Aguirre y González: promesas imposibles o incumplidas en el debate del estado de la región

Ignacio González y Esperanza Aguirre. / Efe

El presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, afronta este jueves y viernes su segundo debate del estado de la región tras acceder al cargo después de la dimisión de Esperanza Aguirre. Un debate caracterizado por el anuncio de promesas no siempre cumplidas y no siempre posibles de cumplir legalmente.

Ignacio González apuntala su candidatura en Madrid con rebajas fiscales y retomando viejos proyectos

Ignacio González sienta las bases para ser candidato del PP a la Comunidad de Madrid

Septiembre de 2008. Esperanza Aguirre anuncia la privatización del 49% del Canal de Isabel II, algo que no se ha producido. "Damos a los madrileños la oportunidad de ser propietarios de su agua además de asegurar el futuro del agua en nuestra Comunidad", dijo en aquel momento. ¿Y cómo argumentó esta decisión, que nunca se ha producido? "Nuevos requerimientos medioambientales en materia dedepuración y reutilización de las aguas". ¿Quiere eso decir que, seis años después, no se han acometido esos requerimientos porque no se ha producido la salida a bolsa del 51% del Canal?

Septiembre de 2009. La Voz de Galicia titula: "Madrid castigará con penas de cárcel las agresiones de profesores". Aguirre anunció una norma para aumentar la "autoridad del profesor". "Hay que recuperar en la escuela, en los colegios y en los institutos el valor de la autoridad del profesor, que no está al mismo nivel de los niños", argumentó. Pues bien, tiempo después, cuando se aprobó la Ley de Autoridad del Profesor regional, el texto decía lo siguiente: "La Ley de Autoridad del Profesor de la Comunidad de Madrid no entra en materia penal, una competencia de las Cortes Generales, y se limita a desarrollar la LOE, que en su artículo 104.1 señala que "las administraciones educativas deben velar para que el profesorado reciba el trato, el respeto y la consideración acordes con la importancia social de la tarea que tiene encomendada". Es decir, la promesa de penas de cárcel para los agresores de profesores era imposible de cumplir.

Septiembre de 2010. "Aguirre anuncia su decisión de eliminar unos 2.000 liberados sindicales en Madrid". Lo cierto es que no hay registro de liberados sindicales, porque fundamentalmente se trata de horas en las que los representantes de los trabajadores están liberados para su trabajo sindical. El Gobierno regional cifró en 3.500 los liberados sindicales de la comunidad de Madrid y anunció que los dejaría en 1.500, como si todas estas personas cobraran de sus empresas por no trabajar. Los sindicatos, que firmaron una reducción de horas sindicales, nunca compartieron los cálculos de Aguirre.

Septiembre de 2012. Aguirre anuncia que Madrid devolverá al Estado la gestión de la justicia gratuita. Hasta la fecha, dos años después, el turno de oficio sigue siendo competencia regional, entre otras cosas porque es una competencia que no se puede devolver así como así, del mismo modo que no se puede devolver la sanidad ni la eduación al Gobierno central. También anunció que iniciaría "de inmediato" la privatización de Telemadrid, algo que no se ha producido. En aquel debate, a Aguirre también le falló el oráculo. "Mi intuición es positiva", dijo sobre Eurovegas. Y se equivocó. Lo que no dijo es que una semana después dejaría su cargo al frente de la Comunidad de Madrid, algo sobre lo que seguramente tenía mejor información.

Septiembre de 2013. Ignacio González se estrena como presidente en el debate del estado de la región. Y lo hace con una promesa cumplida, las rebajas fiscales, y con otra imposible de cumplir: la modificación de los planes de estudios de maestro dando más peso a lengua, matemáticas, inglés y ciencias, algo que queda fuera de las competencias del Gobierno regional.

Etiquetas
Publicado el
3 de septiembre de 2014 - 21:00 h

Descubre nuestras apps

stats