Así será la nueva sede “autosuficiente” del centro de investigación de la Comisión Europea en Sevilla

Recreación de la plaza pública de acceso al edificio

Javier Ramajo


0

El conocido 'oxidado' edificio del World Trade Center de la Expo'92 ya tiene sustituto como sede del Centro Común de Investigación (JRC) de la Comisión Europea de Sevilla, para el que trabajan más de 400 investigadores de 30 nacionalidades. Será un edificio “pragmático y sostenible” en el que su estructura jugará con el sol y las sombras, el agua y la vegetación. Inspirado en los principios de la Nueva Bauhaus Europea y previsto en la parcela del antiguo pabellón de los Descubrimientos de la Isla de la Cartuja de Sevilla, su construcción tratará de afianzar el objetivo de la capital hispalense para descarbonizar el parque científico. Con hojas fotovoltaicas ligeras que harán de tejados, el estudio danés Bjarke Ingels Group (BIG) se ha inspirado en las calles de Sevilla y priorizará el uso de materiales de origen local, como la piedra caliza, la madera y la cerámica. “Una nueva arquitectura vernácula para Andalucía”, según ha destacado el arquitecto Bjarke Ingels en un vídeo emitido este jueves durante la ceremonia de presentación de la propuesta ganadora.

La política de producto sostenible europea se hace desde Sevilla

La política de producto sostenible europea se hace desde Sevilla

La integración con la ciudad mediante una plaza pública y su “estética habitable y flexible”, según el socio del estudio Joao Alburquerque, encargado de presentar los detalles del diseño, serán algunas otras de las características de un recinto “autosuficiente”, que se cubrirá con una gran “pérgola monumental” que proporcionará sombra, producirá “el doble de la energía que necesita el edificio” y, a la vez, permitirá el paso de la luz natural. Apoyados sobre columnas, los porches solares se distribuirán en distintas alturas para conseguir un espacio acogedor al aire libre, previendo también un jardín que contará con vegetación local y agua recogida de la lluvia.

Con el objetivo de ser un referente europeo en sostenibilidad, innovación y eficiencia, la futura sede del JRC de la Comisión Europea acogerá el centro de investigación, conocimiento y datos que viene desarrollando su labor desde 1994 y que viene sirviendo de base científica para las decisiones del más alto nivel político de la Unión Europea. Una nueva sede “abierta a gente con luz, para celebrar el sol”, en palabras del director del JRC en Sevilla, Mikel Landabaso, conductor del acto celebrado en el auditorio del Caixaforum. “Que la ciencia sea la brújula que nos dirija” y sirva “de base de buenas políticas”, ha enfatizado.

Siguiendo con los detalles del proyecto presentado por el arquitecto danés, se ha buscado un “rendimiento sostenible del edificio”, con el uso de hormigón con bajas emisiones de carbono, lo que reduce hasta un 30% de las emisiones de CO2, y el acero reciclado. El interior del recinto contará con un centro de conferencias y espacios sociales en la planta baja, mientras que las oficinas y las unidades de investigación ocuparán las plantas superiores. Los lugares de trabajo colaborativos, que promuevan la interacción física, o al menos visual, darán a la plaza, mientras que los espacios de trabajo individuales mirarán al jardín.

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, también ha intervenido en la presentación del proyecto ganador a través de un vídeo donde ha destacado la unión de la ciencia y la cultura de Sevilla y Andalucía en el “primer edificio inspirado por completo en los principios de la Nueva Bauhaus Europea” y que servirá de “imagen del Pacto Verde Europeo”. La dirigente europea ha tenido un guiño al lema de la ciudad NO&DO (“no-madeja-do”) para que el proyecto vea “pronto” la luz gracias a la “fidelidad y compromiso” de sus impulsores.

El veredicto del jurado, reunido el 25 de marzo y compuesto por arquitectos internacionales de reconocido prestigio y representantes institucionales de la Comisión Europea, destaca la “autosuficiencia desde el punto de vista energético” con la canalización de la energía solar, reforzado por el contexto energético actual y va en consonancia con el programa e-City Sevilla. “El brutal ataque ruso a Ucrania, y el precio insostenible de la energía, evidencia que tenemos que acelerar el Pacto Verde Europeo”, insistió Ursula von der Leyen.

Tras tres días de deliberación de las candidaturas y la elección de los ganadores, el segundo premio se ha otorgado al estudio Dorte Mandrup y el tercero a la empresa Cobe. Dado el alto nivel de las propuestas, el jurado otorgó también tres menciones especiales a los estudios ALA Oy, MECANOO y Muoto. El siguiente paso para la construcción de la nueva sede del JRC en Sevilla será el desarrollo de los proyectos básico y de ejecución, previstos para primavera de 2023.

Durante la presentación también intervinieron el director general del JRC, Stephen Quest; la directora de la Oficina de la Representación de la Comisión Europea en España, María Ángeles Benítez; la ministra de Ciencia e Innovación del Gobierno de España, Diana Morant; el consejero de Transformación Económica, Industria, Conocimiento y Universidades de la Junta de Andalucía, Rogelio Velasco; y el alcalde de Sevilla, Antonio Muñoz.

Proyecto estratégico

Muñoz, ha señalado que “la ciudad tiene un enorme compromiso con Europa y con las instituciones comunitarias y un modelo de ciudad que tiene como prioridad la investigación y la ciencia. Por eso, este proyecto es una iniciativa estratégica, probablemente una de las más ambiciosas y con un mayor alcance que tenemos en marcha no solo en Sevilla sino en toda Andalucía. Muñoz ha indicado que ”no solo estamos ante la construcción de un nuevo edificio con un modelo arquitectónico sostenible e innovador, estamos ante un impulso de la presencia de la Comisión Europea en nuestra ciudad, y ante una oportunidad sin precedentes para proyectarnos a nivel nacional e internacional como una gran capital referente en la ciencia y la investigación. Esta apuesta de JRC por Sevilla va a ser seguro un motor de nuevas inversiones, de nuevos proyectos que se desarrollarán en los próximos años vinculados al Parque Científico y Tecnológico de la Cartuja, nuestro buque insignia, pero también a otras zonas y espacios en los que estamos trabajando para que sean sede de nuevas iniciativas públicas y privadas“.

Asimismo, la ministra de Ciencia e Innovación, Diana Morant, ha destacado el trabajo de las cerca de 400 personas que desarrollan su labor en el Centro Común de Investigación en Sevilla, por ser los principales protagonistas de la trayectoria de éxito y expansión de este espacio de progreso y conocimiento.

Por su parte, el consejero de Transformación Económica, Industria, Conocimiento y Universidades, Rogelio Velasco, ha destacado que Andalucía se está consolidando como “como polo de innovación de referencia internacional”, al incorporar y promover en el territorio nuevos proyectos tecnológicos de vanguardia. En su intervención, ha asegurado que la comunidad está preparada para asumir ese reto para el que ha afirmado que la nueva Estrategia de Especialización Inteligente para la Sostenibilidad de Andalucía (S4) “será un instrumento clave”.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats