Romeva dice a la jueza que los técnicos avalaron la subvención por la que está investigado

Romeva y Villatoro, a su entrada en la Ciudad de la Justicia

Raül Romeva ha vuelto este miércoles a sentarse ante una jueza. Condenado por sedición y malversación e indultado, el exconseller catalán de Exteriores se enfrenta a una nueva causa por este segundo delito por una subvención de 40.000 euros otorgada por su departamento a una entidad de promoción internacional de Catalunya. Romeva ha alegado que todos los informes técnicos avalaban la subvención.

La causa que afecta a Romeva se abrió en el juzgado de instrucción 18 de Barcelona el pasado mes de mayo y supone un nueve frente judicial del procés, que todavía sigue coleando en los juzgados. Se trata de gastos distintos de los que supusieron la condena de Romeva en el Supremo (referentes a los observadores internacionales del referéndum) y, según Fiscalía y jueza, de los que forman parte de la macrocausa de los preparativos del procés que ha investigado el juzgado de instrucción 13 de Barcelona y que está pendiente de juicio.

El único gasto que la jueza atribuye a Romeva es una subvención directa de 40.000 euros a la Federación de Organizaciones Catalanas Internacionalmente Reconocidas (FOCIR) "sin justificar las razones de la no concurrencia" de otras candidatas a recibir los fondos. En la causa hay una decena de investigados.

Según fuentes presentes en la declaración, Romeva ha justificado la subvención porque los informes de la intervención Generalitat previos a su concesión avalaban que fuera sin concurso. Y ha recordado que el informe de evaluación posterior a su otorgamiento también dio su visto bueno a la subvención, algo que ocurrió, ha apostillado, cuando él ya estaba encarcelado en la prisión de Estremera.

Los once gastos investigados en la causa ascienden a 802.138,81 euros y la mayoría se produjeron durante el Govern de Artur Mas, es decir, el anterior del presidido por Carles Puigdemont en el que Romeva fue conseller. Se trata de pagos por trabajos académicos que excederían del ámbito competencial del Govern al versar sobre la internalización del procés y un nuevo Estado catalán y subvenciones directas a entidades de catalanes en el exterior que la jueza no ve suficientemente justificadas.

Los gastos también forman parte de la causa contable que instruye el Tribunal de Cuentas y que está pendiente de juicio después de que el órgano fiscalizador rechazara la fianza que el Govern prestó a la treintena de encausados, entre los que se encuentran el propio Romeva, Oriol Junqueras, Carles Puigdemont y Artur Mas.

A las puertas de la Ciudad de la Justicia se ha concentrado una delegación de ERC y CUP para apoyar a Romeva. El presidente de ERC, Oriol Junqueras, ha criticado la investigación judicial. "Una vez más, los que no ganan en las urnas, aprovechan a los amigos a los aparatos represivos del Estado para imponer la voluntad a la mayoría ciudadana y violentar la democracia", ha aseverado, acompañado de otros dirigentes de ERC, como Marta Vilalta, de la CUP, como Dolors Sabater y Eulàlia Reguant, y del presidente de Òmnium Cultural, Jordi Cuixart.

Además de Romeva, este miércoles estaba citado a declarar el que fuera su secretario general en Exteriores, Aleix Villatoro, actual director del Consell Català de l'Esport, también pendiente de juicio por los preparativos del 1-O. Villatoro se ha acogido a su derecho a no declarar porque la Audiencia de Barcelona debe todavía decidir si los gastos que la magistrada del juzgado de instrucción 18 le atribuye deben formar parte del macrojuicio por los preparativos del 1-O que investigó el juzgado de instrucción 13.

Etiquetas
Publicado el
24 de noviembre de 2021 - 12:18 h

Descubre nuestras apps

stats