Andaluces Levantaos lleva al juzgado el empadronamiento de Olona y pide rastrear su móvil y la correspondencia

Macarena Olona en el Congreso de los Diputados

Álvaro López


4

Andaluces Levantaos no va a dejar pasar el asunto del empadronamiento de Macarena Olona en Salobreña (Granada) y ya lo ha convertido en el asunto estrella de su precampaña electoral de cara a los comicios del próximo 19 de junio. Después de que el pasado lunes la Junta Electoral de Granada rechazase la impugnación presentada por este partido contra la candidatura de la líder de Vox en Andalucía, han vuelto a presentar otra, esta vez ante la jurisdicción contencioso-administrativa, convencidos de que su padrón se produjo con “fraude de ley”. La novedad en este caso, además de que es ante una instancia judicial, es que reclaman que se rastree la ubicación del móvil y la correspondencia de Olona para investigar el caso.

La Junta Electoral mantiene la candidatura de Macarena Olona a las elecciones andaluzas

La Junta Electoral mantiene la candidatura de Macarena Olona a las elecciones andaluzas

El tema, que parecía haber entrado en vía muerta tras la negativa de la Junta Electoral a revisar la impugnación de la líder de la extrema derecha andaluza, sigue otro camino con este recurso que ha presentado Andaluces Levantaos, partiendo de nuevo del origen de la polémica cuando el pasado 13 de mayo la Cadena Ser desveló que el expresidente de Vox Granada, Manuel Martín, aseguraba que Olona estaba empadronada desde noviembre de 2021 en una de sus viviendas de Salobreña (Granada) pero que no vivía en ese domicilio de forma “regular” y que tampoco había ningún contrato. Dicho empadronamiento se habría hecho, según el testimonio, con el fin de que Macarena Olona pudiera presentarse a las elecciones andaluzas, ya que la ley electoral obliga a que el candidato tenga vecindad en la comunidad autónoma.

Precisamente por ese motivo, al apreciar que se podría estar produciendo un “fraude de ley” por parte de la líder de Vox, Andaluces Levantaos impugnó su participación en las elecciones del 19 de junio en primera instancia ante la Junta Electoral de Granada, aunque esta finalmente se inhibió al ver su inscripción en Salobreña como un “acto administrativo firme”. Pero como en Andaluces Levantaos mantienen que se trata de un procedimiento irregular, han vuelto a apelar su candidatura, esta vez ante la justicia ordinaria. Ahora, además de señalar los mismos principios jurídicos que apuntaron en la primera impugnación alegando que se requiere que una persona viva de forma “habitual” para tener “vecindad administrativa”, los letrados de Andaluces Levantaos han ido un paso más allá.

Rastrear sus movimientos

Piden a la justicia que se rastree la ubicación del móvil de Macarena Olona, así como la correspondencia que haya podido recibir o enviar no solo por Correos, sino a través de Hacienda con la fijación de su domicilio. De esta forma, creen que es la mejor manera de comprobar si realmente la candidata de la extrema derecha reúne los requisitos necesarios para ir como cabeza de lista por Granada a los comicios del 19 de junio. “Dada la trascendencia de los bienes jurídicos en juego, se solicita se recabe informe de los operadores del teléfono móvil de la Sra. Olona, a averiguar por el Juzgado, para que emitan informe urgente en orden a verificar, por vía de geolocalización, si ha estado en su vivienda de Salobreña desde el 25.11.2021 hasta el 26.04.2022, fecha de la convocatoria de las elecciones autonómicas. La prueba se solicita solo y exclusivamente para verificar estancias en Salobreña, siendo innecesario cualquier otro dato”, señalan los letrados en el escrito de impugnación al que ha tenido acceso este medio.

Además de eso, reclaman al juzgado que el Ayuntamiento de Salobreña emita “certificado de todas las personas que estén empadronadas en la vivienda en la que consta inscrita” y que el Servicio Andaluz de Salud (SAS) aclare si Olona “ha hecho los trámites para obtener la Tarjeta Sanitaria y si se ha solicitado asignación de médico en Salobreña o cualquier otro servicio entre las fechas referidas”. Pruebas que para Andaluces Levantaos serían definitivas para confirmar si efectivamente la líder de Vox en Andalucía es apta para poder presentarse a las elecciones autonómicas o no.

El escrito de impugnación también cuestiona los argumentos dados por la Junta Electoral de Granada para no frenar esta candidatura. Entre otros aspectos dudan de la justificación de que el empadronamiento sea válido porque fuese un “acto administrativo firme”. “Los actos firmes no son inatacables si una vez dentro del ordenamiento jurídico se pone de manifiesto un vicio invalidante”. Asimismo, “justamente para subsanar estas cuestiones, se contemplan una serie de mecanismos jurídicos para expulsarlos del ordenamiento. Mecanismos que existen tanto en el ámbito administrativo general como en el del derecho local y censal. Cuestión aparte es si se puede probar o no su invalidez en el marco del terreno de juego del proceso electoral, especialmente cuando hablamos de los inexorables plazos electorales y considerando la importancia de los derechos en juego”. Un epígrafe en el que recuerdan que el Ayuntamiento de Salobreña ha abierto de oficio la anulación del empadronamiento de Olona a raíz de un informe que comprobó que en la vivienda no vivía nadie.

La duda del fraude de ley

Por otro lado, Andaluces Levantaos cuestiona a la Junta Electoral de Granada cuando enmienda la plana a Vox y dice que si se diese la baja definitiva del padrón esta no podría tener carácter retroactivo, por lo que podría seguir siendo candidata. “Es más que discutible en la medida en que un fraude en el empadronamiento no puede producir efecto alguno, lo contrario sería darle patente de corso al que comete la irregularidad y eso jurídicamente sería inadmisible. Si el empadronamiento es ficticio y se ha hecho en fraude de Ley, no pueden impedir, de acuerdo con el art. 6.4 del Código Civil, ”la debida aplicación de la norma“, que no puede ser otra que la inelegibilidad de la Sra. Olona por incumplimiento de los requisitos legales”. En el partido recuerdan que sí se admite la posibilidad de la baja por lo que la Junta Electoral estaría yendo en contra de la normativa.

En todo caso, la impugnación presentada tendrá que resolverse en un periodo de tiempo corto. Según fuentes judiciales, en apenas dos días puede haber una resolución definitiva que pueda acabar con la candidatura de Macarena Olona o no. Paralelamente, el Ayuntamiento de Salobreña sigue tramitando la baja de oficio de la líder de Vox, toda vez que la propia Olona habría presentado esta misma semana alegaciones contra la anulación de su empadronamiento. Si bien el Consistorio salobreñero lo confirma, este medio no ha tenido acceso a la documentación con la que la candidata de la extrema derecha defiende su inscripción en el padrón municipal. Además, cabe recordar que Macarena Olona sí ha denunciado a la alcaldesa de Salobreña, María Eugenia Rufino, por un presunto delito de “prevaricación” al haber iniciado los trámites de su baja. Algo que fuentes judiciales ven con un recorrido complicado, que puede acabar archivado o incluso contra los intereses de Olona ya que el procedimiento de la anulación aún está abierto.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats