eldiario.es

Menú

DIRECTOS CONGRESO: Pleno de votación del CETA | CARNE CRUDA: Entrevista a Lorenzo Silva

Conflicto entre vecinos y el Ayuntamiento de Madrid por el futuro de una escuela de música

El Ayuntamiento de Madrid no ha renovado el convenio a una escuela de música que cuenta con 1.500 alumnos y da clase en el centro cultural de Sanchinarro

Los alumnos y sus familias protestan por haberse enterado a finales de mayo de que a la entidad gestora no le prorrogaban el acuerdo

Desde el Consistorio aseguran que en la redacción del acuerdo había "irregularidades" y garantizan el futuro de la formación musical, aunque por ahora desconocen en qué formato

- PUBLICIDAD -

La finalización de un convenio suscrito hace dos años por el Gobierno municipal del PP mientras estaba en funciones ha dejado a más de mil familias preocupadas por el futuro musical de sus hijos. "El pasado lunes 29 de mayo nos enteramos de que no lo iban a renovar. Ya estamos a junio y no sabemos qué va a pasar", argumenta Estela, madre de una niño de nueve años y que lleva tres cursos tocando la guitarra en la escuela de música del centro cultural de Sanchinarro (Madrid).

Este centro educativo, gestionado por el grupo Grupo Concertante Talía, no es municipal. Gracias a convenios suscritos desde el 2011 con el Ayuntamiento de Madrid obtuvo la cesión de aulas en este espacio para dar clases de música. El último acuerdo lo firmaron hace dos años y venció el pasado dos de junio.

Según apunta la portavoz de la entidad gestora, el 28 de mayo les comunicaron que no les renovaban el convenio. "Llevamos meses solicitando la prórroga pensando en que los alumnos tenían que hacer unas renovaciones de matrícula para garantizarles los estudios el próximo curso", explica Silvia Sanz, directora del grupo. Sanz asegura que en abril se reunieron con portavoces del Ayuntamiento, les advirtieron que de cara al próximo curso les iban a reducir el número de aulas que gestionan, pero no les informaron de la negativa a prorrogar el acuerdo.

Desde el Consistorio no confirman la fecha en la que le comunicaron esta decisión a Talía. Roberto Velasco, asesor de Yolanda Rodríguez, concejala de Hortaleza, explica a eldiario.es que el convenio emitido en 2015 por el Concejal Presidente del Distrito de Hortaleza, durante el Gobierno de Ana Botella, contenía "irregularidades" en su redacción. "Así lo determinó un informe de los servicios jurídicos antes de que se firmase, detectó errores formales", añade Roberto. Este cargo público incide en el hecho de que el informe se ratificase sin contar con un estudio del Consitorio que lo avalase.

Por lo tanto, debido a ese defecto de forma el convenio suscrito con los gestores actuales de la escuela no se ha prorrogado y por ahora no hay una alternativa definitiva sobre la mesa, a pesar de que el curso termina a final de este mes. Por ahora, el grupo Talía continuará dando clases hasta finales de junio.

"(El próximo curso) el servicio se va a seguir prestando, este centro cultural va a seguir teniendo formación musical. ¿En qué formato? Lo van a ver los servicios jurídicos", ha explicado Velasco a los padres y usuarios de este centro. Esta rendición de cuentas se ha producido durante la entrevista concertada por esta redacción con alumnos y representantes del Ayuntamiento para realizar este reportaje. Hasta entonces, los estudiantes y sus familias no habían recibido ninguna respuesta oficial por parte del Consistorio. Este jueves el Grupo Talía y la Junta Municipal de Distrito vuelven a tener una reunión. "Desconocemos qué nos van a proponer", aseguran desde esta entidad privada.

Un nuevo proceso "transparente"

"Que nos hayan comunicado esta decisión en junio, demuestra que no tienen compromiso para que esto salga adelante. Es una pena, porque es un centro musical de referencia. Les pido que lo subsanen lo antes posible, que piensen en nosotros, me parece que por ahora eso no está siendo una prioridad", ha argumentado Jonatan, padre de dos niñas que estudian en la escuela. "Lo estáis haciendo en el último minuto. Si el informe de las irregularidades lo conocéis desde el 2015, ¿por qué no lo habeís sacado mucho antes?", ha replicado Estela al portavoz municipal.

Los progenitores destacan la calidad de la formación que reciben sus hijos, el precio asequible de las clases (25 euros al mes), así como la vinculación emocional que se crea entre docentes y estudiantes. Por su parte, desde el Ayuntamiento no cuestionan la "validez de la formación" que imparten los docentes. El asesor de la concejala les ha explicado que los servicios jurídicos están evaluando "cuál es el mejor formato". "Queremos un procedimiento con todas las garantías legales, que permita la libre concurrencia y la transparencia", ha añadido.

A su vez, tras ser preguntado por la posibilidad de que entre una nueva empresa a la que no le de tiempo a habilitar todas las aulas y hacer pruebas de nivel a los más de mil alumnos de este centro, Velasco ha respondido que desde el Gobierno municipal van a "intentar que las condiciones sean las mejores" y que no se "pierda la continuidad" de los estudiantes.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha