La portada de mañana
Acceder
Quién es Carlos Lesmes y por qué no ha dimitido del CGPJ, por Ignacio Escolar
La tradición del PP de Madrid de enfrentarse a la dirección nacional
España y Francia vuelven a luchar por Picasso 50 años después

El precio de la luz bate este jueves otro récord histórico y ya supera los 141 euros/MWh

Instalaciones eléctricas.

El precio medio del mercado mayorista de electricidad va a batir este jueves otro máximo histórico al situarse en 141,71 euros por megavatio hora (MWh), un 4,47% más alto que este miércoles y superior al anterior récord de 140,23 euros/MWh registrado el jueves pasado.

Sigue así la racha de máximos históricos del denominado pool, impulsado por los precios récord del gas en Europa y los máximos históricos del CO2, que han llevado al Gobierno a preparar un paquete de medidas que la vicepresidenta tercera y ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, espera llevar al Consejo de Ministros próximamente.

Este miércoles, Ribera ha confirmado que la fiscalidad es uno de los elementos sobre los que está trabajando el Ejecutivo dentro del plan de choque que pretende aprobar en las próximas semanas para atajar esta crisis de precios y amortiguar el impacto de los mercados mayoristas en el recibo final.

"Una de las posibilidades que hay" es "que haya elementos fiscales que tengamos que retocar aunque sea de manera provisional", ha señalado la vicepresidenta tercera y ministra para la Transición Ecológica y Reto Demográfico, Teresa Ribera, en declaraciones a los medios en un evento en el Senado, informa Europa Press.

El Gobierno estaría así dispuesto a prorrogar hasta el primer trimestre la bajada del IVA al 10%, como apuntó el pasado fin de semana Ribera en una entrevista a Expansión. También se va prorrogar, de momento hasta diciembre, la suspensión del impuesto a la generación del 7%. Otra de las opciones que se barajarían es una rebaja del impuesto especial sobre la electricidad.

Se supone que para la próxima primavera remitirá la actual tormenta de precios energéticos, vinculada a la espiral alcista del gas, derivada de los bajos niveles de almacenamiento de esta materia prima en Europa de cara al invierno, la fuerte demanda asiática y la incertidumbre sobre el suministro desde Rusia, entre otros motivos.

Por lo pronto, los futuros del mercado mayorista eléctrico para el último trimestre rozan los 135 euros, en línea con los precios récord registrados en los primeros días de septiembre. La tormenta de precios eléctricos está arreciando estos días. En toda Europa. Este jueves el precio de España en la UE solo lo supera Italia (más de 145 euros/MWh), aunque en Reino Unido se están registrando precios incluso superiores.

Otra de las medidas que prepara el Ejecutivo, junto a un suministro mínimo de energía para los más vulnerables y un mayor control de las presas hidroeléctricas, es obligar a las grandes del sector a ceder parte de su energía en unas subastas de energía independientes del pool con el objetivo de rebajar el peso del mercado mayorista en los precios finales; a esto se suma otra que llevan tiempo defendiendo las grandes eléctricas: desvincular el mercado mayorista del coste de la energía en la tarifa semirregulada del precio voluntario al pequeño consumidor (PVPC), aun a costa de una mayor prima de riesgo a costa del consumidor.

"Escándalo mediático"

Esta última medida la han vuelto a defender este miércoles Iberdrola y Endesa en una jornada organizada por El Economista. El consejero delegado de Endesa, José Bogas, ha puesto como ejemplo Portugal, que tiene su mercado mayorista de electricidad integrado con el español, pero "los clientes portugueses no están preocupados" porque "tienen una tarifa anual que se formó antes y no les ha afectado" esta escalada. En la misma línea, la consejera delegada de Iberdrola España, Ángeles Santamaría, ha defendido que con ese modelo los consumidores lusos "no se han enterado de nada" y se han librado del "escándalo mediático" que supone tener al pool "en las aperturas de telediarios e informativos" todos los días.

Ambos directivos han apuntado a las rebajas de impuestos como vía para remediar esta situación y han cargado contra el recorte planteado por el Gobierno en un proyecto de ley a hidroeléctricas y nucleares por el encarecimiento del CO2, que no soportan esas plantas. No han querido entrar en la posibilidad de entregar al Estado las nucleares que, supuestamente, van a dejar de ser rentables con esa medida.

"No creo que una empresa pública vaya a gestionar mejor que una empresa privada", ha dicho Bogas, que ha dejado claro que la razón de esta escalada es el gas que alimenta las centrales eléctricas de ciclo combinado, cuya cotización ha pasado de los 5 euros por MWh de hace un año a los 60 actuales.

La directiva de Iberdrola ha asegurado que los clientes que están en el mercado libre (donde el precio se fija por contrato a través de tarifas que suelen ser fijas) están "totalmente protegidos" porque "tienen precios estables anuales". "Las subidas que se ven las estamos asumiendo nosotros". "No nos benefician en absoluto", ha asegurado.

El PVPC, "la fórmula más barata"

La nota discordante la ha puesto en el mismo acto el consejero delegado de Acciona Energía, Rafael Mateo, que ha señalado que el PVPC, pese a ser volátil por estar indexado al precio mayorista, "se ha ido demostrando año tras año como la fórmula más barata con respecto a las mejores ofertas del mercado liberalizado". A diferencia de Iberdrola o Endesa, Acciona no tiene una comercializadora regulada que obligue a ofrecer la tarifa PVPC.

Por su parte, el consejero delegado de Repsol, Josu Jon Imaz, ha reclamado a la UE y a los Estados miembros que pongan más derechos de CO2 en el mercado "para bajar los precios mientras dure esta situación" y "mientras no haya mecanismos de ajuste en frontera" para el carbono, que ya están sobre la mesa, pero "van a tardar mucho" en ponerse en marcha. De lo contrario, "la industria europea va a sufrir mucho", según Imaz, que ha vuelto a cargar contra el fondo propuesto por Ribera para sacar de la tarifa el coste de las renovables más antiguas, que sí apoyan las dos grandes eléctricas.

A río revuelto, las compañías afinan su estrategia comercial y en la apertura del mismo acto, el presidente de Naturgy, Francisco Reynés, ha anunciado una campaña para que los once millones de clientes en PVPC puedan contratar una tarifa liberalizada con Naturgy a partir del día 15. "Nuestro objetivo es que durante los próximos 24 meses paguen dentro de su factura el coste de la energía al mismo nivel del precio del 'pool' que tenían antes de la escalada, es decir 60 euros por MWh". La oferta persigue que los clientes "dejen de tener la preocupación de la evolución del pool cada día" y muestra el "compromiso social" de la compañía, que está "por encima de las coyunturas".

Ante esta espiral de récords, otra de las medidas que ha activado el Ejecutivo, sin efecto en los precios a corto plazo porque esas instalaciones empezarán a estar en marcha dentro de un año, es la nueva subasta de energías renovables que anunció Ribera a mediados de agosto, la segunda de este 2021. El ministerio ha convocado para el próximo 19 de octubre esa subasta, de 3.300 MW eólicos y fotovoltaicos, "con plazos de ejecución acelerados para que su generación rebaje cuanto antes los precios de la electricidad y avanzar en la consecución de los objetivos climáticos".

Toda la potencia subastada tendrá que estar en funcionamiento antes del 30 de junio de 2024, con un cupo especial de 600 MW de disponibilidad acelerada que debe estar operativo el 30 de septiembre de 2022. Adicionalmente, se destinan 300 MW para pequeñas instalaciones fotovoltaicas con relevante participación local. 

Etiquetas

Descubre nuestras apps