eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Ramón Espinar se salta el boicot de Podemos a Coca Cola tras pedir el cese de su venta en el Senado

"Ramón [Espinar] ha cometido un error que me permite recordar que estamos con los trabajadores y las espartanas, y que llamamos al boicot a Coca Cola", ha afirmado el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias

Espinar también ha pedido perdón: "A no repetir el error, mis disculpas y todo el calor, como siempre, a los trabajadores de Coca-Cola"

El portavoz de Unidos Podemos-En Comú-En Marea ha sido fotografiado en la cafetería de la Cámara Alta comprando dos botellas del refresco

La Mesa del Senado ha rechazado la petición del grupo confederal de retirar todos los productos que comercializa dicha empresa por el incumplimiento por parte de Coca Cola de la sentencia del Supremo que le insta a reincorporar a los despedidos

92 Comentarios

- PUBLICIDAD -
Espinar consume Coca Cola en el Senado tras rechazarse la petición de Podemos de retirar sus productos en la cámara

Espinar, en la cafetería del Senado con Coca Cola en su bandeja. Europa Press

El portavoz de Unidos Podemos-En Comú Podem-En Marea, Ramón Espinar, ha sido visto bebiendo Coca Cola este martes durante la hora del almuerzo en el Senado, justo después de que la Mesa de la Cámara Alta rechazase la petición de retirar de la institución todos los productos que comercializa dicha empresa.

"No hay mal que por bien no venga, aunque suene cruel", ha reconocido el secretario general de Podemos: "Ramón [Espinar] ha cometido un error que me permite decir: boicot a Coca Cola. Un error leve se convierte en que podamor repetir que estamos con las espartanas y los trabajadores de Coca Cola, y que hay que hacer boicot a Coca Cola. No sólo nuestros cargos, es una recomendación que hacemos a todo el país. Estamos con los trabajadores, que alguien pueda cometer un error como ha pasado con Ramón, es una ocasión estupenda para decir: boicot a Coca Cola. Esto permitirá a Ramón participar de manera más intensa en la campaña: no hay mal que por bien no venga".

Espinar también ha pedido disculpas a través de  su canal de Telegram:  "Vayan por delante las disculpas: he podido hablar con las espartanas de Coca-Cola En Lucha y transmitirles mis disculpas, mi calor y mi apoyo. He cometido el error de tomar un refresco y me he disculpado con quien creo que debía. Como dice Pablo Iglesias, no hay mal que por bien no venga. Esto nos permite decirle a mucha gente que Coca-Cola no respeta los derechos de los trabajadores en la planta de Fuenlabrada. También espero que abra la veda de saber qué se come y qué se bebe, cuanto cuesta y quien lo paga en la cafetería del Senado. Yo suelo comer el menú de 8 euros en el autoservicio, en alguna ocasión el de 13 euros en las mesas y a menudo un bocadillo o hamburguesa rápidos para seguir trabajando. Y lo pago de mi bolsillo. El día que hemos conocido que el PP utilizaba dinero de la Sanidad pública para financiar sus campañas en Madrid y la dimisión por corrupción del Presidente de Murcia, sorprende que un refresco acapare la actualidad política. No puedo evitar que me suene a cortina de humo. Lo dicho: a no repetir el error, mis disculpas y todo el calor, como siempre, a los trabajadores de Coca-Cola".

La petición de la retirada de Coca Cola en el Senado estaba firmada por dos senadores del grupo parlamentario de Unidos Podemos, Iñaki Bernal y Vanessa Angustia, compañeros del también secretario general de Podemos en la Comunidad de Madrid.

Además de pedir que no se vendan los productos de Coca Cola en el Senado, reclamaban que "se prive de su publicidad y no se le permita utilizar eventos de autorización institucional".

El motivo que alegan es el incumplimiento por parte de Coca Cola de la sentencia del Tribunal Supremo, que le insta a reabrir el centro de Fuenlabrada (Madrid) y a reincorporar a sus trabajadores.

Pero fuentes de Podemos han indicado que la iniciativa registrada buscaba denunciar que los refrescos que se venden en la Cámara Alta son únicamente de la marca Coca Cola. De ahí que los senadores los consuman, han alegado estas mismas fuentes, tras conocer la fotografía en la que aparece Espinar consumiendo una de las bebidas de la marca en el comedor del Senado.

Al respecto, el vicepresidente primero del Senado, Pedro Sanz, ha explicado en rueda de prensa que la institución "tiene un contrato con una empresa para el suministro de servicios" que no se puede "modificar ni condicionar el contrato a efectos de que traiga un producto o traiga otro".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha