Teresa Florido: "No sabía que mi cuñado se dedicaba a la formación profesional"

Teresa Florido y Julio Díaz.

El paso este viernes por la comisión de investigación del Parlamento de Andalucía de la exdirectora general de Formación Profesional, Autónomos y Programas para el Empleo Teresa Florido, cuñada de uno de los principales beneficiarios de estos fondos públicos bajo sospecha, Ángel Ojeda, ha comenzado con un rifirrafe entre ella y los dos diputados del PP-A que la integran, Jaime Raynaud y Teresa Ruiz Sillero. Todo a cuenta de la querella que la exdirectora general puso contra otra diputada del PP-A en el Parlamento de Andalucía Ana Mestre, por las declaraciones en las que incidía en su responsabilidad en estos fondos públicos y el hecho de que fuera familiar de Ángel Ojeda.

"Se lo puede creer o no, pero cuando me nombraron [el consejero Manuel Recio], yo no sabía que mi cuñado se dedicaba a la formación profesional para el empleo. Me enteré después", ha dicho de Ángel Ojeda cuando le ha preguntado Elena Cortés (IU). "Después" fue cuando estaba en el cargo, y optó por abstenerse en la resolución de expedientes que afectaban a su pariente para evitar incompatibilidades, en concreto en dos ocasiones en las que se abordaban subvenciones para su cuñado, tal y como ha expresado.

Pero no ha querido contestar a Teresa Ruiz Sillero sobre cuándo exactamente se enteró entonces de que trabajaba en el sector. Es más, ha entrado en un cruce de palabras con la popular que ha derivado en manifestaciones del tipo: "Tengo la suerte de estar casada. Siento mucho que usted no esté casada", que es lo que ha dicho Teresa Florido a la diputada como respuesta. También se ha burlado de ella con expresiones como: "Le está faltando la sonrisa con la que usted siempre termina sus preguntas". Tanto que el presidente de la comisión de investigación, el diputado de C's, Julio Díaz, les ha pedido que se controlaran. Hasta que Teresa Florido ha concluido: "No voy a contestarle más para que no haya más tensión en la sala". Y lo ha hecho cuando la popular le ha preguntado sobre su rúbrica en documentos para la modificación del plazo de ejecución en un curso de Ángel Ojeda: "¿Si tenía avocadas las competencias por que lo firmó?".

Teresa Florido, quien ha dicho que más allá de su periodo como alto cargo de unos dos años, lleva más de 40 como funcionaria, ha comenzado reclamando que los populares se abstuvieran de preguntarle en su comparecencia en la comisión de investigación sobre el presunto fraude con estos fondos públicos por "todo el daño" que "con consciencia" le han provocado. Es más, ha comenzado su intervención leyendo el fallo del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) por la querella que presentó contra Ana Mestre, en la que "quedó de manifiesto" que se abstuvo en las resoluciones de expedientes relacionados con su cuñado. Ha mencionado uno a uno a todos los diputados y cargos del PP-A que "vertieron mentiras" sobre ella, e incluso ha criticado la intervención de la policía que en marzo de 2015 supuso su detención y la de otros 15 exaltos cargos "de manera artificiosa y con un gran impacto mediático".

Pero la diputada del PP-A ha sacado el auto y lo ha repartido entre los comisionados para demostrar que el mismo alto tribunal "archivó" -el 22 de julio de 2015- la querella presentada por Teresa Florido contra Ana Mestre "por no ser los hechos constitutivos de delitos de calumnias e injurias". Y entonces se han intercambiado duros reproches, en los que Teresa Florido ha llegado a decir que el auto "reconoce que es una inconsciente y una mentirosa", en referencia a Ana Mestre, mientras que Teresa Ruiz Sillero le ha pedido a Julio Díaz que quedara constancia de que la que había faltado a la verdad en este órgano -cosa que está penada- había sido la compareciente cuando ha leído el auto de "forma parcial". Julio Díaz ha tomado nota de esto.

Las responsabilidades de Teresa Florido en la materia trascurrieron entre 2011 y 2013 con un paréntesis en el que ha reconocido que no tenía competencias, por su baile entre consejerías, pero que eso "no quiere decir que estuviera cobrando sin trabajar", sino que "hacía otras cosas", como revisar la normativa vigente y trabajar en los posteriores cambios que quiere la Junta de Andalucía para establecer controles más rigurosos, según ha comentado cuando le ha preguntado por ello Elena Cortés.

Mientras, en el turno de preguntas de la portavoz de C's en la comisión de investigación, Marta Bosquet, ha defendido que en una ocasión detectó una irregularidad, que terminó con el relevo de la directora general de Consorcio Centro Andaluz de Formación Medioambiental para el Desarrollo Sostenible (Formades) en Almonte (Huelva). Para defender también que, "tras detectar estas irregularidades, se cambió la normativa y se revisaron los expedientes de este consorcio". Y, de hecho, a Juan Moreno Yagüe (Podemos) le ha espetado que la normativa de la Junta de Andalucía en la materia era "más garantista" que en otras comunidades autónomas.

El PSOE-A ha aprovechado su turno para recriminar a los populares que faltaran el "respeto" a la compareciente. Marisa Bustunduy le ha recriminado que usaran "un lazo familiar para atacar" a la compareciente y ha reclamado "el respeto de la presunción de inocencia para todos".

Teresa Florido es la cuarta de los exdirectores generales en la materia que se sienta en la comisión de investigación hasta el momento, después de que por la mañana lo hiciera Andrés Sánchez Hernández, y el pasado martes, Manuel Brenes Rivas y María José Lara González, quien no quiso responder a los diputados. Todos ellos tienen en común su corta duración en el puesto, poco más de un año como mucho, en lo que no han ocultado que han influido las dificultades en estas competencias.

Etiquetas
Publicado el
22 de abril de 2016 - 15:28 h

Descubre nuestras apps

stats