De las “promesas” al BOJA

Con todo, el secretario general de FeSMC UGT-A ha puesto en valor que se haya llevado a cabo una conversación con todos los sectores y ha calificado de “constructivo” un encuentro que considera necesario para que se puedan “unificar criterios dentro de una mesa de diálogo en el que todo el mundo puede aportar”. “Es muy importante que vayamos avanzando y que se vayan cerrando posturas”, ha comentado González, que permanece a la espera de una resolución con la tranquilidad de haber trasladado las “inquietudes” del sector ante la Consejería de Fomento. En cuanto a los incidentes que se han producido en Sevilla este fin de semana en el marco de las protestas del taxi, ha querido mandar un mensaje de calma a todo el sector: “la guerra no se gana en la calle, sino en las mesas”, ha declarado.

Mientras, por parte de CCOO, José López Bravo ha indicado como uno de los principales escollos para alcanzar un consenso “el exceso de licencias VTC” que ha acumulado estos cuatro años la región y que ha provocado que en los últimos años “el sector del taxi disminuya claramente sus ingresos y otras asociaciones de VTC donde todo vale se hayan desarrollado con suma facilidad”. Ante la situación, ha reclamado “la supervivencia” de ambos.  

Finalmente, en representación de los consumidores ha acudido el secretario general de Facua Andalucía, Jordi Castilla López, quien ha contado que el borrador contempla “ciertos compromisos” en relación a los usuarios, como establecer límites a las tarifas abusivas de los VTC y garantizar el servicio a las personas con movilidad reducida. No obstante, Jordi Castilla ha subrayado que habrá que esperar a que la norma esté lista para ver “negro sobre blanco” si finalmente se incluyen este tipo de medidas específicas para proteger al consumidor. Por ahora, ha remarcado, son “promesas” de la Junta. “Entendemos que hay buena intención” pero habrá que ver las intenciones que “se plasman en el BOJA”, y si son suficientes para “mantener el equilibrio entre los dos modelos”, ha concluido.

Apoyo al taxi desde la izquierda

Coincidiendo con la celebración de esta última reunión, diferentes agentes políticos han manifestado sus posturas respecto al asunto de los taxis y VTC. Entre ellos, el alcalde de Sevilla, Antonio Muñoz, preguntado por los medios en una convocatoria, ha enfatizado su posición a favor del taxi sevillano. Un servicio público que Muñoz considera “fundamental” para la ciudad, en tanto que es “la columna vertebral del sistema de transporte” de la capital, en palabras del alcalde. De ahí que haya mostrado su deseo de que la Junta de Andalucía resuelva la regulación en unos términos que beneficien al sector del taxi.

En similar sentido se ha expresado el coordinador general de IU Andalucía, Toni Valero, al defender al sector del taxi y pedirle al Gobierno de Moreno Bonilla “cambiar sus prioridades y salvaguardar” a un sector “fundamental de la economía andaluza”, en lugar de “regalárselo a los fondos de inversión”.

De un modo u otro, en los próximos días se resolverá la incógnita: en qué condiciones podrán operar los VTC por el territorio andaluz en un futuro cada vez más inmediato.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats