eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Los afectados por expedientes de suspensión o reducción de empleo recuperarán su paro

El Gobierno rectifica y recupera esta medida, que permite a los trabajadores afectados por expedientes de suspensión o reducción de jornada recuperar su prestación de paro íntegra si más tarde son despedidos.

- PUBLICIDAD -
IU dice que el dato del paro no ha tocado fondo y "continuará agravándose" de forma acelerada

El Gobierno recupera la reposición de prestaciones para afectados por expedientes de regulación. EUROPA PRESS

Los Presupuestos Generales para 2013 contenían una medida que perjudicaba de forma directa a los trabajadores involucrados en expedientes de suspensión o reducción de jornada: no podrían recuperar la parte de su prestación por desempleo que consumieran mientras su empresa llevaba a cabo el expediente. Sin embargo, el Gobierno ha dado marcha atrás para evitar perjudicar a las empresas y trabajadores involucrados en este tipo de procesos, que suelen proponerse como forma de evitar expedientes de regulación de empleo tradicionales.

El Consejo de Ministros ha aprobado hoy la ampliación del llamado derecho de reposición de la prestación para los trabajadores a los que se les haya suspendido o reducido la jornada hasta el 31 de diciembre de 2013 y cuyo despido se produzca hasta el 31 de diciembre de 2014.

Los expedientes de suspensión o reducción de jornada son aquellos en los que las empresas, en lugar de despedir a los trabajadores, reducen su jornada o la suspenden durante un tiempo para pasado un tiempo fijado readmitirlos. Mientras su jornada está reducida o suspendida, los trabajadores afectados cobran la parte de su prestación del desempleo que le corresponde.

Como incentivo para que las empresas optaran por este tipo de expedientes en lugar de los de extinción, y también como forma de proteger a los trabajadores, esta prestación se reponía si luego los afectados eran despedidos. Es decir, si en el año siguiente al expediente de suspensión o reducción, el trabajador era despedido tenía derecho a su prestación con un máximo de 180 días.

Sin embargo, los Presupuestos Generales para este año no contemplaban la prórroga de estos incentivos, lo que hacía que los trabajadores involucrados en este tipo de expedientes no pudieran recuperar su prestación. Los sindicatos lanzaron la voz de alarma, no sólo por la desprotección de los trabajadores, sino por la inseguridad jurídica que creaba, al afectar a trabajadores de empresas que pudieron tomar esas decisiones pensando en que las prestaciones se repondrían.

Ahora, estos incentivos se restablecen y todos los trabajadores quedarán cubiertos.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha