Los empresarios rechazan el anteproyecto de ley sobre teletrabajo por "desequilibrado" y "alejado de la realidad"

El presidente de la patronal CEOE, Antonio Garamendi.

Los empresarios vuelven a cargar contra la legislación sobre teletrabajo que prepara el Ministerio de Trabajo, con la que pretende que los empleados tengan derecho a trabajar a distancia en caso de "fuerza mayor familiar" y plasmar expresamente que las empresas asuman "todos los gastos" derivados del teletrabajo, entre otras medidas. El Anteproyecto de Ley de Trabajo recibió críticas directas y contundentes por parte el líder de la CEOE, Antonio Garamendi, en las que apuntó que las empresas podrían irse a contratar a "Portugal o Brasil" si se aprobaba una legislación "rígida". Este miércoles, tras la primera reunión de Trabajo con sindicatos y patronal para negociar el proyecto de ley, las dos organizaciones patronales han emitido un comunicado rechazando el texto inicial del Ejecutivo, que tachan de "desequilibrado" y "apartado de la realidad"-

Los empleados tendrán derecho a teletrabajar por "fuerza mayor" cuando un familiar enferme o tenga un accidente

Los empleados tendrán derecho a teletrabajar por "fuerza mayor" cuando un familiar enferme o tenga un accidente

"El resultado es un texto desequilibrado, de enfoque errático, apartado de la realidad del tejido productivo y de las necesidades de empresas y trabajadores", suscriben ambas patronales, que consideran que "lejos de fomentar con garantías la utilización de esta forma de organización del trabajo podría desincentivar su implantación en España y ralentizar su consolidación".

Los empresarios sostienen que, además de desincentivar la implantación del teletrabajo, "es un enfoque que no aporta la confianza y la seguridad necesarias para generar inversiones y empleo".

El Anteproyecto de ley del Ministerio de Trabajo, tras completar el periodo de consultas públicas, recoge derechos como el acceso al teletrabajo durante gran parte de la jornada debido a "fuerza mayor familiar", en el caso de enfermedad o accidente de un pariente hasta segundo grado. El texto también establece la obligación de las empresas de proveer de los medios para el trabajo a distancia y de costear "todos los gastos", tanto directos como indirectos, originados por el teletrabajo y obliga a las compañías a determinar las condiciones del trabajo a distancia en un acuerdo por escrito con el empleado.

La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, ha advertido de que algunas cuestiones no son novedosas, pero se plasman en la legislación específica de teletrabajo, como por ejemplo la asunción de los costes laborales por parte de la empresa, que ya sucede en el trabajo presencial y deberían aplicar todas las compañías en el trabajo a distancia. Sin embargo, durante la pandemia muchos trabajadores han puesto sus propios medios para realizar sus labores y están asumiendo los costes derivados, como la luz, por ejemplo.

Quejas de falta de diálogo tras una reunión

Otra de las principales críticas de los empresarios pasa por denunciar la insuficiencia del diálogo social en la configuración de la norma, pese a que hoy mismo se ha celebrado una primera reunión de toma de contacto entre las partes. "CEOE y Cepyme consideramos que el Anteproyecto de Ley de Trabajo a Distancia sometido por el Ministerio de Trabajo a información pública se ha concebido al margen del diálogo social orillando la necesaria implicación y participación de los interlocutores sociales en la vida económica y social del país", recoge el comunicado, que pide al Ministerio de Trabajo "que rectifique y retorne a la senda de la mesa de diálogo".

El Ministerio que dirige Yolanda Díaz ha explicado que Trabajo negociará ahora con los sindicatos y los empresarios en el diálogo social, para debatir sus propuestas y su posición respecto al planteamiento del Ejecutivo. Este miércoles ha tenido lugar la primera reunión de la mesa de diálogo al respecto, que ha encabezado el secretario de Estado de Trabajo, Joaquín Pérez Rey, con los representantes de CEOE, Cepyme, CCOO y UGT. El encuentro ha concluido con el emplazamiento a una nueva reunión, aún sin fecha, tras el envío de propuestas de los sindicatos y los empresarios, que serán analizadas por Trabajo.

Aunque los empresarios denuncian la falta de diálogo, fuentes de la patronal responden a eldiario.es que las organizaciones empresariales mandarán sus propuestas y comentarios sobre la nueva regulación al Gobierno.

Maricruz Vicente, secretaria confederal de Acción Sindical de CCOO, ha explicado que la primera reunión con Trabajo ha consistido en la valoración general del anteproyecto de ley del Ministerio, con el compromiso de que Trabajo estudiará las aportaciones que envíen los agentes sociales en los próximos días. Desde el sindicato han destacado la importancia de la que la norma contemple la voluntariedad del teletrabajo, así como que sea reversible y que sea complementario al trabajo presencial, para no desvincular del todo al personal.

Gonzalo Pino, secretario de Política Sindical de UGT, ha afirmado también a la salida de la reunión que el sindicato ha facilitado ya sus propuestas y ha insistido en la importancia de que "el teletrabajo sea un derecho generalizado para todos los trabajadores, no vinculado exclusivamente a la conciliación o los cuidados", lo que cree que podría derivar en una "herramienta de discriminación laboral".

Fuentes sindicales explican que el Ministerio de Trabajo ha expresado su intención de ir rápido para aprobar la medida, dada la gran utilización del teletrabajo en esta pandemia. Aunque se ha reducido, aún sigue siendo recomendado por el Ejecutivo siempre que sea posible para reducir el riesgo de contagio en la nueva normalidad y se practica mucho más que antes de la crisis por la COVID-19, cuando era muy minoritario. Estas mismas fuentes confían en que la celeridad para sacar adelante la legislación no reste capacidad al diálogo y que los agentes sociales puedan negociar efectivamente la regulación.

Etiquetas
Publicado el
8 de julio de 2020 - 18:31 h

Descubre nuestras apps

stats