eldiario.es

9

Hacia una alimentación de origen vegetal: del cambio individual al colectivo

Cada vez más personas priorizan el consumo de alimentos no procedentes de animales, pero eso no es suficiente

Se requieren políticas globales que afecten a la producción, al transporte y al mantenimiento y la crianza de animales

Una dieta saludable podría prevenir hasta un 40 % el cáncer de colon

EFE

Cambiar el modelo alimentario hacia un consumo responsable de comida, que respete el entorno, el medio ambiente, la salud y el bienestar animal, es una prioridad en los tiempos que vivimos.

Afortunadamente, algo está cambiando, y cada vez más personas priorizan el consumo de alimentos de origen vegetal frente a la carne, el pescado y los alimentos de origen vegetal, pero esto no es suficiente. Se requieren políticas globales que afecten a la producción, al transporte y al mantenimiento y la crianza de animales, así como políticas económicas relacionadas con la alimentación que fomenten aquellos hábitos más saludables y respetuosos con la salud humana, el medio ambiente y el bienestar animal.

En esta línea se ha aventurado el Partido Animalista de los Países Bajos, proponiendo en el Parlamento una iniciativa que aspira a convertirse en ley. Consiste en un impuesto al sacrificio de animales para el consumo humano, es decir, a los mataderos. De ahí que diversos medios la hayan bautizado como gravamen o ‘impuesto del matadero’.

El cofundador del partido político y diputado, Lammert van Raan, parece estar seguro de que la medida saldrá adelante y se convertirá en ley, pese a que su partido ocupa solo cinco de los 150 escaños de la Cámara de Representantes y tiene tres de los 75 escaños del Senado. Además se enfrentarán a la férrea oposición del 'lobby' de la industria cárnica, que no está dispuesta a sentar un precedente así en Europa.

Desgravar alimentos saludables

Si la iniciativa sale adelante, los Países Bajos serían los primeros en contar con un impuesto similar, y pensamos por tanto que será una política eficaz para reducir el consumo de carne animal, ya que como ha sucedido en otros casos, el aumento del precio de determinados alimentos influye en su consumo. Esta es otra de las razones por la que los nutricionistas hemos propuesto desde diversas plataformas, que también podría ser interesante, principalmente desde el punto de vista de la salud, desgravar aquellos alimentos básicos y saludables como las frutas, las legumbres y las verduras para favorecer su consumo.

Como dice Marta Martínez:  "El veganismo para mí es la praxis del antiespecismo.  No tiene sentido desligarlo de una lucha política: si hay que hacer cambiar el estatus de los animales en nuestra sociedad, estamos hablando de un tema político. Es un cambio de estructura social y se pide desde un movimiento político". 

Y coincidimos con ella, pues, además de la lucha y el voto individual que realizamos diariamente escogiendo productos alimentarios, hace falta una política eficaz que cuide de proteger los derechos de los animales y del medio ambiente. Si dejamos esto a industrias alimentarias o compañías multinacionales, el pronóstico de las próximas décadas es triste, árido y plagado de desigualad.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha