Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
Muertes masivas por el calor extremo: la crisis climática ya no es ciencia ficción
Cuánto se cobra y cuánto paro se sufre según la carrera o FP que estudies
OPINIÓN | 'Independizarse de Ayuso', por Esther Palomera

El guardia civil detenido en Madrid intentó huir cuando la Policía le sorprendió pateando a un joven

Guardias civiles desfilando

Pedro Águeda

Los agentes del Cuerpo Nacional de Policía que acudieron en la noche del pasado 10 de febrero a atender las llamadas por una reyerta en el madrileño distrito de San Blas encontraron a Alberto Jesús R. E, guardia civil de 38 años y destinado en el puesto de Tres Cantos (Madrid), “agrediendo con patadas a la víctima, que se encontraba en el suelo”, según consta en el atestado policial, al que ha tenido acceso eldiario.es.

La Policía había sido advertida sobre las 23:30 de ese sábado de que se estaba produciendo “una reyerta entre 20 personas” en la calle Travesía de Ronda, en el distrito de San Blas. Según explican los agentes en el atestado, cuando llegan encuentran “a unas quince personas agrediendo a otras dos”. Los presuntos agresores huyen a la carrera, pero uno de los agentes da alcance a Alberto Jesús “a los pocos metros”. Cuando es informado de los motivos de su detención se identifica como guardia civil. Otros tres presuntos autores de la paliza también son detenidos.

Uno de los dos jovenes agredidos, nacido en Madrid y de 23 años, presentaba “múltiples contusiones en la cara y cabeza y un corte profundo en los dedos de su mano derecha”. Cerca de allí, los agentes encontraron “un machete de grandes dimensiones de color metálico y mango reforzado con puño americano”, junto con varias botellas de cristal rotas, un cinturón con hebilla metálica y una baldosa arrancada con restos de sangre.

Los cortes en la mano habían hecho perder a este herido movilidad en la mano y fue trasladado al Hospital Ramón y Cajal. Su amigo, con una brecha en la frente, fue atendido en el lugar porque se negó a ser conducido a un centro médico.

Las víctimas relataron a los policías que al pasar por delante de un bar de la zona, “un grupo de personas que se encontraban en la puerta del bar Jodos, con estética de ser seguidores del club de fútbol Atlético de Madrid, comenzaron a increparles y acto seguido han salido corriendo detrás de ellos hasta interceptarlos”. Entonces fueron agredidos con los objetos citados y propinándoles patadas y puñetazos, según su testimonio. Horas antes se había celebrado el derby entre el Atlético de Madrid y el Real Madrid.

El guardia civil y los otros tres detenidos, asistidos por un mismo abogado particular, se negaron a prestar declaración en sede policial. El agente dijo que declararía ante un juez y se negó a facilitar una muestra de ADN.

Después de que eldiario.es informara de la detención, un portavoz de la Comandancia de Madrid trasladó el domingo por la noche la versión de Alberto Jesús R.E, según la cual, él se limitó a mediar en una pelea de bar. Los cuatro detenidos fueron puestos en libertad a las 13:00 del día siguiente a la reyerta y a la espera de ser llamados a declarar por el juzgado correspondiente, algo que aún no se ha producido, según fuentes del instituto armado.

Etiquetas
stats