La portada de mañana
Acceder
Euskadi, Andalucía y Murcia encabezan la presión para alargar el estado de alarma
El máster fallido de la Autónoma de Barcelona que dejó sin cobrar a profesores
Opinión - Sánchez muerde el anzuelo, por Esther Palomera

El Gobierno de Ayuso descarta aplicar las cláusulas de penalización a las constructoras por los retrasos en el hospital Zendal y los achaca a la lluvia

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, y el presidente del PP, Pablo Casado.

La Comunidad de Madrid que preside Isabel Díaz Ayuso admite por primera vez los retrasos en las obras del hospital de pandemias Enfermera Isabel Zendal que se inauguró el 1 de diciembre, cuatro semanas después de lo previsto. Desde la Consejería de Sanidad reconocen estos retrasos después de haber asegurado en un primer momento que la obra había sido entregada el 31 de octubre por las constructoras aunque achacan la demora a las lluvias y por esa razón no penalizará a las empresas como figura en los pliegos del contrato, adelantó la Cadena Ser y ha confirmado elDiario.es.

Según explica un portavoz de la Consejería, las mismas constructoras pidieron el 29 de octubre una ampliación de plazo de 15 días "como consecuencia de .las fuertes precipitaciones que generaron grandes encharcamientos y filtraciones". Estas filtraciones, asegura, "impidieron algunos trabajos de terminación que debían realizarse una vez las humedades hubieran desaparecido": principalmente la colocación de los rollos de PVC con los que se cubre el suelo de los pabellones que de haberse colocado con humedad "podría acabar por levantarse al poco tiempo, como exponen los técnicos y propia la Dirección de Obra y remates exteriores y jardinería", defienden desde Sanidad.

El empeño de Ayuso por hacer la infraestructura en tiempo récord y que finalizara el 31 de octubre se fijó en las cláusulas del contrato con las empresas adjudicatarias. Los pliegos estipulan que cualquier retraso más allá de esa fecha "podía tener penalidades". Desde la Consejería de Sanidad aseguran ahora que al haber sido las lluvias el motivo de los retrasos no "no están previstas penalizaciones". Las obras que se habían presupuestado por 51 millones, ya acumulan sobrecostes del doble de ese importe y costarán más de 100 millones.

"Terminado ese plazo de 15 días por los trabajos causados por las lluvias, causas sobrevenidas no imputables a las empresas, el 16 de noviembre se hizo el acta de ocupación, por lo que no están previstas penalizaciones", aseguran fuentes de la Consejería.

Estas mismas fuentes insisten en que la solicitud de ampliar el plazo a 15 días también la realizaron los arquitectos. "Estudiada la solicitud por los técnicos, se dio conformidad a la ampliación solicitada para terminar los repasos, remates y unidades afectadas por las humedades", insisten.

Pero la realidad a día de hoy es que la obra continúa sin estar terminada, como desveló la Cadena Ser y confirman en la Consejería de Sanidad. El día de la inauguración el 1 de diciembre los obreros continuaban trabajando en las instalaciones como pudo comprobar elDiario.es. La Ser además publicó unas fotografías de varias zonas aún a medio terminar. Desde la Consejería aseguran que esas zonas son del "laboratorio de Salud Pública" que no es necesario ahora para atender pacientes que se espera que lleguen esta misma semana. Los primeros sanitarios aterrizaron el pasado jueves.

Etiquetas
Publicado el
9 de diciembre de 2020 - 10:55 h

Descubre nuestras apps

stats