eldiario.es

Menú

Los empresarios vascos no temen al contagio del 'procés'

El presidente de la patronal Confebask, Roberto Larrañaga, recuerda que si algo caracteriza a Euskadi es el "acuerdo entre diferentes"

- PUBLICIDAD -
Roberto Larrañaga, presidente de Confebask (a la derecha).

Roberto Larrañaga, presidente de Confebask (a la derecha).

Por el momento, los empresarios vascos están tranquilos y no temen una contaminación política del 'procés' en Euskadi. Y muchos menos observan la posibilidad de una DUI (Declaración Unilateral de Independencia) a corto plazo en la comunidad autónoma. El presidente de Confebask, Roberto Larrañaga, así lo cree.

En el desayuno informativo de Forum Europa celebrado en Bilbao, Larrañaga ha señalado que, hasta la fecha, la patronal vasca no ha notado los efectos de la situación en Cataluña, y en las previsiones que tienen tampoco los prevén.

"Lo que sí que es cierto es que estamos en un escenario de incertidumbre y, en la medida que puede afectar al Estado español, también nos afectará, pero todavía no hemos constatado ningún dato en el que nos haya repercutido negativamente la situación de Cataluña", ha asegurado.

Cuestionadoo por si teme "la contaminación política" del procés en Euskadi, ha apuntado que si algo caracteriza a Euskadi es el "acuerdo entre diferentes". "La estabilidad institucional vasca es motivo de envidia". Por ello, no cree que, a corto plazo, pueda haber esta "contaminación" ni se produzca un escenario de declaración unilateral de independencia en Euskadi.

Reforma fiscal, un error

Por otra parte, ha asegurado que l a reforma fiscal pactada por PNV y PSE-EE constituye "un error" y ha demandado una rebaja "progresiva" en el plazo de tres ó cuatro años del Impuesto de Sociedades. "Si no se venden los productos, no hay empleo, ni salarios ni impuestos que valgan. Necesitamos empresas competitivas con costes fiscales equiparables a las de sus competidoras más cercanas y en sintonía con los mercados internacionales en los que se mueven".

A su juicio, la reforma fiscal "lejos de asentar la salida de la crisis, puede convertirse en un lastre para el crecimiento, el empleo y la pujanza de la economía vasca a medio y largo plazo".

Larrañaga ha apuntado que pasar del 28% actual del tipo general del Impuesto de sociedades al 24%, generaría una inversión inducida en Euskadi de casi 600 millones de euros (560 millones); permitiría crear 6.000 nuevos empleos en Euskadi; y la recaudación inicialmente perdida se recuperaría por el IVA y el IRPF de los nuevos empleos creados

En su opinión, hay un "evidente" margen de mejora en el tratamiento fiscal en Euskadi, con una rebaja progresiva -"no brusca"- del impuesto de sociedades "hasta cuando menos equipararlo al existente en territorio común".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha