eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Albert Rivera acusa a Pablo Iglesias de defender al chavismo pese a la "grave" situación que vive Venezuela

"Con lo que he visto y he palpado estos días en la calle y el desastre económico y social que hay allí, desde luego no solo no lo comparto [el modelo], sino que democráticamente voy a intentar que eso no llegue a España", ha sentenciado

Rivera regresa de Venezuela advirtiendo de que si no llegan medicinas urgentemente "puede morir gente en los próximos días"

"Yo no he visto golpistas, solo demócratas como yo, que están encarcelados", ha afirmado el líder de Ciudadanos 

31 Comentarios

- PUBLICIDAD -
Un emocionado Rivera escucha los testimonios de familiares de venezolanos represaliados: "Hay una crisis de humanidad"

Albert Rivera junto a la mujer de Leopoldo López, horas antes de regresar a España

Albert Rivera ha regresado de Caracas advirtiendo de la "grave" situación en la que se encuentra la población y alertando de que si en los próximo días no llegan medicinas "puede morir gente". Además, ha vuelto a denunciar la falta de libertad que hay en el país por culpa, a su juicio, del Gobierno de Nicolás Maduro y la prohibición que sufrió para poder visitar a los líderes de la oposición. "Ibamos dispuestos a dialogar, pero Maduro todo lo contrario, tiene el régimen cerrado", ha lamentado.

Dicho esto, Rivera ha centrado sus críticas en Podemos y en su líder, Pablo Iglesias, con el que mantendrá un debate el próximo día 5 de junio en el programa Salvados, invitados por Jordi Évole. El presidente de Ciudadanos ha recordado de nuevo que mientras partidos como el suyo van a Venezuela a defender "las libertades", otros van "a buscar dinero".

Preguntado sobre si cree que en esta ocasión será más tenso el debate con Iglesias que el que celebró en las anteriores elecciones, Rivera ha contestado: "No sé si será más tenso, pero lo que ha quedado claro, si había alguna duda, es que el modelo económico suyo chavista y el nuestro es distinto. Con lo que he visto y he palpado estos días en la calle y el desastre económico y social que hay allí, desde luego no solo no lo comparto [el modelo] sino que democráticamente voy a intentar que eso no llegue a España".

"Errejón, Monedero e Iglesias han ido durante años a Venezuela a defender el régimen chavista. Ellos son chavistas, lo han reconocido siempre y no pasa nada", ha abundado, para pedir después a los líderes de Podemos que "ayuden" a que los presos políticos salgan de la cárcel. "Ellos que tienen mano, conocen bien al régimen y si pueden ayudar, que ayuden, porque lo que sucede allí es insostenible".

Ante las diferentes percepciones que se tienen sobre las razones del encarcelamiento de los dirigentes de la oposición, Rivera no ha dudado en posicionarse del lado de los que los consideran "presos políticos". "Yo no he visto golpistas, solo demócratas como yo, que están encarcelados".

Rivera ha hecho estas declaraciones a su llegada a la T1 del aeropuerto de Barajas, en donde fue recibido por un grupo reducido de ciudadanos que le vitorearon, después de permanecer 48 horas en la capital venzolana. Durante esos dos días, Rivera ha mantenido en Caracas un intensa agenda, que incluía su deseo de visitar a algunos de los líderes de la oposición chavistas encarcelados o privados de libertad.

Sin embargo, el dirigente naranja ha abandonado el país sin poder ver en la cárcel a Leopoldo López, que cumple condena por diversos cargos, entre ellos, "daños a edificio público, instigación a delinquir y asociación para delinquir". A la entrada en la cárcel de Ramo Verde, acompañado por la esposa y la madre de López, el líder de Ciudadanos lamentó que las autoridades venezolanas le impidieran sus propósitos: "Aquí hay presos políticos, por mucho que lo nieguen, aquí no hay libertad porque por tu opinión te meten en la cárcel. Pero estoy seguro que conoceré a Leopoldo, que lo veremos en la calle".

Tampoco pudo visitar a otros líderes de la oposición, como al alcalde de Caracas, Antonio Ledezma, y al exalcalde de San Cristóbal, Daniel Ceballos, ambos en arresto domiciliario acusados de "conspiración contra el Estado".
Con el único líder de la oposición que se ha podido reunir ha sido con Henrique Capriles.

Rivera vuelve de Venezuela con una  impresión muy negativa de la situación del país, que a su juicio, "no es normal". "No lo había visto en 36 años que tengo. No me esperaba en una democracia no poder ver a una persona habiendo comunicado la visita, una persona que está en régimen penitenciario y que ha sido electa por los ciudadanos de Caracas", se quejó tras ver frustrados sus deseos.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha