Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
El Supremo se contradice para intentar tumbar la amnistía
CRÓNICA | Sánchez abona las deudas pendientes para amarrar el apoyo de ERC a Illa
OPINIÓN | Estese a lo acordado, por Elisa Beni

El pacto del PSOE y Ciudadanos vincula la sanidad completa para inmigrantes a que estén empadronados

Protesta contra la reforma sanitaria

Raúl Rejón

El acuerdo entre PSOE y Ciudadanos en cuanto a sanidad dice que pretende “restablecer la universalidad de la cobertura del Sistema Nacional de Salud”. El texto liga la asistencia completa a aquellos inmigrantes que “estén inscritos en el padrón del municipio donde tengan su domicilio habitual” para igualar sus cuidados “en las mismas condiciones que los españoles”.

A partir de ahí, la universalidad entra en los matices. Para los demás extranjeros, se utiliza el mismo criterio que ha funcionado desde el decreto de sostenibilidad del sistema creado por el Gobierno del PP: las urgencias por enfermedad grave o accidente. Y el seguimiento. En cuanto a las embarazadas y los menores, la situación no cambiaría: sanidad completa. Los ciudadanos de la Unión Europea están cubiertos por los tratados de la unión.

Titularidad pública

El documento subraya que se va a mantener la titularidad pública de centros y servicios sanitarios. Y menciona que el sector privado debería quedar como complemento y que estaría sujeto a “una evaluación pública periódica”. Incluye una referencia a que se priorice la acción de entidades privadas sin ánimo de lucro.

Aunque la sanidad y sus actividades son una competencia de las comunidades autónomas, ambos partidos han acordado que se tenga que crear una cartera común de servicios para la ciudadanía. La idea es que esos mínimos tengan que estar en todos los sistemas sanitarios regionales. En ese sentido, abogan por un desarrollo de la Ley General de Salud Pública para la “cohesión territorial” y, sobre todo, la vigilancia y prevención de enfermedades emergentes, es decir, brotes de varicela, de tos ferina, de sarampión o el tratamiento de patologías que se importan como el, actualmente famoso, virus del zika.

Para contener el gasto

La propuesta para contener el gasto hace hincapié en la tecnología sanitaria (un capítulo que se come gran cantidad de recursos económicos). Se incorpora un plan específico para que sean los datos de uso y éxito a nivel nacional los que guíen la compra y asignación de estas tecnologías.

También en cuestión de gasto, se insiste en contener otro de los grandes sumideros: el farmacéutico: “Incrementar la compra centralizada de medicamentos”, repiten. En este sentido, aseguran que el Consejo Interterritorial de Salud deberá acelerar el acceso a los medicamentos novedosos y garantizar que lleguen a todas las comunidades.

Sin embargo, se muestran vagos en el copago farmacéutico. No hay referencia expresa sobre si se desharán los tramos de pago que se instauraron en la pasada legislatura. Se limita a decir que se garantizará “que no sea una barrera de acceso”. Sin mayores concreciones.

Etiquetas
stats