La portada de mañana
Acceder
España hizo durante la Navidad un 29% menos de pruebas de COVID-19
Sánchez y Casado lanzan en Catalunya la campaña más incierta
Opinión - Lo de las vacunas no lo vamos a consentir, por Elisa Beni

Madrid debilita la Atención Primaria obviando que es un dique de contención para las urgencias hospitalarias

Amine y Aida llevan a su bebé Nabil a la revisión pediátrica / ROBERT BONET

La apertura del hospital de campaña de Ifema ha debilitado el servicio de Atención Primaria que se da en la Comunidad de Madrid. El Gobierno regional ha optado por reubicar a trabajadores de esta asistencia en el recurso sanitario que han abierto en el recinto ferial para atender a infectados por COVID-19. Profesionales sanitarios de los centros de salud de toda la región, junto a médicos de otras especialidades, son los responsables de atender en los turnos de mañana y tarde a los más de 800 pacientes que están ingresados. Por la noche, los trabajadores del SUMMA les dan el relevo.

La Comunidad de Madrid cierra 46 centros de salud por la falta de personal sanitario en pleno pico de la pandemia

La Comunidad de Madrid cierra 46 centros de salud por la falta de personal sanitario en pleno pico de la pandemia

Sanitarios, usuarios y colectivos profesionales han criticado esta reorganización. El presidente del Colegio de Médicos de Madrid (ICOMEM), Miguel Ángel Sánchez Chillón, explica que el Ejecutivo de Isabel Díaz Ayuso no ha tenido en cuenta en esta decisión el filtro que realizan los centros de salud al seleccionar qué pacientes llegan a los hospitales de la Comunidad, muchos de ellos cargados con una elevada presión asistencial.

"Los cierres de los centros de salud pueden derivar en un mayor uso y saturación de los servicios hospitalarios por parte de los pacientes al no disponer de su profesional y centro de referencia", apuntaron desde el ICOMEM la semana pasada en un comunicado. La Comunidad cargó contra este posicionamiento. El consejero de Hacienda, Javier Fernández Lasquetty, aseguró que con esta crítica trataban de poner "palos en las ruedas" en vez "de ayudar".

"Estamos haciendo una labor muy importante en los centros de salud", reivindica la doctora Araceli Garrido, que trabaja en un centro de salud del Barrio del Pilar. A pesar de las críticas recibidas por los colectivos profesionales, esta profesional cree que la Comunidad está "desmantelando la Atención Primaria menos de lo que parecía que iban a hacer".

Asimismo, Garrido reivindica el trabajo diario que se presta en este servicio y gracias al que pudieron rastrear las historias clínicas de las últimas semanas, una vez que la pandemia se identificó, y localizar casos que podían ser compatibles con la infección. "Es importante conocer a los pacientes porque cuando nos hemos dado cuenta de que teníamos el virus aquí, nos adelantamos a llamarles", explica.

Madrid, pionera en tomar esta medida

La Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (Semfyc) destaca que los hospitales "alcanzan su máxima eficiencia cuando únicamente llegan aquellos pacientes que los necesitan". "Por este motivo se hace imprescindible que previamente hayan sido evaluados por los profesionales de Atención Primaria y atención continuada", remarcó su junta permanente en una nota de prensa sobre la reorganización iniciada por la Comunidad de Madrid. Según explica el presidente de esta entidad, Salvador Tranche, ninguna otra autonomía ha seguido el camino iniciado por Isabel Díaz Ayuso.

A pesar de la emergencia sanitaria en la que se encuentra el país, los colectivos de trabajadores de la salud también recuerdan que el sistema no se puede olvidar del resto de enfermedades. Tranche considera que la demora que están sufriendo las patologías crónicas va a generar unas "consecuencias tremendas a largo plazo". "Los problemas que estamos retrasando van a caer de una forma brutal sobre todos los niveles, tanto en Atención Primaria como en los hospitales, y nos va a pillar con un sistema muy agotado", incide.

"Cuando esta pandemia empiece a disminuir y entremos en las casas, nos vamos a encontrar con muchos problemas e incluso muertos. No podemos descapitalizar la Primaria para llevarla a la foto de Ifema", añade Alda Recas, presidenta de la Asociación Madrileña de Enfermería (AME). El portavoz de la Semfyc también explica que los usuarios que no están afectados por COVID-19 continúan demandando en sus centros de salud información sobre sus patologías. "Dos tercios de las 50 llamadas que gestionamos al día son de problemas que no están relacionados con coronavirus", incide Tranche.

Cierre de 50 centros y consultorios de salud

El Gobierno autonómico ha anunciado el cierre de la atención presencial en 90 de los 430 centros de salud, 30 de ellos sí conservan una asistencia telefónica –de acuerdo a los datos publicados este jueves por la Comunidad–. Aunque el debilitamiento de la Atención Primaria también se extiende a aquellos recursos sanitarios que han perdido a parte de su personal porque han sido derivados a Ifema o porque están de baja, debido al impacto que ha tenido el coronavirus en este colectivo. A preguntas de eldiario.es, la Comunidad de Madrid no aporta la cifra de trabajadores a los que han reubicado en el hospital de campaña para atender a los más de 800 pacientes que están allí ingresados.

Más allá de la labor de contención recalcada por el ICOMEM, Recas también destaca el seguimiento telefónico que están realizando estos profesionales durante la pandemia. "Es una atención cercana. Para la población es una manera de poder hablar con su enfermera o con su médico", insiste. "No es lo mismo ver al paciente un día que conocerle, conocer su entorno, sus circunstancias sociales, dónde vive, lo que come y dónde trabaja. Esto facilita atender cualquier tipo de patología", añade Vanesa (nombre ficticio), una residente de Atención Primaria que ha sido reubicada a Ifema y que pide no revelar su nombre por miedo a represalias.

Sánchez Chillón destaca que en las últimas semanas la Atención Primaria se ha reconvertido para atender la asistencia a los afectados por coronavirus y han mantenido la supervisión a pacientes con otras patologías. "Se ha potenciado mucho la asistencia domiciliaria", reseña el presidente del ICOMEM, para destacar posteriormente que esta medida sirve de "sostén para los casos que están muy graves y pueden llegar a fallecer en el domicilio". Ante estos casos, Vanesa se pregunta: "¿Quién va a hacer esos seguimientos si no paran de quitar personal?".

Por su parte, Recas considera que la Comunidad de Madrid optó por una estructura como Ifema "sin pensar si tenían personal o no" para alimentarla. Los colectivos de médicos no critican que se apostase por un recurso sanitario de campaña para reducir la presión asistencial de los hospitales madrileños, pero sí consideran que es un error que se nutra del personal de la Atención Primaria.

"Otras soluciones son posibles", responde Tranche. El presidente de la Semfyc explica que Madrid ha seguido "el modelo de países como China o incluso Italia", que también levantaron estas estructuras. Sin embargo, cuenta que estos gobiernos "no cuentan con una Atención Primaria tan potente como la española".

Etiquetas
Publicado el
2 de abril de 2020 - 22:22 h

Descubre nuestras apps

stats