El Vaticano borra cualquier justificación para la pena de muerte

El papa Francisco.

Agencias

La iglesia católica ha borrado este jueves cualquier excusa para justificar la pena de muerte. “Es inadmisible”, ha sentenciado el Vaticano a la hora de modificar su catecismo. El papa Francisco se había mostrado contrario a este pena desde que comenzó su pontificado. Francisco ha expresado que se intentará la abolición en todo el mundo de este castigo.

El comunicado del Vaticano explica que “durante mucho tiempo el recurso a la pena de muerte por parte de la autoridad legítima, después de un debido proceso, fue considerado una respuesta apropiada a la gravedad de algunos delitos y un medio admisible, aunque extremo, para la tutela del bien común”. Con esta nueva doctrina, no habrá sustento, al menos, desde el punto de vista católico.

Tras conocerse la autorización del Papa para cambiar el catecismo, su portavoz Greg Burke ha explicado que “el punto clave aquí es realmente la dignidad humana, el papa dice que no importa cuán grave sea el delito, nadie pierde nunca su dignidad humana”.

Según su nueva versión, el Estado ya dispone de elementos para que un delincuente, sin importar el delito, sea convertido, al menos en inofensivo. El objetivo expreado por Francisco de conseguir que esta pena desaparezca definitivamente tiene faena por delante: 62 estados en todo el mundo todavía mantienen la muerte legal de un preso ya sea de manera genérica o para casos restringidos.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats