La portada de mañana
Acceder
Madrid, a la cabeza de contagios y a rebufo en las medidas frente a los rebrotes
Lo que sabemos y no sabemos que ocurrió antes de la explosión en Beirut
Opinión - Monarquía: España ante el espejo, por Jesús Cintora

Número dos del PP en León, cantante de Mocedades y con un título de Derecho falso

José Miguel González Robles, número dos del PP de León

El secretario del PP de León y diputado nacional, José Miguel González Robles, lleva 24 horas 'desaparecido' para su partido y para los medios de comunicación. No quiere dar explicaciones a nadie sobre la presunta falsificación de una licenciatura en Derecho. El político ha pasado de asegurar, al menos en sus redes sociales, que era licenciado a reconocer que solo ha cursado "estudios en Derecho". El rumor llevaba semanas en el aire.

El nombramiento de González Robles fue un 'dedazo' de Génova que impuso a un dirigente sin apenas experiencia política para desplazar a unos cuantos aspirantes a darle la vuelta al PP leonés. La venganza se ha servido fría a través de un diario local, Leonoticias, que preguntó varias veces al aludido si era licenciado. Él aseguró que sí. Ante la insistencia del medio acabó enviando por WhatsApp una foto de su título que eliminó a los 30 segundos. Pero quedó la captura. Ni la numeración ni los colores del título coinciden con los empleados por la Fábrica de Moneda y Timbre, según el diario.

Su excusa al descubrirse la farsa es que cursó estudios en dos universidades, la de León y la Complutense en Madrid, y que encargó a una empresa que solicitase el título tras recabar y convalidar las asignaturas que cursó en cada una. Desde el jueves no atiende el móvil. Su ascenso y previsible caída, se ha producido en cuestión de meses.

González Robles entró en política en marzo, cuando Teodoro García Egea lo impuso como número dos al Congreso por León. Era un completo desconocido en la política local. No así su padre, un hombre que lleva décadas gobernando Valdepiélago, en la montaña leonesa y que es el alcalde "más antiguo" del partido en la provincia. Según el currículo facilitado por el PP, ha estado "estrechamente relacionado con Mario Amilivia -exalcalde de León conocido por cargar al Ayuntamiento la gomina que usaba-, quien con 21 años le dio la oportunidad de formar parte de su candidatura a la alcaldía de León en el año 2007 y con quien siguió colaborando "en sus posteriores responsabilidades". El PP de Castilla y León las ignora porque, tal y como confirman varias fuentes, "era un desconocido para todos".

Su aterrizaje en 2019 en el área política fue forzado, pero aún más su ascenso dentro del PP leonés meses después. En un momento bajo y clave para el PP de León, el secretario general del partido, Teodoro García Egea, dio una instrucción tajante. Corría el mes de agosto: "José Miguel González Robles tiene que ser el secretario del partido en León". No se aceptaron peros. García Egea, el negociador principal del pacto de Gobierno en Castilla y León entre PP y Ciudadanos, tenía el poder por delegación de Pablo Casado. Tras las elecciones del 26 de mayo, en las que el PP de León perdió el ayuntamiento de la capital, el de Ponferrada y la Diputación después de 24 años, ni el PP de León ni el de Castilla y León estaban en situación de resistirse.

El presidente de la Junta y por tanto del PP en la Comunidad, Alfonso Fernández Mañueco, importa poco o nada en Génova. Pablo Casado ya le hizo aceptar la designación de senador autonómico por Segovia al alavés Javier Maroto. Lo que pedía García Egea era casi un mal menor. O lo parecía. Ahora no solo es cargo orgánico en el partido, es también diputado.

A González Robles siempre le fue más el espectáculo que la política. Se ha dedicado a la representación y producción musical con varias empresas. Era el responsable de las contrataciones de grupos como Los Panchos, Pancho Céspedes, Alberto Cortez o Armando Manzanero. También llevaba a orquestas que contratan los ayuntamientos en las fiestas patronales. Pero el número dos del PP de León también canta. Es uno de los integrantes de lo que queda de Mocedades, una histórica formación hoy de capa caída en España pero que sigue funcionando bien en Chile o en México.

Fue en su faceta de representante en la que conoció hace unos años a su protector. Teodoro García Egea que toca el piano, el clarinete y la guitarra y confiesa que conquistó a su mujer tocando la bandurria, colaboró alguna vez con un grupo de Murcia, Parrandboleros. González Robles consiguió contratos y empezó así una intensa amistad. Parrandboleros ha sido telonero en festivales como Murcia Romántica, copado por las figuras que representa González Robles. La relación de García Egea con el grupo continúa. En las redes sociales se le puede ver en primera fila en uno de sus conciertos el pasado 19 de agosto en Torrevieja.

El secretario general del PP, que además es aficionado a la montaña ha visitado muchas veces la vivienda familiar del cantante en Valdepiélagos. "Su designación como número dos del PP en León es algo tan cañí, y tan absurdo como que uno conoció al otro y contrató a sus amigos del grupo de bandurrias", lamentan fuentes del partido. Desde que saltó la noticia de la falsificación del título, el PP de Castilla y León no ha podido hablar con él. Algo parecido ha pasado con el PP de León. Quieren que dé explicaciones.

En el PP nacional en cambio cierran filas en torno al protegido de García Egea: "En la declaración presentada en el Congreso de los Diputados, José Miguel González Robles ha puesto estudios de derecho, no licenciado", indican a eldiario.es. Lo que ponía el PP en el resumen que facilitó a los medios en su momento es "estudió Derecho". En su bio de la cuenta de twitter aparecía como "Licenciado en Derecho", si bien ahora tan sólo es "Diputado por León en el Congreso. Secretario General @populares_leon".

Etiquetas
Publicado el
22 de noviembre de 2019 - 21:42 h

Descubre nuestras apps

stats