El Consejo General de Ciudadanos rechaza la posibilidad de que el congreso de marzo debata sobre el ideario del partido

La Mesa presidencial del Consejo General de Ciudadanos

El Consejo General de Ciudadanos celebrado este sábado en la sede del partido, ha tumbado las enmiendas presentadas al reglamento prescongresual para que en la V Asamblea General del 15 de marzo haya una ponencia que abra de nuevo el debate sobre el ideario del partido. Los consejeros, afines en su mayoría al antiguo aparato riverista, siguiendo las directrices de la gestora, no han aceptado "por abrumadora mayoría" ninguna de las sugerencias que iban en esta dirección, entre ellas una del asturiano Armando Fernández Bartolomé, por lo que en el cónclave solo se debatirán dos ponencias: una sobre Estatutos y otra sobre Estrategia y Líneas de Actuación que será la que establezca la nueva hoja de ruta del partido.

"Hoy he vivido algo bochornoso": los audios del comité más tenso de Ciudadanos

"Hoy he vivido algo bochornoso": los audios del comité más tenso de Ciudadanos

Así lo ha ratificado la portavoz de la gestora de Ciudadanos, Melisa Rodriguez, momentos antes de finalizar la reunión que, según ha dicho, "se ha desarrollado en un tono constructivo" y en la que "ha reinado el consenso", aprobándose por "unanimidad" el reglamento precongresual.

Rodríguez ha explicado que lo que sí se ha autorizado es que los afiliados puedan votar tanto de forma telemática como en urna en las primarias para la presidencia del partido y para la elección de los compromisario que acudirán a la asamblea. "Creo que hoy salimos con más fuerza que nunca y más unidos que nunca", ha sentenciado la portavoz de la gestora de Ciudadanos para ahuyentar la tensión vivida en el anterior Consejo General.

En la última asamblea ordinaria, la IV, que tuvo lugar en febrero de 2017, cuando Albert Rivera era presidente del partido, fue modificado el ideario. Se eliminaron entonces las referencias a la socialdemocracia para definirse como una formación liberal y europeísta. Ahora los afiliados y los compromisarios no podrán debatir ni proponer en marzo si vuelven o no a la antigua definición ideológica.

Los críticos de la Plataforma 'Compromiso Ciudadano' presentaron un paquete con siete enmiendas de modificación al articulado del reglamento. La portavoz de la gestora no ha aclarado si alguna de ellas ha pasado la criba del Consejo General pero los dirigentes de este sector albergaban pocas esperanzas de que fuera aprobada alguna. Luego se ha sabido que también han sido en su mayoría rechazadas.

La plataforma crítica pedía, entre otras cosas, acceder al censo. "El censo electoral de los afiliados de Ciudadanos con derecho a ser elegibles y electores deberá estar publicado en el Espacio Naranja y ser accesible a todos los afiliados del partido a partir del 25 de enero de 2020 y hasta el 16 de marzo de 2020 por provincias", algo que no contempla la gestora. Además, exigían que el partido publicara "en documento aparte el censo de afiliados totales, también por provincias", pero con "exclusivamente nombre y dos apellidos" para no vulnerar la ley de protección de datos.

Los críticos querían mayores garantías en el sistema de votación telemática y en la autenticación del voto para que su recuento lo realice la empresa adjudicataria y que la Comisión de Garantías sea simplemente "garante de dicho recuento". Para ello sugerían que la empresa elegida tuviera "dilatada experiencia demostrable de al menos 10 años en procesos electorales" y que su elección se hiciera "mediante concurso donde al menos se tendrán que recibir tres ofertas". "La mesa de contratación estará compuesta por el secretario de finanzas, el presidente de la Gestora y otros tres afiliados elegidos por sorteo, eligiendo la mejor oferta técnica/económica con peso del 50% en cada caso". Junto a esto añadían la posibilidad de poder ejercer el voto por correo "solicitando este servicio con una semana de antelación".

Finalmente, pedían suprimir el artículo del reglamento en el que se dice que "los miembros del Consejo General podrán distribuirse equilibradamente entre los dos grupos [de votantes]" porque lo consideran un injerencia.

Como en el congreso de 2017, el aparato del partido elaborará y aprobará las ponencias y después los afiliados podrán presentar enmiendas a través de sus agrupaciones. Finalmente, los documentos de Estatutos y Estrategia y las enmiendas seleccionadas se debatirán y votarán en la Asamblea General que se celebrará entre el 14 y el 15 de marzo.

Días antes del cónclave, los afiliados podrán elegir en primarias al próximo presidente o presidenta del partido y al nuevo Comité Ejecutivo: la presentación de las candidaturas se haría el 26 de febrero, se votaría el 7 y el 8 de marzo y la lista ganadora se proclamaría el día 11.

Los aspirantes a la presidencia deberán presentar una lista cerrada con los miembros de su equipo -entre 20 y 50 personas en total- y dispondrán de siete días para hacer campaña entre la militancia. Pero esta vez no tendrán la obligación de desvelar qué miembros de su candidatura ocuparán cada área ejecutiva, solo el nombre del secretario o secretaria general.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats