La portada de mañana
Acceder
España sigue a la cabeza de Europa en infracciones ambientales
¿Cuándo vacunar a niños? Claves sobre el grupo que se queda fuera de la estrategia
Opinión -El aviso, por Antón Losada

Responsabilidad civil para drones: la ley obliga, pero los seguros no despegan

Responsabilidad civil para drones: la ley obliga, pero los seguros no despegan

El verano pasado el Gobierno aprobó el Real Decreto-Ley 8/2014, una norma que incluía como medida urgente la regulación de las aeronaves no tripuladas o pilotadas por control remoto, más conocidas como drones.

De territorio sin ley a tener tres: así están regulados los drones en España

Así están regulados los drones en España

Además de establecer los lugares y supuestos en los que está permitido volar un dron, la medida fijaba los requisitos que toda aeronave deberá cumplir para surcar los aires. A las obligaciones de matricular el dron, disponer de un manual de operaciones y un programa de mantenimiento se sumaba la condición de contar con un seguro.

A principios de año, la aseguradora Caser lanzaba al mercado su seguro de responsabilidad civil para drones, una póliza con la que el particular o la empresa propietaria de una aeronave responde a los daños que el dron pueda causar durante su vuelo. Una ventana rota, un coche dañado o la caída del vehículo sobre una persona forman parte de las contingencias que cubre el seguro.

Meses antes veía la luz la oferta de Allianz. Según cuenta a HojaDeRouter.com Jaime de Argüelles, subdirector general de la empresa, ya disponían de esta póliza en otros países. En España, "estuvimos trabajando en paralelo al trámite legislativo para poder disponer de una oferta para nuestros clientes tan pronto como estuviese en vigor la normativa”, explica.

A Allianz y Caser se suman otros nombres como Elvetia, Generalli o la cadena de tiendas de electrónica Worten, que vende drones y ofrece como complemento a los clientes la contratación de un seguro. Un servicio que decidieron poner en marcha antes de la campaña de Reyes Magos y que acompañaba a la garantía que recibe el cliente.

Daños a terceros

De acuerdo con Javier Demetrio, responsable de la página Seguro De Drones, el precio de este tipo de póliza se mueve entre los 200 y los 275 euros, aunque la cobertura en caso de siniestro varía en función del tamaño de la aeronave. “Para drones que son de menos de 25 kilos, la póliza tiene hasta 300.000 euros de cobertura para daños personales y materiales; a partir de 25 kilos, hasta 900.000 euros de responsabilidad civil”, señala.

Seguro De Drones forma parte de MVAseguradores, una correduría que permite contratar pólizas de distintas compañías en función de las necesidades del cliente. Sin embargo, según nos cuenta Demetrio, aún no son muchas las compañías que ofecen este tipo de pólizas, a pesar de que todo propietario de un dron está obligado a contratar un seguro.

De momento, las pólizas de responsabilidad civil para aeronaves pilotadas por control remoto solo cubren los daños que el dron pueda causar a un tercero. No se hacen cargo de los perjuicios que pueda sufrir el propio dron. "Estamos intentando negociar con compañías aseguradoras para que lo hagan", dice Detemetrio. "Para que, por ejemplo, si hay gente que tiene un dron que vale 5.000 euros, se les pague 5.000 euros si se cae o rompe por algún motivo", igual que sucede con los coches o las motocicletas.

Un cliente profesional

Según el subdirector general de Allianz, los requisitos que debe cumplir un dron para contratar un seguro son los mismos que ya establecen la ley y la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA). Para una aeronave de menos de 25 kilos, llevar fijada una placa de identificación - es decir, una matrícula - y que el piloto sea una persona autorizada por la agencia. Para los que tengan un peso superior, un certificado de aeronavegabilidad otorgado por la AESA.

De momento, los clientes que contratan esta póliza, de acuerdo con Argüelles, son en su mayoría pequeñas y medianas empresas que utilizan drones para fines comeciales, “siendo la fotografía y la filmación la gran mayoría de actividades para las que estamos recibiendo peticiones de aseguramiento”.

Demetrio confirma esta tendencia y habla de fotografía, ingeniería, trabajos científicos, vídeo o inspecciones. "No se puede utilizar para otra cosa", nos recuerda. De hecho, son las labores que aprobó el legislador el pasado verano, especificando que deberán realizarse durante el día, en zonas inhabitadas y lejos de los aeropuertos, o en espacios cerrados si se emplean en ciudad.

De momento, por fortuna, los seguros contratados no han servido para mucho. "No tenemos ningún siniestro”, confirma Demetrio, pero en otros países sí se han producido incidentes. Parafraseando al refranero, dron precavido vale por dos.

Infografía: aspectos básicos de la regulación sobre drones en España

------------

Las imágenes de este artículo son propiedad, por orden de aparición, de Yann Caradec (y 4), Simon Fraser University y Lima Pix

Etiquetas
Publicado el
6 de mayo de 2015 - 13:52 h

Descubre nuestras apps

stats