eldiario.es

9

Andalucía Andalucía

Malditas alternativas

cabecera.jpg

No sabría decir si cuando escribo estas líneas estoy enfadada o triste. Tal vez es una mezcla de enfado, tristeza e impotencia, sobre todo eso, impotencia. No entiendo muchas de las cosas que pasan en este mundo, probablemente somos más gilipollas de lo que Marty McFly y Doc imaginaban.

¿De qué hablo en concreto? Hoy hablo de salud y medicina. Más concretamente, de algunos comportamientos 'modernos' frente a los tratamientos médicos, esos que tras siglos de investigación científica han conseguido doblar nuestra esperanza de vida. Como sabrán esta semana, el lunes 19 de octubre se celebraba el día internacional contra el cáncer de mama y hemos podido ver, por ejemplo, a aquellos que recortaron hasta 10.000 millones en sanidad pública luciendo su lacito rosa de solidaridad con la causa. Bueno, un poco más de la hipocresía a la que esta gente ya nos tiene acostumbrados. Qué más se puede esperar de ello. Pero, sin duda, lo que me ha reventado por dentro no ha sido esto sino que llegara a mis manos (a través de Twitter) este peligrosísimo artículo de la revista Mía.

revista_mia.jpg

¿El reiki como alternativa a la quimioterapia para el cáncer de mama? ¿En serio? Esa en una de las perlas del citado artículo que será leído en cientos (o miles) de peluquerías del país. El reiki es una absoluta memez, mejor dicho, el reiki es nada. Cuando aún están calientes los cuerpos del niño de Olot fallecido porque sus padres no encontraron 'cool' vacunarlo (lo habrían leído en alguna página de Facebook) o el de Mario que también renunció a la quimioterapia, aún hay quien se atreve a publicar este tipo de mierdas.

¿No habría que legislar para evitar más muertes provocadas por la insensatez de algunos listos que se están enriqueciendo gracias a la ignorancia científica de gran parte de la población y que estamos pagando con vidas? Ya, ya sé que la revista en cuestión ha anunciado en su cuenta de Twitter que va a publicar otro artículo en el número siguiente rectificando este y que ya hay un adelanto al mismo en la versión online, pero este, del que hablamos ya está rodando por ahí y no sabemos si, como el pobre Mario, algún enfermo de cáncer desesperado posiblemente por los efectos secundarios de la quimioterapia, decide usar alguna de estas terapias alternativas maravillosas que le proponen en la revistita de marras.

Que conste que no es solo esta publicación la que está poniendo en peligro la salud de muchas personas. Los iluminados antivacunas también consiguen su espacio en tertulias de radio, espacios de televisión y otros medios de comunicación. Los defensores de una de las estafas más grandes hoy en día, la homeopatía, tienen eco ¡hasta en las universidades!

salamanca.jpg

Guía académica de la facultad de Farmacia de la Universidad de Salamanca.

¿Medicamento homeopático? Tremendo oxímoron. Si tiene principio activo no es homeopatía y si no lo tiene, no es medicamento. Tampoco es tan difícil de entender, ¿no?

Por si no hubiese bastantes 'listos' ya atentando contra la salud pública, hemos dejado para el final al iluminado supremo, Enric Corbera y su gallina de los huevos de oro: la bioneuroemoción. Sujeto que también es invitado a dar conferencias en universidades públicas. Sujeto que sostiene que, copio de este magnifíco artículo de Javier Burgos: "Por ejemplo, la esclerosis múltiple se debe a rigidez mental, dureza de corazón, voluntad de hierro, inflexibilidad y miedo. O el párkinson, cuya causa se atribuye al miedo e intenso deseo de retener a alguien o a algo, y por esa razón, comienza en las manos. Incluso la epilepsia, que se da en personas que se acusan mucho a sí mismas. Ahora bien, si la epilepsia es infantil es porque la enfermedad tiene como objetivo que el niño reciba atención y afecto, por lo que la culpa es de los padres". Vamos, que si tienes cáncer tú sabrás qué has hecho para merecerlo. Así que nada de quimioterapias: arrepiéntete, cambia tu personalidad mientras la enfermedad te vaya comiendo por dentro. Si el cáncer no es muy agresivo igual te da tiempo a conseguir remediar esos fallitos de personalidad que lo han provocado.

Enfadada. Lo que estoy, definitivamente, es muy enfadada. Harta de ver y escuchar sandeces como la homeopatía, el reiki (como dice una amigo mío, la única forma de transmitir energía con las manos es con una buena hostia), antivacunas, bioneuroleches y demás. Harta de que pongan en peligro la vida de la gente y harta de que desde las administraciones nadie mueva un dedo para frenar este peligro público.

Creo que toda esta ola de nuevas alternativas a la medicina (la de rezar ya la traemos de antiguo y tampoco sirve para nada) se resume en esta brillante frase de Juan José Gómez Cadenas: "una de las víctimas colaterales del exceso de bienestar es la cordura".

Mientras tanto, afortunadamente, una casta de científicos a los que nadie reconoce por la calle sigue luchando por mejorar nuestras vidas. Gracias a todos ellos, muchas gracias.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.
- Publicidad -

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha