eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El Gobierno cambia de postura e introduce por sorpresa la derogación de la Lomce en su reforma educativa

El Ministerio de Educación ha incluido en el anteproyecto de nueva ley orgánica una disposición para que se derogue completamente la Ley Wert

La ministra se había limitado hasta ahora a plantear que iban a modificar los aspectos más "lesivos"o "perturbadores" de esta normativa

Esperan que llegue al Consejo de Gobierno antes de finales de año y luego se tendría que tramitar en el Congreso como proyecto de ley

27 Comentarios

- PUBLICIDAD -
Celaá asegura que el Gobierno tiene una agenda "para toda la sociedad catalana" y defiende el diálogo con el Govern

Celaá asegura que el Gobierno tiene una agenda "para toda la sociedad catalana" y defiende el diálogo con el Govern

El Gobierno de Pedro Sánchez ha cambiado de opinión en su reforma de la Ley Wert. Hasta ahora, la titular del Ministerio de Educación, Isabel Celaá, había apostado por modificar los aspectos más "lesivos", "perturbadores" o "vulneradores" de la Lomce. Sin embargo en el borrador de anteproyecto de una nueva ley orgánica que han distribuido a la comunidad educativa fechado este lunes abogan por derogar esta normativa por completo, como ha podido comprobar eldiario.es.

Esto supone un cambio de posicionamiento que ha sorprendido a algunas entidades sociales. El pasado 7 de noviembre el equipo de la ministra Celaá envió a la comunidad educativa un documento de 18 páginas en el que dejaba por primera vez por escrito sus propuestas para modificar la normativa de educación. En él se planteaba que la Lomce "no puede derogarse en su totalidad en este momento" ya que – apuntaban – "supondría quedarnos sin legislación educativa".

Esta postura ha sido defendida por la ministra desde que tomó posesión de su cargo. En una entrevista con eldiario.es realizada en junio, Celaá reconoció que la Ley Wert no se derogará de forma inmediata sino que se "desactivará por partes"."No podemos derogarla toda de golpe porque nos quedaríamos sin legislación", incidió en una respuesta muy parecida a la argumentación distribuida hace un par de semanas a las entidades educativas.

A pesar de este posicionamiento público, en el borrador de anteproyecto de nueva ley orgánica educativa elaborado por el Ministerio – al que ha accedido eldiario.es – sí que apuestan por incluir una disposición derogatoria única en la que recogen que "queda derogada la Ley Orgánica 8/2013, de 9 de diciembre para la Mejora de la Calidad Educativa [Lomce]".

De esta forma, si finalmente sale adelante, con este articulado se revocaría la polémica ley educativa, diseñada por el exministro popular José Ignacio Wert y aprobada sin consenso por la mayoría absoluta que tenía el Gobierno del PP. Esta normativa preveía reválidas que había que superar para obtener el título de la ESO. Muchas de sus medidas todavía están en vigor, como que la Religión cuente en la nota media, la Filosofía perdió presencia en el currículum educativo o la implantación de la FP Básica.

Fuentes del Ministerio confirman su nueva apuesta por derogar la Lomce y aseguran que han tomado esta decisión porque ahora "existe un texto alternativo", en alusión al anteproyecto que han elaborado para modificar la LOE (la ley de la época de Zapatero) e incluir algunos aspectos de la Ley Wert.

En el reciente articulado que han elaborado apuestan por evitar que la Religión cuente para la nota media, desincentivar la financiación pública de los colegios que segregan por sexos, aumentar el margen de las autonomías para fijar cuántas horas de clase imparten en castellano y cuántas en su lengua cooficial o evitar que los centros puedan incluir el rendimiento académico como un criterio de acceso.

Con esta propuesta el Gobierno socialista ha encontrado una vía para revocar la Lomce a través del anteproyecto de Ley Orgánica con el que pretenden modificar la Ley Orgánica 2/2006, de 3 de mayo, de Educación (LOE), a pesar de que el pasado 7 de noviembre aseguraban en el texto introductorio a sus propuestas que la revocación completa de la normativa impulsada por Wert no se podía realizar.

Sorpresa en la comunidad educativa

"Nos ha sorprendido porque no es lo que venía diciendo el Ministerio", plantea Jesús Aguayo Díaz, el portavoz de política educativa del sindicato STEC. "Es una novedad. Si finalmente queda derogada en algún momento, sería una gran noticia", añade Francisco García, secretario general de Comisiones Obreras de la Federación de Enseñanza. 

Por su parte, Florencio Luengo, miembro del Proyecto Atlántida, considera que esta decisión es "una intención de partido que va a contrastar con la situación política". Desde UGT, Maribel Loranca, su secretaria general de Enseñanza, anima al Gobierno a que acompañe este texto de una memoria económica en el que se detalle qué cantidad presupuestaria estiman que será necesaria para desarrollar estas medidas.

Los portavoces de estos colectivos también temen que la tramitación de esta Ley Orgánica se demore o que una convocatoria de elecciones anticipadas evite que se termine aprobando. "En el caso de medidas urgentes se podría realizar la tramitación con normas de rango inferior", propone García. Por ahora, la medidas son un simple borrador, desde el Gobierno esperan que llegue al Consejo de Ministras antes de finales de año y luego se tendrá que tramitar en el Congreso como proyecto de ley. En la Cámara Baja su primer obstáculo será la aprobación de su toma en consideración y si finalmente sale ratificada, luego se abrirá la ponencia.

Las medidas que introduce el Gobierno de Sánchez

  • Perspectiva de género de forma transveral. Desde el Gobierno abogan por incluir en el tercer ciclo de Primaria un área de Educación en valores cívicos y éticos, en el que se prestará atención "a la igualdad entre hombres y mujeres". Por su parte en Secundaria apuestan por prestar "especial atención a la orientación educativa y profesional del alumnado" y que esta se produzca con "una perspectiva de género".
  • Evitar que las notas sean un criterio de admisión a un centro. La Lomce permitía que los centros "que participen en una acción destinada a fomentar la calidad de los centros docentes" pudiesen reservar hasta el 20% de la puntuación en las solicitudes de admisión. Colectivos educativos han planteado que esta normativa permitía a estos colegios segregar al alumnado. Desde el Ministerio proponen evitar que "las características propias de un centro" pueda provocar "la modificación de los criterios de admisión."
  • Combatir la financiación pública a colegios que segregan por sexos. En esta propuesta abogan por que los colegios "que desarrollen el principio de coeducación en todas las etapas educativas, serán objeto de atención preferente y prioritaria en la aplicación de las previsiones recogidas en la presente Ley, sin perjuicio de lo dispuesto en los convenios internacionales suscritos por España".
  • Freno a la concertada. Desaparece la mención a la demanda social como uno de las factores que tendrán en cuenta las administraciones para programar y ofertar plazas en los centros concertados. En este anteproyecto apuestan por planificar "la oferta educativa de modo que garantice la existencia de plazas públicas suficientes, especialmente en las zonas de nueva población". Desde los colectivos de educación concertada critican este posicionamiento, ya que aseguran que "supone omitir cualquier referencia a la libertad de enseñanza".
  • Filosofía vuelve a ser obligatoria para todos los alumnos en Bachillerato. Tanto la Filosofía como Historia de la Filosofía vuelven a ser "materias comunes del Bachillerato". La Lomce quitó relevancia a esta asignatura en el currículum educativo: dejó de ser obligatoria en 4º de la ESO y 2º de Bachillerato.
- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha