eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Diario Turing Diario Turing

Reino Unido estuvo a punto de prohibir aplicaciones con cifrado

Tras los atentados a Charlie Hebdo, el primer ministro, David Cameron, había anunciado medidas para acabar con el cifrado en comunicaciones privadas, como las que permitieron a los terroristas coordinarse

Algunos expertos en seguridad consideraron extrema la medida y hoy un representante del Gobierno británico negó que Cameron hubiera sugerido que el cifrado deba ser prohibido

- PUBLICIDAD -
El Gobierno conservador británico restringe el derecho a la huelga

David Cameron, primer ministro británico

Tras la victoria del conservador David Cameron en las últimas elecciones de Reino Unido, el político británico apostó por una proposición de ley para endurecer las condiciones que las aplicaciones de comunicaciones pueden ofrecer su servicio en el país.

Después de  los atentados en París al diario satírico Charlie Hebdo el pasado enero, Cameron anunció medidas para que las vías de comunicación fueran más sencillas de investigar por las agencias de seguridad, como el GCHQ o el MI5. La idea de Cameron era la de acabar con el cifrado que posibilitó a estos terroristas coordinarse.

El proyecto de ley que el gobierno británico estaba preparando era drástico, dando el poder a las agencias de inteligencia en el que se aseguraba "mantener la capacidad de nuestras agencias de inteligencia y aplicación de la ley para atacar las comunicaciones de terroristas, pederastas y otros criminales" publicado durante el discurso de la Reina Isabel II el pasado mes de mayo.

Bajo las condiciones que el gobierno británico quería imponer, todas las aplicaciones de mensajería que permitieran acceder a las conversaciones de posibles sospechosos anteriormente citados, podrían ser bloqueadas en el país. A efectos prácticos esto haría que por ejemplo iMessage, la aplicación de mensajería de Apple, no funcionase en el país. O que cualquiera de estas aplicaciones seguras para llamar o enviar mensajes de forma cifrada no se pudiesen usar.

Aunque las declaraciones iniciales de enero se hicieron en un momento de luto por los ataques terroristas y en medio de una reñida campaña política nacional, el tratamiento de Cameron al cifrado alertó a expertos de seguridad como  Graham Cluley, que llamó a esta medida " una locura".

En una carta desde el Departamento de Cultura, Medios de Comunicación y Deporte del gobierno británico se asegura que "Sin embargo, el primer ministro ha dejado claro que no puede haber áreas de internet que están fuera del alcance del Estado de Derecho - y esto tiene que incluir, si es necesario y proporcionado, las comunicaciones privadas de los individuos".

Leyendo entre líneas este párrafo se distingue que servicios como la red anónima Tor podría estar en peligro.

Marcha atrás con la prohibición

Finalmente el 14 de julio una representante del gobierno británico aseguraba al medio Business Insider textualmente que "el primer ministro no sugirió que el cifrado deba ser prohibido".

En la carta publicada no se comenta en ningún momento que no se pueda pedir a estas empresas que instalen puertas traseras en sus aplicaciones, algo que según expertos es algo imposible de instalar en todas las aplicaciones existentes, por no hablar de la negativa de varias empresas a instalar estas medidas que vulneran sus creencias sobre que las conversaciones y comunicaciones deban ser privadas.

Más cifrado en nuestras vidas

Desde que Edward Snowden filtró miles de documentos a los periodistas del diario británico The Guardian, Glenn Greenwald y a la directora de documentales Laura Poitras, y se mostrase al mundo los grandes proyectos que la NSA tenía en cuanto a la interceptación de datos de todo el mundo, incluidas personas inocentes y ciudadanos de EE.UU., el cifrado se ha vuelto más y más popular.

El cifrado de datos permite que una conversación o un archivo sea imposible de leer o editar sin que una persona tenga la clave de la persona que lo envía. Por ejemplo el programa PGP permite que un correo electrónico o una conversación de chat solo sea posible leerse entre las dos personas que comparten sus claves públicas. El cifrado es de punta a punta, por lo que aunque alguien intercepte la comunicación, sería incapaz de leerlo.

Apple y Facebook tienen aplicaciones de chat muy famosas y que usan millones de personas en todo el mundo con cifrado. WhatsApp empezó a cifrar en 2014 las conversaciones —aunque no se tiene constancia de hasta qué punto o de su evolución. Mientras Facebook Messenger cifra en su tránsito a sus servidores, Apple por su parte cifra de punta a punta las conversaciones. Incluso la popular Snapchat permite conversaciones cifradas y con caducidad.

¿Está WhatsApp cifrado?

WhatsApp es la aplicación de facto en las comunicaciones de persona a persona desde el móvil. WhatsApp tiene más de 800 millones de usuarios únicos activos al mes.

La empresa asegura que la comunicación entre tu teléfono y sus servidores está cifrada, se conoce que Facebook ha colaborado con cuerpos de seguridad en la detección de supuestos terroristas en Bélgica analizando las conversaciones de WhatsApp.

Como parte de sus términos de servicio WhatsApp indica que colaboran y "asisten a organismos de seguridad", aunque WhatsApp como servicio por ahora nunca ha publicado un informe de transparencia que indique cuándo y qué países han pedido información y si se entregó dicha información.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha