eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

La imparable prima de riesgo: de 160 a 500 puntos en dos años de "reformas"

- PUBLICIDAD -

 

La prima de riesgo está en máximos históricos en España. Pero no es la primera vez en los últimos dos años. Ha superado la barrera de los 200, los 300, los 400 y, en estos días, de los 500 (Grecia fue intervenida en los 500, Portugal en 517 e Irlanda en 544). Y, cada vez que se acercaba a un máximo, se tomaban medidas, se abordaban supuestas reformas con el objetivo de ganar confianza en los mercados. Hasta el momento, ha servido de poco. Eso sí, por el camino se han multiplicado los parados hasta cifras de récord y, según el Consejo Económico y Social (CES), los recortes en educación, sanidad y dependencia "cronificarán" las desigualdades, pues, de acuerdo con el CES, uno de cada cuatro hogares españoles está en riesgo de pobreza y la mitad vive peor que antes de la crisis.

Cuando José Luis Rodríguez Zapatero ganó sus segundas elecciones, en marzo de 2008, la prima de riesgo se situaba en 28,4, el Ibex-35 estaba en 13.846 puntos y la tasa de paro estaba en 9,63%, según la EPA del primer trimestre del año. Nueve meses después, 2009 arrancaba con 4 millones de parados y la prima de riesgo en 125,4. Pero fue en 2010, cuando el Ibex perdió los 12.000 puntos para no volver a recuperarlos, y la prima de riesgo alcanzó los 162,9 (6 de mayo), cuando comenzó la senda de las "reformas". Es decir, recortes, ajustes y pérdida de derechos sociales.

El 2 de mayo de 2010 Europa aprueba el primer rescate a Grecia (110.000 millones en condonación de deuda, el segundo paquete, de 130.000 millones, se aprobó a finales de 2011) y, diez días después, Rodríguez Zapatero dio un giro total a su política económica: acometió la rebaja del salario de los funcionarios y empleados públicos, una reforma laboral que sentaba las bases de la de Rajoy y suspendió la revalorización de las pensiones, entre otras medidas. Supuso el mayor ajuste social hasta la fecha y pretendía bajar el déficit del 11,2% al 6% en dos años, que en términos monetarios implicaba más de 50.000 millones. Al día siguiente de su intervención en el Congreso, la prima de riesgo estaba en 99 puntos. Un mes después, el 14 de junio, llegaba a 204,2 y el Ibex-35 cerraba en 9686 puntos. Unos datos peores que dos meses más tarde, en plena huelga general del 29 de septiembre de 2010: el Ibex cerró en 10.450 y la prima de riesgo, en 195,7.

El año 2010 acabó con 4.696.600 parados (20,33%), según la EPA, y el primer trimestre de 2011 se llegó hasta 4.910.200 (21,29%), a pesar de la reforma laboral, y con la intervención en Irlanda con 85.000 millones de euros.

En mayo de 2011, la Eurozona aprobó un rescate de 78.000 millones de euros para Portugal. Y, en España, las elecciones autonómicas de mayo, que dan una abrumadora mayoría del PP, tampoco relajan el panorama: la prima de riesgo pasa de los 230 puntos el 25 de mayo, tres días después de los comicios, a los 398,4 el 4 de agosto. Esta situación provoca que Zapatero y Rajoy pacten una reforma constitucional para blindar el tope de déficit público a finales de agosto, tres meses antes de unas elecciones que gana el PP por amplia mayoría absoluta. Al día siguiente de la victoria, el 21 de noviembre, la prima de riesgo llegaba a 463,8 y el Ibex, a los 7.763 puntos. El 22 de diciembre Rajoy es investido presidente, con la prima de riesgo en 341,9, y se llega a 2012 con 5.273.600 parados (22,85%), un nuevo récord. Rajoy emprende más reformas: dos del sistema financiero, otra laboral, la ley de Estabilidad Presupuestaria y ajustes y recortes para pasar del 8,5% de déficit hasta el 5,3% en 2012 y 3,5% en 2013. La prima de riesgo recuperó los 400 puntos en abril y para finales de mayo ya superaba la barrera de los 500. Igual pasó con el Ibex, que dejó los 7.000 puntos a finales de abril y ahora ronda los 6.000. Y también con el paro, con reforma laboral incluida, que marcó un nuevo récord en el primer trimestre del año, con 5.639.500 desempleados, un 24,44%.

Y, ahora, a principios de junio de 2012, España está en recesión, pendiente de cómo se articulará el rescate de 20.000 millones de euros a Bankia (el doble del recorte previsto en Sanidad y Educación); el último dato del paro registrado, el peor de los últimos meses de mayo, constata que bajó en 30.113 personas y se situó en 4.714.122, según el Ministerio de Empleo y Seguridad Social; la prima de riesgo está en 500 (tras alcanzar los 536,1 el 31 de mayo); y el Ibex en 6.292 puntos. ¿Qué más nos espera?

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha