eldiario.es

Menú

Cultura

De mural eliminado por "sexista" a saludar en catalán en Berlín con un "Bon Dia"

La Universidad de Ciencias Aplicadas Alice Salomon, en Berlín, renueva este curso una fachada que se ha convertido en motivo de polémica en Alemania.

Uno de sus muros exteriores ha estado decorado por un poema del poeta Eugen Gomringer que, señalado por su tono "patriarcal", será sustituido por otro texto de la poetisa Barbara Köhler

- PUBLICIDAD -
Fotomontaje de lo que será la fachada de la Facultad de Ciencias Aplicadas Alice Salomon  próximamente

Fotomontaje de lo que será la fachada de la Facultad de Ciencias Aplicadas Alice Salomon próximamente Cedidas por el centro

"Avenidas/avenidas y flores/flores/flores y mujeres/avenidas/avenidas y mujeres/avenidas y flores y mujeres y/un admirador". Siete años habrá decorado ese poema de Eugen Gomringer la fachada de la berlinesa Universidad de Ciencias Aplicadas Alice Salomon. Esas líneas han convertido la fachada sur de este centro universitario en "la fachada más discutida de Alemania".

Al menos así lo fue el pasado curso académico, después de que los responsables de la administración del centro recibieran una carta abierta de la asociación de estudiantes planteando abrir un debate sobre cómo decorar la fachada.

La voluntad de las estudiantes era dialogar con la dirección sobre cómo decorar una fachada que, con las líneas de Gomringer, les parecía poco oportuna. "Escribimos a la dirección y le dijimos que con el poema nos sentíamos incómodas", asegura la asociación estudiantil. Esa incomodidad es producto, entre otras cosas, de la perspectiva de "admirador" que transmite el poema, que se inscribe en una "clásica tradición patriarcal del arte" donde "las mujeres son lindas musas", según los términos empleados por las estudiantes en su carta a los responsables de la universidad.

El polémico poema de Eugen Gomringer en la fachada de la Facultad

El polémico poema de Eugen Gomringer en la fachada de la Facultad YOUTUBE

Entre las responsables de la iniciativa estudiantil, las hay que han contado como al ver traducido al alemán el poema de Gomringer, la palabra "admirador" en alemán provocó que les "diera una vuelco al estómago". Que la carta escrita por las estudiantes pasara al dominio público generó un intenso debate público en el que el poema aparecía calificado de "sexista".

Esa palabra, sin embargo, nunca la utilizaron ni estudiantes ni responsables de la universidad. "Los titulares con esa palabra quedan de un modo más impactante", explican a eldiario.es desde de la Universidad de Ciencias Aplicadas Alice Salomon. En el diario conservador Die Welt, por ejemplo, se llegó a informar de "cómo las feministas juzgan a un poeta".

Gomringer, poeta de 93 años que tiene la nacionalidad suiza y boliviana, pasa por ser uno de los padres de la poesía concreta. Según sus propios términos, él no ha llegado a entender el motivo de una polémica en la que no se apreció su interés artístico en la "estructura" de las palabras del poema, con fecha de 1953. Que se hiciera público que su "Avenidas" sería sustituido por otros versos a partir de este año llevó a que relevantes voces de la política alemana pusieran el grito en el cielo.

Por ejemplo, la democristiana Monika Grütters, responsable de Cultura y Medios de Comunicación del gobierno de la canciller Angela Merkel, ha criticado con vehemencia la decisión de borrar el poema de Gomringer. Se refirió a la desaparición de estas líneas como un "acto espantoso de barbarie cultural".

Acusación de censura

En defensa del poema han salido relevantes voces culturales, como la del Centro PEN de Alemania, la sección alemana del PEN Internacional, la asociación mundial de escritores. En la sede germana de esa organización, en Darmstadt (oeste), sus responsables han anunciado su intención de decorar una de sus fachadas con el poema de Gomringer. En el Centro PEN alemán han calificado la decisión de la universidad de retirar el texto de "censura".

Los responsables de la Universidad de Ciencias Aplicadas Alice Salomon rechazan la acusación según la cual estarían censurando arte. Explican que, a raíz de la carta de las estudiantes, se ha puesto en marcha un sistema democrático de elección de qué poema debe ocupar la fachada. A partir de este año, cada lustro cambiará el poema del mural en cuestión. Pero los que han estado ahí no desaparecerán.

"En la base de la fachada se representarán los poemas que han estado en ella, lo que habla en contra de quienes dicen que censuramos arte, eso es algo que no hacemos", explican a eldiario.es desde el centro.

De la votación para elegir qué poema estará a partir de este curso académico en la pared ha salido vencedora la poetisa Barbara Köhler. Ella ha sido premiada, igual que Gomringer y el resto de autores cuyos trabajos serán potencialmente homenajeados en la universidad, con el Premio de Poesía de la Universidad Alice Salomon. El centro que lleva el nombre de una intelectual alemana pionera en considerar como área científica el Trabajo Social.

"No una decoración inofensiva, sino un texto público"

El poema de Köhler para la polémica fachada alude, sin duda, al papel de la mujer hoy. Además, incluye un saludo en catalán "Bon Dia". Los versos contienen las siguientes palabras: "Quédese delante de ellas/en su lengua/deséeles usted/Bon Día Good Luck".

Todavía no está escrito en la pared el poema que Köhler ha regalado a la universidad, pero en el diario izquierdas Die Tageszeitung, también conocido como Taz, han celebrado el nuevo poema. Es "valiente, simpático, consciente de la tradición", calificaba la periodista Heide Oestreich el nuevo texto.

Köhler ha defendido la lógica puesta en marcha por los responsables del centro universitario, aunque ahora el texto de Gomringer pase a un segundo plano. "No es el hundimiento de Occidente, tampoco ningún ataque a la libertad artística, ninguna censura ni ningún acto de barbarie", ha escrito Köhler en las páginas del diario conservador Frankfurter Allgemeine Zeitung. "Es la realización de un poema como lo que en este caso quiere ser o tal vez quiera ser: no una decoración inofensiva, sino un texto público", añadía.

En la fachada de la universidad, según la representación que ya existe de su poema, se podrán ver aún algunas letras del escrito por Gomringer. Así figura en el fotomontaje al que ha tenido acceso este periódico de lo que será la fachada sur del centro académico a partir de octubre.

"Es una forma de aludir al debate", comentan en la universidad berlinesa. Aluden así a la intensa polémica vivida a cuenta de qué hacer con las "Avenidas" de Gomringer. Puede que, al final, "corran buenos tiempos para la lírica", según escribía Oestriech. Eso, en un tiempo en el que muchos en Alemania han temido por la censura.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha