La portada de mañana
Acceder
Denigrar a España para desgastar a Sánchez, por Esther Palomera
La sexta ola ha enredado los datos de la pandemia
OPINIÓN | La caspa del decano, por Elisa Beni

Cuando nutrición, ejercicio y bienestar emocional entran en los planes de las empresas

Una trabajadora realizando yoga junto a su hija.

María Gisa

Las personas adultas solemos pasar casi un tercio de nuestra vida en el entorno laboral, un lugar que se ha convertido ya en clave para la promoción de una vida saludable. Porque es muy difícil ser un buen jefe, un respetado compañero de equipo o un eficaz trabajador si no estamos bien y no nos cuidamos. 

Las empresas son cada vez más conscientes de que los empleados más sanos son aquellos más felices y también más productivos. 

Lo demuestran datos como los que aporta el estudio publicado en Harvard Business Review, según el cual por cada euro invertido en bienestar, las empresas obtienen un rendimiento promedio de 2,4€ en forma de aumento de la productividad, menos absentismo y reducción de los costes de atención médica.

De los números a las personas

Números y más números han sido hasta hace unos años el objetivo de muchos responsables de empresas, sin dejar espacio para una cultura del trabajo distinta. La vida laboral se vuelve ajetreada y las demandas aumentan. Es fácil atascarse en ocasiones en malos hábitos y rutinas que no nos sirven de nada y que, incluso, nos paralizan. 

Existe una creencia creciente de que las empresas tienen que asumir la responsabilidad de apoyar la estabilidad emocional y de salud de sus trabajadores. Un nuevo concepto y manera de trabajar que define nuevos valores y otros objetivos. 

¿Cómo puede llegar una empresa a ser más saludable? Ofrecer beneficios para la salud de los trabajadores que forman parte de ella es una decisión importante. Por ello, desde Savia, la plataforma de telemedicina de MAPFRE, creada en 2019 para ofrecer una gestión integral de la salud a todas las personas que lo necesiten, sin necesidad de contar con una póliza tradicional, trabajan también con el fin de dar apoyo a las empresas.

Uno de sus valores diferenciales es la personalización ya que “adapta la configuración de los servicios a las necesidades de la empresa”, afirma Arturo Bujalance, Director de desarrollo de negocio en Savia.

Invertir en salud en la empresa

En los últimos años ha habido un cambio significativo en el concepto de empresa y cuál es el papel del empleado. Nunca como hasta ahora la salud y el bienestar habían cobrado tanta importancia en el entorno laboral. Conceptos como nutrición, ejercicio físico o bienestar emocional, hasta ahora propios del ámbito privado de la persona, forman parte ahora de muchos de los planes de actuación de numerosas empresas.

En 2018, la Organización Internacional del Trabajo y la Organización Mundial de la Salud (OMS) defendían que un lugar de trabajo más saludable y seguro puede prevenir al menos 1,2 millones de muertes cada año. Las empresas, conscientes de que la salud y el bienestar de sus empleados son el activo más preciado que tienen, aprovechan las nuevas tecnologías digitales para transformar su manera de funcionar y conseguir un equipo motivado y feliz, ofreciéndoles más y mejores herramientas.

Para la Red Europea de Promoción de la Salud en el Trabajo (ENWHP, en sus siglas inglesas), una empresa saludable no solo es aquella que pone en marcha las acciones necesarias para mejorar la salud de los trabajadores. También debe mostrarse proactiva a la hora de crear lugares de trabajo saludables y ofrecer los mejores servicios a sus trabajadores.

Los beneficios de crear un espacio laboral saludable

Una empresa saludable no solo es aquella que vela por el cumplimiento de la normativa sobre la Prevención de Riesgos Laborales. Debe hacer un paso más, en paralelo al nacimiento de conceptos como los de empresa saludable, para promover la salud de sus trabajadores a través de acciones y programas específicos, tal y como propone el proyecto de Savia.

Una de las grandes aportaciones de Savia es que “ningún empleado queda fuera, ni por su estado de salud ni por su edad”, reconoce Bujalance, porque el servicio está pensado para ser utilizado desde el mismo momento en el que el usuario se registra, sea cual sea su edad y el estado de salud. Para la empresa, además, los costes “son mucho más reducidos que los seguros de salud”, reconoce Arturo Bujalance.

Salud emocional, nutricional, servicios de telemedicina o servicios de prevención (chequeos, fisioterapia o rehabilitación) son solo algunos de los servicios de Savia que da a las empresas y a sus trabajadores la oportunidad de mejorar y de conseguir beneficios.

Entre los más destacados están una mayor motivación de los empleados y, en consecuencia, más rendimiento y productividad. Cuando un empleado se siente valorado, respetado y considerado, se siente más feliz y es más eficaz. También disminuye el absentismo laboral y son menos las altas de la plantilla puesto que, si los trabajadores están a gusto y disponen de todos los servicios que necesitan, no sentirán la necesidad de cambiar de trabajo.

Es más, las empresas que invierten en salud consiguen retener el talento y el capital humano, lo que permite,  a la vez, un envejecimiento saludable.

Gestionar la salud de los empleados, por tanto, permite crear estrategias como la de Savia, que constituye no solo una solución para las empresas que no puedan o no quieran contratar un seguro de salud para sus empleados sino también un “complemento perfecto para las que ya tienen un seguro de salud”, admite Bujalance. Con aplicaciones como las de Savia, el bienestar personal es clave para que todo, en el contexto laboral y personal, funcione mejor.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats