La hostelería cántabra reconoce estar "muy satisfecha" con la temporada de verano: "Ha estado muy bien y no lo podemos negar"

Bares de copas de la Plaza de Cañadío en Santander durante este verano. EFE/ROMÁN G. AGUILERA

La pandemia no ha causado estragos en la hostelería cántabra, más bien al contrario. Las restricciones de aforo y horario establecidas para contener la expansión del virus han estado acompañadas de otras medidas que han facilitado que estos negocios no pierdan clientela, como el aumento del tamaño de las terrazas o la prolongación de los ERTE, lo que se ha traducido en una temporada estival de la que los hosteleros reconocen sentirse "satisfechos".

Así lo ha dicho este jueves el presidente de la Asociación de Empresarial de Hostelería de Cantabria (AEHC), Ángel Cuevas, quien ha dado cuenta de esta realidad: "El verano ha estado muy bien y no lo podemos negar, estamos muy satisfechos, hemos llenado dos depósitos de gasolina este verano, con alguna excepción como aquel que no tenga terraza o se dedique a eventos", ha asegurado.

Pese a ello, Cuevas se ha mostrado "un poco preocupado" por el futuro del sector y por el inicio del otoño. "A partir del 20 de septiembre el bajón ha sido más importante que otros años", ha explicado a preguntas de la prensa durante su encuentro con la consejera de Turismo, Marina Lombó (PRC), en el que han renovado el convenio de colaboración para la venta de entradas de las instalaciones de Cantur por los alojamientos asociados.

El presidente de los hosteleros cántabros ha confiado en que estas medidas y otras que "vamos a tratar en los próximos días permitan ir desestacionalizando más reservas los fines de semana".

En este sentido, Cuevas ha afirmado que los próximos puentes de Todos los Santos y La Almudena en Madrid y las fiestas navideñas son "tres fechas importantes" para el sector. "A ver si somos capaces de conseguir muchas reservas y mover la hostelería hasta que llegue la próxima primavera", ha deseado.

Y también se ha referido a los confinamientos aplicados en diferentes territorios del país como consecuencia del incremento de la incidencia de la pandemia pidiendo "tranquilidad" para su sector porque eso les "perjudica", poniendo como ejemplo el cierre de Madrid del pasado puente de El Pilar: "Ha afectado negativamente".

"Los cierres de Madrid, Palencia, León..., todo esto afecta porque al final lo que necesitamos es tranquilidad en el sector, que bastantes líos tenemos", ha manifestado. "Esto de confino, desconfino, confino, desconfino, se veía en las recepciones de los hoteles: anulo, reservo, anulo, reservo. Eso nos perjudica y mucho, sin duda", ha concluido.

Etiquetas
Publicado el
15 de octubre de 2020 - 14:20 h

Descubre nuestras apps

stats