eldiario.es

9

“La vida diaria” del Cabanyal a través de la mirada de la fotógrafa Laura Silleras

Del 28 de marzo al 21 de junio de 2019, el MuVIM acoge el trabajo de Laura Silleras, ganadora de la II Beca Fragments por su mirada personal sobre el barrio del Cabanyal

“Parece que se ha puesto así para salir en la fotografía, pero cada vez que ves a esa señora va impecable, es así siempre”, describe la fotógrafa valenciana Laura Silleras (València, 1979). Habla de Pilar, vecina del barrio valenciano del Cabanyal, y protagonista de una de las fotografías que más representan el significado de la exposición, titulada Quisiera que siempre fuera así -dijo él-. -Siempre es sólo un momento-, respondió ella. Se podrá visitar en el MuVIM del 28 de marzo al 21 de junio de 2019.

El título de la muestra, tan largo como enigmático, hace referencia a un diálogo de La historia interminable de Michael Ende sobre la idea del tiempo y la eternidad. Laura Silleras vivió durante su infancia en el barrio del Cabanyal, pero “por motivos de la vida” se fue. Viajó y, al volver, ya en el año 2013, sintió que el barrio estaba “devastado” y se preguntó qué quedaba del Cabanyal que conoció y dónde estaba lo que le habían “robado”. “Empecé a buscar esos resquicios de mi infancia”, expresa.

Una de las fotografías expuestas

Una de las fotografías expuestas Laura Silleras

Para elaborar su trabajo, la fotógrafa tuvo conversaciones con personas de diferentes generaciones del barrio. “Me di cuenta de que mi Cabanyal no tenía nada que ver con el de mi madre o con el de mi abuela o mi bisabuela; igual que no será el mismo que dentro de 20 años”, cuenta. Su idea ha sido la ganadora de la II Beca Fragments, un proyecto de la Unió de Periodistes Valencians dedicado a poner en valor el periodismo gráfico valenciano.

El trabajo de la fotógrafa valenciana retrata “el aquí y el ahora” del barrio del Cabanyal a través de una perspectiva cercana e íntima de sus protagonistas. Durante cinco años, ha recorrido las calles de su barrio para construir un relato que huye de las connotaciones políticas para centrarse en la vida del vecindario.

Sus fotografías, sin nombres ni números ni descripción, buscan “provocar emociones”. Una boda de una familia gitana, una mujer sosteniendo a Cristo en una procesión, la panorámica del barrio desde los bloques portuarios, muebles viejos de casas vacías, pescadores y mucho mar, son algunas de las escenas retratadas en la exposición.

“Decidí centrarme en contar esas situaciones que son de la vida diaria del barrio y intentar elevarlas a lo especial porque es donde encuentras situaciones maravillosas, tiernas, duras, trágicas, de todo tipo… El día a a día bajo mi prisma, no estoy intentando definir el Cabanyal”, explica Silleras.

Con esta exposición da comienzo la programación del proyecto cultural Fragments, que cuenta con un amplio programa de actividades que, como novedad, buscará implicar a las familias y a los aficionados a la fotografía a través de conferencias y talleres.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha