Castilla-La Mancha trabaja con el Ministerio de Transición Ecológica en nuevos sistemas de regulación de las fotovoltaicas

Paneles solares

El Ministerio para la Transición Ecológica y Reto Demográfico está trabajando actualmente con Castilla-La Mancha y con el resto de comunidades autónomas en nuevos sistemas de regulación y ordenación de plantas fotovoltaicas, cuyas licencias se han disparado en esta región. El consejero de Desarrollo Sostenible, José Luis Escudero, ha respondido así a la convocatoria de la primera manifestación en Méntrida (Toledo) contra la futura planta solar del municipio. Además, ha defendido que hay base legal, la normativa de evaluación ambiental, para que estos huertos solares no tengan impacto negativo en el medio rural.

Vecinos de Méntrida denuncian "indefensión" por la posible expropiación de tierras para fotovoltaicas ante la "pasividad" de las instituciones

Vecinos de Méntrida denuncian "indefensión" por la posible expropiación de tierras para fotovoltaicas ante la "pasividad" de las instituciones

Al hilo de la movilización convocada por la Plataforma Salvemos los Campos, el consejero ha aclarado en primer lugar que en el caso los proyectos fotovoltaicos que superan los 50 megavatios, como es el caso del de Méntrida, la competencia es del Ministerio. Y respecto al Gobierno castellanomanchego, ha garantizado que solo se aprueban las instalaciones que no tienen afección negativa.     

“Eso lo hacemos con una normativa muy rigurosa”, ha destacado, refiriendo que en diciembre del año pasado se puso en marcha además una herramienta que ayuda a cualquier promotor a ver qué afección puede tener una planta fotovoltaica a través de una cartografía avanzada, similar a la que utiliza el Ministerio.

Por ello, ha insistido en que el Ejecutivo regional trabaja “con absoluto rigor y de manera exhaustiva” en esta cuestión, sobre todo porque las energías renovables “no tienen que ser un elemento pernicioso sino un aliado para luchar contra el cambio climático”. “No podemos cumplir nuestras obligaciones al respecto y con las normas de Bruselas y Madrid si no promovemos las energías renovables, siempre de manera ordenada. Y hay base normativa suficiente para hacerlo”.

Al hilo de ello, Escudero ha precisado que Castilla-La Mancha trabaja junto con el Ministerio y el resto de comunidades autónomas en “nuevos mecanismos de ordenación y regulación” de las fotovoltaicas, al tiempo que ha anunciado su intención de reunirse con alcaldes y alcaldesas  de la zona para informarles de estos avances y escuchar cualquier propuesta, tal y como ya ha hecho la Consejería de Agricultura.

Por otro lado, el consejero de Desarrollo Sostenible también ha recalcado que el Gobierno quiere demostrar que las plantas fotovoltaicas son compatibles con el medio natural. “Hay muchos proyectos que no prosperan porque tienen un impacto negativo; si salen adelante es porque se ha comprobado que no tienen impacto negativo”.

Etiquetas

Descubre nuestras apps