Castilla-La Mancha quiere impulsar la creación de una red de carga para vehículos eléctricos

Foto: Ludovic Hirlimann

El consejo de Gobierno ha aprobado unas ayudas para la transición energética por un total de 27,5 millones de euros, 5,5 por cada provincia de la región, dentro del marco del programa FEDER 2014-2020. La finalidad del programa europeo es el "imprescindible" fomento de la transición energética en la región. La convocatoria contempla tres líneas: impulso de la movilidad urbana sostenible, ahorro y eficiencia energética en edificaciones de la administración local y energías renovables en infraestructuras públicas.

La Junta asumirá el 80% de los costes, mientras que los solicitantes deberán asumir el restante 20%. Del total de la convocatoria, 20 millones de euros irán destinadas al impuslo de energías renovables, como placas solares, biomasa o aerotermia. En el caso de la movilidad urbana sostenible, la portavoz regional, Blanca Fernández, ha explicado que uno de los objetivos de la Junta es impulsar una red para la carga de vehículos eléctricos. "Una de las estrategias del Gobierno es aprovechar convocatorias de este tipo para que los puntos de recarga se conviertan en una red para vehículos eléctricos e híbridos, para que se normalice su uso", recalcó.

Contrataciones para agilizar la tramitación de políticas de empleo

Fernández también informó de la contratación de 23 nuevos profesionales para agilizar los procedimientos administrativos de las políticas activas de empleo, por un montante de más de 900.000 euros. La portavoz recalcó la importancia de este tipo de políticas, que incluyen también la formación, cualificación y recualificación de los ciudadanos de la región. En total, recordó, se destina más de 143 millones de euros a las políticas relacionadas con el empleo.

La contratación de estas trabajadores, recalcó, se destinará a agilizar los trámites administrativos de todas las acciones formativas para el empleo que se llevan a cabo desde la Junta. Se trata de una acción similar anunciada para agilizar expedientes relacionados con la transición energética, esta vez, con 34 profesionales.

Museos y arqueólogos

El Gobierno ha autorizado igualmente una inversión de 774.797 euros para mejorar la atención al usuario de los Museos de las Ciencias y de Paleontología de Cuenca. Además, se ha aprobado un programa temporal de estudios arqueológicos en obras de inmuebles por un total de 430.000 euros, con la contratación de cinco profesionales que ayudará a agilizar la tramitación de expedientes y las obras de inmuebles, desde ahora hasta febrero de 2022.El objetivo es que expedientes sujetos a algún tipo de condicionante, limitación o informe sobre el patrimonio urbanístico y arqueológico, puedan reducir su tiempo de tramitación a la mitad.

Además, destacó Fernández, "hacer compatible el objetivo de preservar ese patrimonio con la inversión y el desarrollo en el territorio". Los arquitectos tendrán entre sus funciones la valoración e informes de obras y proyectos en el patrimonio inmueble de Castilla-La Mancha, así como la recepción y propuesta de resolución de las intervenciones que se proyectan en ese patrimonio, su seguimiento y cierre. Por lo que respecta al equipo de arqueólogos, se encargarán de la elaboración de informes y la resolución de actuaciones en relación con el impacto ambiental de ámbito provincial y regional, entre otros.

"No se trata en exclusivo de Vega Baja, ni es una contratación de un equipo multidisciplinar para Vega Baja, pero lo que llegue de este yacimiento se verá agilizado por la contratación de estos profesionales", concluyó Fernández.

Etiquetas
Publicado el
4 de marzo de 2020 - 12:25 h

Descubre nuestras apps

stats