¿Por qué no compras un billete de Ave a Madrid y visitas Chueca?

Si quieres ir Madrid y no incluyes el barrio de Chueca en tu viaje, ten claro que cuando se lo digas a tus amigos, te dirán que no has estado realmente en Madrid.

Y es que en la actualidad, Chueca es el barrio de moda de la capital española. Siempre está lleno de gente, es una zona muy activa gracias al gran movimiento comercial, sus bares, restaurantes y su interesante oferta cultural.

Pasear por Chueca es disfrutar de todo su atractivo, es ver gente por sus calles y plazas: gente sentada en terrazas, fumando en la puerta de los bares, circulando de un lugar a otro o entrando en sus comercios y edificios.

La plaza de Chueca, de donde recibe su nombre, es el foco central del barrio, ya que está ubicado justo en el centro de este barrio y alberga la boca de metro de la parada de Chueca.

Aquí se congregan muchos grupos de personas como punto de partida para quedar a tomar algo o para dirigirse a sus trabajos. Además de la plaza con su nombre está también la Pedro Zerolo (antigua Vázquez de Mella), igualmente muy concurrida y con terrazas que también suelen llenarse.

Adicionalmente, si no vas en metro, puedes ir en coche, ya que bajo la Plaza Pedro Zerolo hay un aparcamiento, lo que la hace más concurrida aún por convertirse en un punto de encuentro para recorrer el barrio. Cerca de allí está el hotel Óscar, famoso por contar con bar y piscina en su azotea.

Estés donde estés, no debes dejar pasar la oportunidad de comprar billetes de tren e irte a Madrid para disfrutar del barrio de Chueca.

La actividad comercial

Además de bares, restaurantes y excelentes caminatas, Chueca está de moda porque está a la moda. Sí, aquí también siguen la nueva onda de restaurar viejos mercados para convertirlos en excelentes puntos de congregación de personas.

Chueca cuenta con varios lugares de este estilo, que se han hecho lugares muy concurridos. Podemos empezar por el Mercado de San Antón, una combinación de tradición con modernidad.

En su primera planta está la tradición del mercado español, pero que se funde en sus dos siguientes plantas con la actualidad. Al subir a la segunda planta del San Antón, te encontrarás con un espectacular show cooking, además de comida para llevar y una sala de exposiciones increíble.

Pero cuando llegas a su cima, la tercera planta, encontrarás la zona de los restaurantes y las barras de copas.

Otro es el Mercado Barceló. al igual que el de San Antón, combina el tradicional mercado español con restaurantes. Pero además cuenta con un gimnasio municipal y un lugar llamado Isla Barceló, un lugar para todo tipo de eventos.

Ya hemos hablado de la oferta cultural, y es que Chueca es sede del Museo del Romanticismo, así como del Museo de Historia de Madrid. El del Romanticismo es único en su especie, ya que por 3€ se pueden ver cuadros de grandes pintores como Goya o Madrazo; de la misma forma que muebles clásicos que eran moda en los reinados de Fernando VII e Isabel II, entre otros.

En el de Historia de Madrid se narra la historia de la ciudad desde distintas épocas. Un paseo por la historia madrileña a partir de su nombramiento como capital de la monarquía por Felipe II en 1561 hasta las primeras décadas del siglo XX.

Madrid orgullo

Hay otra razón por la que Chueca es un barrio madrileño muy popular. Es la sede del Madrid Orgullo, uno de los eventos más importantes del colectivo LGTBI. Se trata de la fiesta del barrio, que ya se expande a otras calles y plazas de Madrid y atrae visitantes de todas las nacionalidades.

Son miles los billetes AVE que se venden durante el verano, que permiten al colectivo LGTBI estar presentes en el barrio barrio gay más conocido de Europa.

Chueca celebrará este gran evento en 2019 del 28 de junio al 7 de julio, donde los organizadores prometen conciertos gratuitos al aire libre, fiestas, arte, cultura y deporte en este emblemático barrio, además de conmemorar el 50 aniversario de los disturbios de StoneWall, que marcaron el inicio de las reivindicaciones del colectivo LGTBI.

Chueca es una parada obligada para quienes viven en la capital de la península, como para todo el que la visita. Además de sus restaurantes, bares, mercados, museos o plazas, cuenta con edificios muy singulares.

Entre estos está La Casa de las Siete Chimeneas, en la plaza del Rey, donde destacan las siete chimeneas alineadas en la azotea y las cuatro columnas exentas de la entrada. O La Casa de los Lagartos, un edificio adornado en la parte inferior de su cornisa por salamandras.

O edificaciones religiosas como la Iglesia de San Antón, cerca del mercado con el mismo nombre. Un templo del siglo XVIII que nació como iglesia del hospital de leprosos y en la actualidad pertenece a la fundación Mensajeros de la Paz.

Un dato curioso de la Iglesia es el cartel su puerta: "Aquí sí puedes beber agua fresca, cambiar a tu bebé, reparar tu corazón, hacer fotos y utilizar el WC" y junto a él "señal de Wi-Fi".

Etiquetas
Publicado el
30 de abril de 2019 - 11:55 h

Descubre nuestras apps

stats