eldiario.es

9
Menú

Hoja de Router Hoja de Router

Desactivación imposible: la odisea de eliminar tu Telegram si te han robado el móvil

El 'boom' de Telegram se basa, entre otras cosas, en la promesa de seguridad de este servicio de mensajería instantánea. Sin embargo, más allá de la encriptación y si puede o no romperse, Telegram no es precisamente un búnker contra la suplantación de identidad. Si te roban el móvil, comienza el calvario.

- PUBLICIDAD -
Telegram, el chat de moda

Telegram, el chat de moda

El servicio de mensajería instantánea Telegram dio el golpe sobre la mesa hace tan solo unas semanas. El boca a boca se ha encargado de que la popularidad del chat de los hermanos Durov esté subiendo como la espuma, a un ritmo de 200.000 nuevos usuarios al día al menos en nuestro país.

A estas alturas de la película ya conoces las ventajas de Telegram, para muchos el primer candidato serio a destronar al todopoderoso Whatsapp. Aunque a simple vista hay pocas diferencias entre ambos, el chat ruso enarbola la bandera de la seguridad, precisamente el talón de Aquiles del 'mensajero' verde, cuyas defensas están constantemente en entredicho. En su propia web aseguran que, “a diferencia de WhatsApp, Telegram está basado en la nube y fuertemente cifrado”. Un fortín prácticamente inexpugnable, según sus creadores.

Sin embargo, hay un pequeño detalle que han pasado por alto. El propio Pavel Durov reconoce que “ninguna aplicación es segura al 100 %”. Y, efectivamente, Telegram tampoco. No nos referimos a complicadas cuestiones de cifrado, sino a algo tan mundano como que te roben el móvil.

Igual que sales corriendo hacia la comisaría más cercana cuando desaparece tu cartera, para denunciar su pérdida, y llamas inmediatamente al banco para cancelar tu tarjeta de crédito, tras el extravío de tu móvil debes pedir que la SIM sea bloqueada y eliminar tus cuentas en chats y redes sociales para evitar que suplanten tu identidad. Y aquí es donde Telegram patina un poco.

Desactivación imposible

Pongámonos en situación. Es dramático, pero no encuentras tu móvil y sospechas que no lo vas a recuperar – tampoco hace falta que nos imaginemos un robo a punta de navaja. Demos por hecha la visita a la comisaría y el bloqueo de la SIM. Llega el momento de acabar con las cuentas de las aplicaciones que llevas en el móvil y le toca el turno a Telegram.

“Si desea eliminar su cuenta, puede hacerlo en la página de desactivación”, reza la Política de privacidad del chat. Pues nada, habrá que ir a la página de desactivación. Allí Telegram te pedirá que introduzcas tu número de teléfono y el motivo por el que has decidido abandonar el barco. Y es entonces cuando te llevas la primera sorpresa:

Para desactivar Telegram necesitas un código que te envían…¡a Telegram!

Para desactivar Telegram necesitas un código que te envían…¡a Telegram!

Genial. La persona que se ha quedado con tu móvil acaba de recibir un código en tu Telegram, un código que necesitas para desactivar la cuenta. Parece un callejón sin salida, pero en ese instante recuerdas que Telegram tenía otras ventajas más allá de la seguridad. Por ejemplo, puedes acceder al servicio de mensajería desde tu ordenador. Aún hay esperanza.

Hasta ahora no te habías planteado usar Telegram desde el PC, pero si te sirve para cerrar tu cuenta de una vez por todas será maravilloso. Accedes a una de los programas extraoficiales que lo hacen posible e introduces tu número de teléfono. Aquí viene la segunda sorpresa del día:

Para acceder a las versiones de ordenador de Telegram necesitarás otro código que llegará vía SMS

Para acceder a las versiones de ordenador de Telegram necesitarás otro código que llegará vía SMS

¿Podría ser peor? Para acceder por primera vez a tu cuenta de Telegram desde de la web es necesario tener el móvil en la mano. Te envían un código a la aplicación que es imprescindible para entrar. Si lo intentas instalando la versión de escritorio, sucede exactamente lo mismo. Quien quiera que tenga tu 'smartphone' se lo debe estar pasando de lo lindo.

La única solución

Esto sucede si tratas de acceder por primera vez a tu Telegram desde el ordenador, pero si ya lo habías probado con anterioridad o si dispones de un duplicado de tu SIM – ya que el código se envía a través de SMS -, todo debería ir sobre ruedas. Entras a través de la versión web o de la de escritorio y ahí estará el código de desactivación esperándote. Eso si no tuviste la genial idea de cerrar sesión cuando lo utilizaste por última vez. Si no la dejaste abierta aún no tienes una nueva SIM, sigues teniendo un problema, porque te volverá a pedir el código. Ahora sí, te encuentras en un callejón sin salida: no puedes desactivar tu Telegram.

En resumen, eliminar tu cuenta es misión imposible si no tienes el móvil a mano o si no accediste anteriormente desde un ordenador y dejaste la sesión abierta, ya que el código de desactivación llegará siempre al servicio de mensajería instantánea de los Durov. No hay ninguna forma – de momento - de desactivar tu Telegram si no es a través del propio Telegram.

Pero aquí no acaba la cosa, porque está a punto de cerrarse el último resquicio de esperanza. Cada vez que activas Telegram en un dispositivo que no sea tu ‘smartphone’, el propio servicio envía un mensaje a la aplicación avisando de que se está conectando otro aparato. Por si no eres tú y alguien está suplantando tu identidad, Telegram te indica los pasos a seguir para cerrar la sesión de otro dispositivo:

El ladrón sabrá que has accedido a Telegram desde tu ordenador y podrá cerrarte la sesión

El ladrón sabrá que has accedido a Telegram desde tu ordenador y podrá cerrarte la sesión

Está muy bien pensado para evitar que se hagan pasar por ti, pero ¿y si el que se intenta hacer pasar por ti tiene tu móvil y eres tú el que intenta acceder desde el ordenador? Si lo logras, el ladrón lo sabrá. Recibirá este mensaje y será muy fácil para él frustar (una vez más) tus intentos de obtener el código de desactivación y cerrar la cuenta. Solo tiene que acceder al menú:

Ajustes -> Cerrar todas las sesiones.

Se acabó. Lo has intentado todo y no hay forma humana de evitar una suplantación de identidad si te han robado el móvil. Admitimos que, llegado el caso, no es muy normal que la persona que te ha sustraído el aparato se ponga a hablar con tus contactos haciéndose pasar por ti. ¿Pero y si en vez de un ladrón es un amigo graciosete que te ha quitado el móvil justo con esa intención? Lo tiene muy fácil para usar Telegram en tu nombre y que no puedas impedírselo.

Así que ya tenemos respuesta a la pregunta del millón. ¿Es Telegram seguro? Si te han robado el móvil, no.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha