Paralizan el desahucio de un matrimonio de jubilados enfermos en Méntrida

Desahucio Méntrida

El desahucio que se iba a llevar a cabo este miércoles, 27 de junio, de un matrimonio de jubilados de Méntrida, mayores de 70 años, ha sido paralizado tras la petición del Ayuntamiento del municipio toledano a la entidad propietaria para poder buscar una alternativa a esta pareja.

Esta actuación se ha llevado a cabo gracias al trabajo que ha desarrollado la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) de Méntrida, que tras conocer la situación de este matrimonio cuando solicitó ayuda a la propia plataforma, acudieron a los Servicios Sociales del municipio con la intención de poder aplazar el desahucio y encontrar una alternativa habitacional a la pareja de jubilados.

Según ha podido conocer toledodiario.es, el levantamiento se postergará al menos durante dos o tres meses con la intención de que el matrimonio, con dificultades ya para desplazarse, pueda encontrar un alquiler más asequible y optar a las ayudas de emergencia de las que dispone el Consistorio o a las que facilita la Junta.

El matrimonio lleva desde hace aproximadamente cincos años viviendo de alquiler en este domicilio, por el que pagaban unos 300 euros mensuales que costeaban con los aproximadamente 700 euros que reciben entre ambos de pensión. A los tres años de residir en el domicilio, gestionado por una inmobiliaria, se enteraron por medio del juzgado de que la vivienda había sido traspasada a una entidad bancaria que, según la PAH, subió la cuota del alquiler, por lo que el matrimonio no pudo seguir haciéndose cargo de los pagos.

Por ello, desde hace un par de años el matrimonio no ha abonado el pago del alquiler. Asimismo, la PAH no ha conseguido negociar un alquiler social con los propietarios desde que la pareja solicitó su ayuda.

El alcalde de Méntrida, Alfonso Arriero, ha señalado en declaraciones a toledodiario.es que para que el Ayuntamiento pueda conceder las ayudas de emergencia de las que dispone al matrimonio, este tiene que regularizar su situación en una vivienda con un contrato de alquiler. “No tenemos una bolsa de viviendas de protección oficial, somos un Ayuntamiento pequeño”, apunta Arriero.

En este sentido, remarca que han solicitado este aplazamiento de desahucio que todavía no habían recibido en el Juzgado de Illescas pero que sí le han confirmado que sería concedido. A partir de la paralización, ha señalado que los Servicios Sociales seguirán poniendo a disposición del matrimonio los recursos de los que disponen, así como también facilitarán los que ofrece la Junta en materia de alquiler de vivienda.

El papel de la PAH

Por su parte, la PAH de Méntrida, ha presentado este martes también en el Juzgado de Illescas la petición de paralización de este desahucio al no haberse efectuado todavía la orden judicial por la que va a aprobar el aplazamiento del levantamiento.

Asimismo, fuentes de esta plataforma indican que también se pusieron en contacto con la Junta para que pudieran facilitarles al matrimonio las ayudas al alquiler de las que disponen, sobre las que ahora hay una convocatoria abierta. “Pusieron un especial interés pero no hemos tenido respuesta”, aseguran las mismas fuentes que destacan la paralización de este desahucio que han podido ir postergando desde el mes de enero gracias a los trámites judiciales que se han llevado a cabo.

Aunque el matrimonio tiene tres hijas, la PAH apunta que ellas también viven en una situación un poco precaria y que, en todo caso, “la alternativa habitacional no es esa”. Además, han lamentado que el Ayuntamiento no se haya previsto de una actuación para poder actuar en estas situaciones tras haber acordado en pleno municipal que Méntrida es un municipio libre de desahucios y que, en cambio, “hayan gastado 400.000 euros en poner césped artificial en el campo de fútbol” de la localidad.

Etiquetas
Publicado el
26 de junio de 2018 - 13:44 h

Descubre nuestras apps

stats