Cultura compra en Sotheby's una 'Crucifixión' del Greco por 1,5 millones de euros

Vista parcial de 'Crucifixion', la obra del Greco adquirida por el Ministerio de Cultura para su museo en Toledo

El Ministerio de Cultura y Deporte ha adquirido por 1,5 millones de euros a la casa de subastas Sotheby’s, en representación de su propietaria Gina Levett, el cuadro Crucifixión (1575-1577), de El Greco. La obra formará parte de la colección el Museo del Greco de Toledo, centro incluido en la red de Museos Estatales y que continúa sin dirección desde el pasado junio. Entonces, la directora general de Bellas Artes, Dolores Jiménez-Blanco, despidió a Juan Antonio García Castro del cargo sin razones objetivas para cesarlo, tal y como adelantó este periódico. Es la primera vez que se adquiere una obra del pintor griego para el museo que se fundó en 1910.

El Ministerio de Cultura y Deporte ha informado que ejerció su derecho de tanteo "cuando surgió la oportunidad de compra". La pieza fue adquirida a principios del siglo XX por el coleccionista vasco Félix Fernández Valdés (fallecido en 1977) y en 2011 llegó a manos de su actual propietaria.

La pintura es reconocida como una de las primeras obras maestras ejecutadas por el artista durante el período inmediatamente posterior a su llegada a España. No cabe duda de que la obra se convertirá en el nuevo icono del museo toledano, que atraviesa una reforma completa de su misión y de sus espacios. La Crucifixión es la culminación de un grupo de cuatro acercamientos a pequeña escala relacionados con el tema, pintados por El Greco entre 1573 y 1578. Una de esas versiones se vendió en 1997 en Christie’s Nueva York por 3,6 millones de dólares.

Es una Crucifixión radicalmente distinta a la que conserva y expone el Museo del Prado, realizada veinte años más tarde. La figura de Cristo en la cruz se levanta solitaria en medio de un paisaje extenso, con una gran presencia del cielo sobre él. La sensación de aislamiento es todavía mayor gracias a ese recurso de un entorno tan amplio. Sin embargo una dramática nube que se retuerce tras la figura del crucificado, a modo de telón teatral, parece robarle el protagonismo. El contraste oscuro de la nube -y el predominante uso del lila- sobre su figura iluminada enfatiza ese cuerpo robusto de Cristo, absolutamente desplomado y sin vida sobre la cruz.

Según publica Sotheby’s en su ficha de venta, para el tratamiento del cuerpo de Cristo el artista griego se inspiró en el estudio directo de la escultura y para el paisaje en la obra de Tiziano, en cuyo estudio debió de trabajar a principios de la década de 1570. El historiador Roberto Longhi fue el primero en señalar similitudes del poderoso tratamiento con los dibujos de Miguel Ángel, en 1540. Aunque también podría tener relación con una pequeña escultura de Juan de Bolonia, de 1573.

Hace unos días la sala Christie’s de Londres puso a la venta una de las primeras obras maestras de El Greco, uno de los primeros retratos que han sobrevivido del artista y una de las escasas piezas en manos privadas. El Retrato de un caballero, de 1570, saldrá a subasta el próximo siete de diciembre con un precio estimado entre 800.000 y 1,2 millones de libras. En 2013, el óleo Santo Domingo rezando se convertía en la pintura antigua española más cara al venderse en 10,7 millones de euros, en Sotheby’s Londres. Ese mismo año El entierro de Cristo (1570) alcanzó la cifra de 666.022 euros en una subasta de Sotheby’s Nueva York, aunque se esperaba un precio que superara el millón de euros. Un año más tarde, en la misma casa de subastas, La anunciación sí disparó su precio por encima de la estimación de 1,1 millones de euros y alcanzó la suma de 4,3 millones de euros.

Etiquetas
Publicado el
19 de noviembre de 2021 - 11:40 h

Descubre nuestras apps

stats