La ruta más animal por Chueca y Salesas

Estos días Chueca y Salesas se llenan de animales que celebran, a su manera, las Fiestas de su patrón, San Antón. La bendición del santo y las vueltas de San Antón son las citas imprescindibles que marca la tradición, a las que este año se suman numerosas novedades, gracias al Ayuntamiento de Madrid y la Asociación de Comerciantes y Empresarios de Chueca (Chueca ACE).

Pero fuera de estas fechas, el barrio de Justicia es todo un safari urbano en el que podemos encontrar espacios de lo más animal, ¿te animas a conocerlos de la mano de Somos Chueca?

¡Lagarto, lagarto!

En el número 1 de la Calle de Mejía Lequerica se encuentra uno de los edificios más singulares de Madrid: "La Casa de los Lagartos" de los Lagartos. Construida entre 1910 y 1912 por el arquitecto Benito González del Valle, es uno de los pocos edificios modernistas (concretamente de la corriente secesionista) que se conservan en la ciudad.

Mucho más austero ornamentalmente que el vecino Palacio de Longoria o que el modernismo catalán, lo más característico de esta edificación son los "lagartos ocelados" (Timon lepidus) que adornan su cornisa, que hacen que la vista pase por alto otros elementos decorativos geométricos repartidos por toda la fachada.

Ya fuera por pura superstición ("lagarto, lagarto" es una expresión muy utilizada coloquialmente para ahuyentar a la mala suerte), como clave esotérica o por simple moda, lo cierto es que los reptiles eran motivos muy utilizados por los artistas del Modernismo y aparecen en esculturas y también en objetos refinados como joyas.

Los pingüinos de Fernando VI

Muy cerca de la Casa de los Lagartos, en el número 3 de la calle Fernando VI, se levanta un edificio que lleva años sin ningún uso. Hogar del Pub "Santa Bárbara" y más recientemente del café chill out "Malevo", en su cornisa habitan unos graciosos pingüinos que, con una jarra de cerveza en la mano y un barril bajo el brazo ilustran parte de su pasado como templo de la cerveza "Cruz Blanca".

Cerditos en la azotea del Mercado de San Antón

Continuamos nuestro paseo animal por Chueca para detenernos en la azotea del Mercado de San Antón, donde gracias al artista dEmo, podemos ver varias esculturas de fibra de vidrio con forma de cerdito pintadas con diversos colores. ¡Difícil resistirse a hacerse una foto con ellos!

Una rana de la suerte en Colón

También de dEmo es la curiosa rana de la suerte que el Casino Gran Madrid ha regalado a la ciudad de Madrid durante unos años  con motivo de su inauguración. Tiene una doble misión: por una parte atraer la suerte para quienes jueguen en el casino y, de otra, ser un reclamo turístico de la ciudad que, de manera indirecta, posicione a este espacio para el juego en el mapa.

El rinoceronte del Hotel Only You

En el Hotel Only You (C/ Barquillo, 21), premiado recientemente como el hotel Boutique con mejor diseño del mundo y de Europa, acompaña a los huéspedes la cabeza de un rinoceronte que, muy al estilo colonial, vigila desde la chimenea a quienes descansan en la biblioteca o pasean por Barquillo.

La fuente de los delfines de San Antón

Prácticamente invisible a los ojos de quien pasa a su lado, la conocida como "Fuente de los delfines" que decora la esquina del antiguo edificio de las Escuelas Pías en Hortaleza con la calle Santa Brígida lleva años ahí, aunque su aspecto ha sufrido numerosas metamorfosis.

Con un diseño original de Ventura Rodríguez (1772), ocupaba un espacio mucho mayor y tenía cuatro caños, rematados en la parte superior con dos galápagos de piedra, por lo que la llamaban la Fuente de los Galápagos. El aumento del tráfico de carruajes, que tenían serias dificultades para hacer el giro desde Santa Brígida a Hortaleza, obligó a finales del siglo XIX a reconfigurar la fuente, cobre una concha se tallaron dos peces de piedra de Colmenar enlazados de cuyas bocas salen sendos caños con agua.

Las criaturas de Guille García-Hoz

La ballena María Cristina, el ciervo Gerardo o la elefanta Maribel son algunos de los muchos personajes animales diseñados por el interiorista Guille García-Hoz, que tiene su tienda en el número 43 de la calle Pelayo. Un auténtico zoológico de cerámica en el que podremos encontrar todo tipo de elementos de decoración, papel pintado y accesorios.

Literatura y arte animalista

Dentro del barrio encontramos dos espacios dedicados a los libros y al arte donde los animales tienen un hueco protagonista. Hablamos de Mad is Mad (C/ Pelayo, 48) y Panta Rhei (C/ Hernán Cortés, 7), donde es frecuente encontrar exposiciones, libros y actividades centrados en los animales.

Chueca, territorio para osos

Ya lo dice Kika Lorace en su temazo Chueca es genial «Si te parece poco el oso de Sol los hay más grandes en el Hot». Pero no es el único rincón de Chueca en el que se dejan ver los osos de la ciudad. Prácticamente en todo Chueca podrás encontrar a esta particular tribu, desde los clásicos Bearbie Bearbie(Plaza de Vázquez de Mella, 2) y Enfrente Enfrente(C/ Infantas, 12), pasando por El Bulldog (C/ San Bartolomé, 16), el Fraggel Pop (C/ Belén, 6) o el Zarpa Bear de Copas (C/ Infantas, 26)

Etiquetas
Publicado el
17 de enero de 2016 - 09:22 h

Descubre nuestras apps

stats