La portada de mañana
Acceder
España hizo durante la Navidad un 29% menos de pruebas de COVID-19
Sánchez y Casado lanzan en Catalunya la campaña más incierta
Opinión - Lo de las vacunas no lo vamos a consentir, por Elisa Beni

Sobre este blog

Piedras de papel es un blog en el que un grupo de sociólogos y politólogos tratamos de dar una visión rigurosa sobre las cuestiones de actualidad. Nuestras herramientas son el análisis de datos, los hechos contrastados y los argumentos abiertos a la crítica.

Autores:

Aina Gallego - @ainagallego

Alberto Penadés - @AlbertoPenades

Ferran Martínez i Coma - @fmartinezicoma

Ignacio Jurado - @ignaciojurado

José Fernández-Albertos - @jfalbertos

Leire Salazar

Lluís Orriols - @lluisorriols

Marta Romero - @romercruzm

Pablo Fernández-Vázquez - @pfernandezvz

Sebastián Lavezzolo - @SB_Lavezzolo

Víctor Lapuente Giné - @VictorLapuente

Luis Miller - @luismmiller

Lídia Brun - @Lilypurple311

Sandra León Alfonso - @sandraleon_

Los inmigrantes aportan más de lo que reciben

Miembros de la Policía nacional piden los papeles a inmigrantes de origen magrebí. EFE/Ramón de la Rocha

2

¿Cuántas veces hemos oído que los inmigrantes sólo vienen para absorber recursos del Estado? ¿Y que nos quitan el trabajo y que, por tanto, sólo podremos recibirlos cuando hayamos reducido nuestra elevada tasa de desempleo? Son algunas de las afirmaciones que pueden parecer intuitivas a la hora de hablar sobre inmigración y que se utilizan en todo Occidente, desde la izquierda hasta la derecha (en el caso español, lo dice VOX) para reforzar sus posturas nacionalistas. Pero ¿están fundamentadas?

¿"Sufrimos" una inmigración masiva?

Todos hemos oído expresiones como "esto es una invasión" cuando se toca el tema de la inmigración. ¿Se corresponden nuestras percepciones con la realidad? Los economistas Alberto Alesina, Armando Miano y Stefanie Stantcheva estudiaron qué tan cerca o lejos se encuentran las creencias sobre la proporción de inmigrantes en Estados Unidos, Reino Unido, Suecia, Italia, Alemania y Francia y cómo las actitudes hacia la redistribución de la renta y riqueza cambian o no cuando se conoce la proporción real.

Como se puede apreciar en el gráfico 1, los nativos sobreestiman ampliamente la proporción de inmigrantes en sus países. En el caso de Estados Unidos, por ejemplo, la diferencia es de más de 20 puntos porcentuales. También se explica cómo los participantes en la encuesta están profundamente equivocados sobre el origen de los inmigrantes, su dependencia del Estado, su situación de desempleo y su educación, sobre todo los participantes de menor nivel educativo, que trabajan en actividades con más inmigrantes y son de tendencia política "de derechas".

Según el análisis, conocer los datos reales sobre inmigración no aumenta el apoyo a la redistribución de la riqueza. En España no se ha llevado a cabo un estudio como el mencionado, pero la población inmigrante no representa una proporción muy distinta a la de sus vecinos europeos incluidos en el estudio. Concretamente la población inmigrante en España representaba en 2019, según datos de la ONU, un 12,96% del total de la población.

Los efectos económicos de la inmigración

¿Es la inmigración positiva para la economía? Según una revisión de IZA, los inmigrantes innovadores crean indirectamente trabajos en las empresas, generando crecimiento a largo plazo en el empleo. Esta conclusión va en línea con un estudio reciente de las economistas Effrosyni Adamopoulou y Ezgi Kaya, que mostró que el reconocimiento de estatus jurídico a inmigrantes como consecuencia de la entrada de Rumanía y Bulgaria en la UE tuvo como resultado el aumento del consumo por parte de éstos en el país estudiado, Italia. Algo que se explica por la seguridad jurídica que ello les proporcionó (antes de la regularización, ahorraban como medida cautelar), así como por el crecimiento de los ingresos laborales de los indocumentados al pasar del sector informal al formal.

Además, el saldo presupuestario de los hogares inmigrantes en España es, como calculó el economista Ángel Martínez, positivo, incluyendo, por el lado de lo que aportan los hogares al Estado, el IRPF, cotizaciones del trabajador y, en el caso de las barras azules, cotizaciones del empleador (ver gráfico 2). Por el lado de lo que reciben se cuentan prestaciones de paro, vejez, supervivencia, enfermedad, invalidez, ayudas al estudio, a la vivienda, por hijos y familia. No se cuentan sanidad y educación porque no parece que puedan alterar el resultado al utilizar tales servicios todos los grupos.

¿Baja la inmigración los salarios?

Una de las mayores preocupaciones que se suelen tener respecto a la inmigración es la posibilidad de que la llegada de inmigrantes dispuestos a aceptar salarios más bajos que los del país que los acoge provoque una bajada de los salarios de los nativos. Según la encuesta Transatlantic Trends-Immigration, en 2011 más del 40% de los españoles creían que esto ocurría. Pero, realmente, ¿está justificado este temor?

Los economistas Rafael Carrasco, Juan F. Jimeno y A. Carolina Ortega estudiaron el efecto del aumento de inmigrantes con permisos de trabajo en España entre 1993 y 1999 y el incremento de la proporción de inmigrantes sobre la población total entre 1991 y 2005 sobre los salarios de los nativos. Concluyeron que la entrada en el mercado laboral de tales inmigrantes no tuvo efectos significativos sobre los salarios de los españoles.

Además, según el resumen de 27 estudios empíricos sobre esta materia de IZA, hay poca evidencia de que la inmigración reduzca los salarios de los trabajadores nativos menos cualificados. Destaca también que, a largo plazo, la inmigración, especialmente la de trabajadores más cualificados, incrementa la innovación de las empresas y tiene potenciales efectos positivos sobre la productividad. Sin embargo, avisa: los efectos positivos de la inmigración son más débiles en mercados laborales más rígidos.

¿Los inmigrantes nos quitan el trabajo?

Otro de los principales argumentos contra la inmigración, sobre todo en países como España con una alta tasa de paro estructural, es la siguiente: si no hay trabajo para los de aquí, ¿cómo vamos a absorber a los de fuera? En 2011, un 36% de los españoles estaba de acuerdo con la afirmación de que los inmigrantes quitan puestos de trabajo a los nativos.

No obstante, según la primera revisión de estudios de IZA citada, los inmigrantes poco cualificados pueden competir en el corto plazo con los nativos, pero su efecto sobre el empleo es estadísticamente insignificante. Además, los inmigrantes nuevos también pueden ocupar puestos de trabajo que los nativos rechazan, contribuyendo al correcto funcionamiento del mercado. Por otra parte, los inmigrantes más cualificados contribuyen a la adaptación tecnológica y los poco cualificados a la movilidad laboral. También añaden capital humano, creando ambos tipos de inmigrantes trabajos para los nativos. Destaca también el aumento del consumo como consecuencia de la inmigración, que causa un aumento de la producción de las empresas, lo que redunda en creación de empleo.

Inmigración e innovación

¿Innovan más los inmigrantes que los nativos? A pesar de no tener estudios sobre esto en España, la evidencia para países como Estados Unidos es muy significativa. Según un estudio publicado en 2018 por los economistas Shai Bernstein, Rebecca Diamond, Timothy McQuade y Beatriz Pousada, a pesar de que los inmigrantes representan sólo el 16% de inventores en Estados Unidos, son responsables del 30% de la innovación estadounidense desde 1976. En el siguiente gráfico se puede apreciar el número de patentes por edad de inventores nativos e inmigrantes en Estados Unidos, visualizando claramente cómo este número es mayor entre los inmigrantes en prácticamente todo el ciclo de vida.

En definitiva, la inmigración es económicamente beneficiosa y, a pesar de los problemas que se le suelen achacar, los datos muestran que el saldo presupuestario de los inmigrantes es positivo, pues, al contrario de lo que se cree, aportan más de lo que reciben.

Sobre este blog

Piedras de papel es un blog en el que un grupo de sociólogos y politólogos tratamos de dar una visión rigurosa sobre las cuestiones de actualidad. Nuestras herramientas son el análisis de datos, los hechos contrastados y los argumentos abiertos a la crítica.

Autores:

Aina Gallego - @ainagallego

Alberto Penadés - @AlbertoPenades

Ferran Martínez i Coma - @fmartinezicoma

Ignacio Jurado - @ignaciojurado

José Fernández-Albertos - @jfalbertos

Leire Salazar

Lluís Orriols - @lluisorriols

Marta Romero - @romercruzm

Pablo Fernández-Vázquez - @pfernandezvz

Sebastián Lavezzolo - @SB_Lavezzolo

Víctor Lapuente Giné - @VictorLapuente

Luis Miller - @luismmiller

Lídia Brun - @Lilypurple311

Sandra León Alfonso - @sandraleon_

Etiquetas
Publicado el
19 de diciembre de 2020 - 06:01 h

Descubre nuestras apps

stats